el proceso de la presencia

en este proceso de conectar con la atención y la intención en nuestras vidas, parar la mente y todo el charloteo mental, esa cháchara que a veces nos abruma, y de re-contacto con nuestras sensaciones corporales,

el proceso de la presenci, un libro escrito por Michael Brown, nos invita a realizar una dinámica sencilla, que se compone de dos momentos de contacto con nuestra respiración, 15 minutos al levantarnos, 15 minutos al acostarnos,

en un ejercicio que nos va a llevar a lo largo de 10 semanas, leyendo unos textos que nos acompañan cada semana, y un mantra, una especie de frase recordatorio, o invocación, que nos acompaña de la semana 1 a la 10, y que copio,

  1. Decido vivenciar este momento
  2. Reconozco mis reflejos en el mundo
  3. Respondo conscientemente a todas mis experiencias
  4. Recupero mi equilibrio interior con mi atención compasiva
  5. Me abrazo compasivamente a mi inocencia
  6. Neutralizo mi carga emocional negativa
  7. Me siento a salvo en mi cuerpo
  8. Soy responsable de mi propia paz mental
  9. Me invito a mí misma a ser espontáneamente alegre
  10. Me aprecio a mí misma

en un ejercicio que nos lleva de vuelta a casa, a nuestro ser interior, un ser que tiene todos los recursos, con el que puedes compartir todas tus preguntas, en este ejercicio que va de dentro hacia fuera, ojalá este viaje te sea de utilidad.

   así lo vimos…

aunque mi intención primera es introducir una foto de la portada del libro, pinterest me regala hoy esta imagen, una extraña estrella dorada de 5 puntas, el 5 en representación del ser humano, con estos extraños textos, casi incomprensibles,

“life is a journey”, la vida es un viaje,

“quiet yourself, nothing to solve, nothing to conquer”, cálmate, nada hay que resolver, nada que conquistar,

y me sonrío con estos regalos con forma de piedras, letras y colores, en este teatro tan bonito que es la vida, en el que puede emerger, de vez en cuando, el tramoyista, el director, la actriz de reparto, y en algún que otro caso,

también, claro que sí, la persona que observa desde fuera toda la función.

si quieres empezar con este viaje de re-conexión, las instrucciones para empezar con la respiración son sencillas, 15 minutos a primera hora de la mañana, 15 minutos a última hora, si es posible en el mismo sitio,

sin necesidad de seguir ninguna pauta concreta en cuanto a tiempos de inspiración o expiración, siguiendo nuestra respiración normal, inspiramos y expiramos sin pausas ni artificios, una respiración de la que sólo nos tenemos que hacer conscientes,

no está mal como auto-regalo diario, para empezar.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.
Anuncios

del “qué te ha pasado” a “qué has hecho conscientemente para estar así (de bien)”

si has asumido una verdadera TRANSformación en tu vida, este video te puede ayudar a re-conectar con el potencial de una glándula, no vamos a decir LA glándula, pero casi, el timo, o el Thymus,

un video que no es precisamente corto, pero sí es muy interesante, un video que estoy seguro que voy a revisitar, cargado como está de preguntas sencillas, en un recorrido que va cobrando sentido,

desde esa pregunta inicial, ¿estás realmente interesada en realizar una TRANSformación en tu vida?, en ese proceso, que tal como cuenta Francisco Javier de Pablo, requiere de tu compromiso,

con resultados que se pueden percibir a simple vista, ojalá un día cercano alguien te pregunte “qué te ha pasado”, o mucho mejor, “qué has hecho conscientemente para estar así de bien.

   así lo vimos…

¿y si conectamos con el timo?

2 propuestas.

puedes realizar una meditación sencilla, que consiste en llevar la atención de la cabeza al corazón, y llevar tu mano al medio del pecho, entre los dos senos, a la altura de la mitad del esternón, y ofrecerte un espacio de no tiempo, de no prisa,

tal vez media hora, de no pensar y de hacer nada, tal vez empiezas a percibir los latidos del corazón, el ritmo básico de tu vida, mientras dejas pasar los pensamientos que te vengan, es natural, sin juzgarlos, sin juzgarte, sin darles más vueltas,

llegaron y como llegaron los dejamos irse, se van, ya está, y seguimos en ese proceso, consciente, premeditado, de conexión con esta glándula que nos va a conectar con nuestra alma y nuestra conexión.

con la mano en la misma posición, puedes pronunciar la siguiente frase, “Ineer healer, sanadora interior, instala paz, amor, tranquilidad en mi corazón, en todos los órganos y sistemas de mi cuerpo, en mi sangre, en todas mis células, y en mi ADN ahora”,

puede que sientas algo, puede que no, en cualquier caso prueba, y observa si ese estado de tranquilidad y sosiego, de paz interior, te acompaña en tu particular forma de sentir – pensar – hacer, convertida en vida consciente.

el timo es la glándula que está relacionada con el cuarto chakra, verde, el centro energético del corazón, en el que reside nuestra intención, ese centro que nos sirve de conexión entre los centros energéticos inferiores, los 3 primeros chakras,

tan cercanos a la tierra, que asociamos en “7 emociones” con el miedo – la tristeza – la rabia, las 3 emociones propias del mundo material en el que nacemos, crecemos, nos alimentamos y nos reproducimos, para morir,

con los centros energéticos superiores, los 3 chakras por encima del cuarto, del quinto al séptimo, asociados a 3 emociones propias del desarrollo espiritual de las personas, los grupos y las organizaciones,

el orgullo humilde – la comprensión – la alegría, por medio de los cuales entablamos relaciones de desarrollo personal, en casa y en el trabajo, convertido en desarrollo profesional, aprenHendizaje que utilizamos para la TRANSformación,

TRANSformarnos y TRANSformar,

el timo, una glándula que es necesaria para conectar con nuestra intuición, con nuestra alma y su propósito, y con nuestra capacidad de expresar amor en este mundo, tan bueno, bonito y verdadero, que hemos decidido vivir,

y en el que experimentamos tantas cosas, más allá del ejercicio de pensar y hacer.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

oro, incienso y mirra, caballo, dromedario y elefante, Melchor, Gaspar y Baltasar (cada oveja con su pareja)

es la noche del 4 de enero, y nos acercamos siguiendo el resplandor de una estrella de inusitado fulgor hasta el portal de el Escorial, y tomamos fotos de lo que ahí se cuece. Cientos de pastores pululan con sus hijos y sus padres por el pueblo.

3 Reyes Magos de Oriente se adentran en el pueblo con 3 regalos, Oro, Incienso y Mirra.

se acercan, se acercan, ya están muy cerquita, pero todavía no han llegado a la noche del 5 de enero, ni al portal donde un recién nacido sonríe de corazón.

incienso1oro2

oro3 mirra1

incienso2

incienso3 oro1mirra2

mirra3

Peleándonos entre la multitud, en el fragor de la batalla, sacamos la evidencia de que “nosotros también estuvimos ahí”, pero en eso que al imprimirlas (cortar y pegar) desordenamos las fotos, pero no nos importa ya que nos han dicho que es fácil desfacer el entuerto. Todo el mundo sabe qué rey mago lleva qué al portal de el Escorial y cuál es el vehículo que lo impulsa.

A saber, 3 camellos, ¿o eran 3 caballos?, ¿o tal vez 3 elefantes?

Tal vez nos puedes ayudar a ordenar el asunto. A mí siempre me ha costado mucho diferenciar a Melchor de Gaspar (el barbudo blanco del barbudo rubio, ¿o es al revés?), de la misma forma que siempre he diferenciado fácil a Baltasar, el rey negro.

Sin saber mucho de historia, yo ya sé en qué vehículo viaja Baltasar y cuál es su ofrenda (he hecho el primer grupo de 3). ¿Te atreves con los TRÍOS de Melchor y Gaspar?

¿Nos ayudas?

estrella888mon

Así lo vimos…

Por cierto, fuera aparte de la visión de los 3 reyes magos y sus regalos, 3 escenas nos impactan.

burrono

El burro no quiere volver a su casa ni a tiros. Como nosotros.

(esto es maltrato animal)

vacaymulo

la vaca, acusadora, le mira al mulo, que algo ha hecho. Se le ve a todas luces arrepentido. A buen seguro que no lo volverá a hacer.

o al menos, eso cree ahora.

(esto es acoso)

camello

una cría de camello nos despide, vacilona.

Se ha dado cuenta de que lo hemos entendido todo.

Quién es Gaspar y quién Melchor, sus regalos y sus vehículos de tracción a las cuatro patas, y lo que han venido a hacer al Escorial (el maravilloso “para qué”) … también.

(esto es adivinación o lectura mental)

inocente, inocente, inocente!!!

Hoy es 28 de diciembre. Estoy a punto de salir del baño del hotel en el que nos hospedamos, despues de tomar una ducha. Un poco de vapor de agua queda sobre el espejo. Dos figuras se intuyen entre el vaho. Un sol y una sonrisa.

solmon sonrisamon

Alquien ha dejado ese mensaje sutil para mí, también para ti, realmente para cualquier persona que lo quiera ver.

Hoy casi no lo vimos, pero estaba ahí…

Que tu día de los inocentes sea un día inocente y feliz, en el que tu bestia interior, también conocida como tu niña interior pueda jugar, o niño interior, no se me vayan a molestar “ellos”, experimentar, sonreír, y ser un ejemplo, otra vez más, para todos los que viven a tu alrededor. Sutil, precioso, radiante, sí.

re-calculando

boadilla2Miércoles a la mañana. Tengo una cita a las 10, comprimida con otra a las 11, a escasos 10 kilómetors de distancia. De 11 13 ocupado. Luego tenemos un rato para comer, para una cita a las 4 de la tarde en el centro de Madrid.

Entro en Pozuelo desde Boadilla, porque me he saltado una salida desde la autovía. Llevo 20 minutos atascado para hacer 1 km y me quedan 2. Si nada lo remedia, son las diez menos cuarto, llego tarde a la cita, pospuesta media hora, porque inicialmente estaba prevista a las 9:30.

Pienso en llegar tarde para ir rápido y mal, y seguir la mañana peor, y se me ponen los pelos como escarpias. Pienso en seguir, a vuelta de rueda, pero dos minutos más tarde cambio el chip. Recalculando, recalculando, y decido llamar. ¿Es posible reunirnos a las 13:00? La respuesta es afirmativa. No hay ningún problema. La persona con la que nos reunimos está sí o sí en la oficina durante toda la mañana, y no le hago ningún tipo de desperfecto.

Me doy la vuelta en la primera rotonda y cambio el plan. Me acerco a la segunda cita sin cubrir la primera y decido descansar. Me lo he ganado. Soy un campeón.

De camino a casa de Irene le pregunto si tiene un sitio una hora antes, y me acoge con un té o un café, y no me responde. El paseo será por Boadilla del Monte pueblo.

El pueblo está en fiestas, o en preparación de. Me acuerdo de la última vez que estuve en Boadilla, en una mañana de primavera, ya hará sus 7 años. Por aquel entonces estaba casado, con Maitane muy pequeña, y nos juntamos con una amiga de la guarde y sus padres, italianos, ha llovido desde entonces, desde aquella mañana de domingo. TAmbién paseamos por el pueblo.

Sigo mi paseo, pensamientos y recuerdos, que se van mezclando, hilando, con sensaciones muy ricas del día de hoy, el fresquito mañanero, el sol que empieza a templar, una esplanada muy bonita, un edificio imponente, un sarao prepaparado para la noche, y empiezo a buscar un sitio para pasar media hora larga que me queda. Este bar, no, este bar, no, sigo paseando hasta un chiquero portátil. Y en el bar más cercano me dan la información del finde. Todavía no tienen programa de fiestas. Sniff. Me dicen el nombre de la virgen patronal de la que me olvido con la misma facilidad con la que me olvido de casi todas las cosas que no me llaman. En el siguiente bar me quedo sí. Veo el recorrido del encierro, señalado con barreras rojas y la plaza de toros, donde muere la fiesta, y me quedo en la barra de un bar junto a la rotonda.

Un periódico deportivo y un café con leche han hecho el resto. La chica al otro lado de la barra no es especialmente amable, pero no va a conseguir cambiar mi buen humor recién estrenado, tras salir del atasco y del agobio mental de las prisas. La siguiente cita puede esperar, pero esta vez llegaré puntual. No se anuncian atascos a las 11 en los alrededores de la casa de Irene.

En el periódico me llama más la atención una entrevista a Simeone que la penuria de principio de año del Madrid. Un equipo formado por jugadores y el talante de un técnico muy bueno, y otro formado por millones. Las mujeres creen que los hombres encuentran en el as gusto por la contraportada y acomodo a su atonía mental en el resto de las páginas. En el primer punto aciertan al 200 por ciento, pero fallan en el segundo juicio. Algunos hombres miran el diario deportivo como pueden mirar una organización empresarial. Yo, cada día más, estoy capturado en la ética del esfuerzo, de la capacidad de superación personal, de la química que crea un equipo de lujo a partir de retazos, y en la magia del campeón, que bien puede quedar tercero o séptimo. Me encantan las historias de equipos de éxito, aunque terminen como el rosario de la aurora. Le pasó al Athletic el primer año con Bielsa, y le está ocurriendo al Atletico con Simeone, que no siempre puede ganar, pero está cada día más cerca.

boadillame paro a pensar en Simeone, y pienso en dedicarle unas líneas en exclusiva. Me acuerdo de aquel tipejo que le pisó a Julen Guerrero, nuestro Julen, una tarde de liga, con saña, alevosía e impunidad, qué mal me caía, y me doy cuenta que me encanta el espírity combativo de su actual equipo, el grupo que lidera. Y me doy cuenta de que son la misma cosa. Es su espíritu de entonces hecho grupo hoy. Pienso en dedicarle unas líneas otro día y me alegro de la capacidad de ver a una persona, la misma, desde otro sitio, y sin apasionamiento. Será que ahora me gusta más porque veo como su Atleti le gana al Madrí. Me encanta su rueda de prensa, que el periodista titula “sin el esfuerzo del equipo no hay nada”, que puede ser muy bien titular para él, pero no creo que sea el mejor título para el post de hoy, precisamente.

Pago el café, 1,30, tan parecido a mi número favorito, el 13, y tomo las de Villadiego. Aprovecho para llamar a dos contactos de Prepárate, y a un potencial cliente. Una cita para la semana siguiente cierra una hora magnífica.

Me doy cuenta de que sigo tomando fotos de todo, también saliendo del bar. El móvil lo tengo abarrotado. Debo de tener más de mil fotos. Las tengo que descargar. Empieza a gustarme esa actitud de sorpresa ante cualquier tontería, la sonrisa de un niño para admirar este mundo tan bonito.

Ya en el coche diviso la M-50, por encima de la cual cruzo, camino de casa de Irene, en la que nos reunimos hace ya unos meses, en el proceso de parir un bicho que se llamará “proyecto de vida sin excusas”. Enrachado, de buen humor, recuerdo la conversación tan fea que tuve ayer por skype con Gorka y Maitane, y lo veo con claridad. El tono de mi conversación, inducido por su actitud, fue mi responsabilidad. Y me trazo un plan para cambiar.

Pienso en todo lo que me ha influido en mi vida reciente para hacer de mi día a día un entorno más sereno, más respetuoso con mi ritmo, con mis necesidades, y agradezco un consejo de Artemio, que me llevó a un taller de la fundación el Arte de Vivir, con el Arte de Respirar. Pienso en que todo lo que cae sobre suelo fértil, siempre y cuando las condiciones ambientales sean propicias para “la cosa”, puede germinar, y reconozco la influencia del Proyecto de vida de Mario en mi “proyecto de vida” actual. Agradecido, sigo camino, esta vez seré puntual.

El día es luminoso, como mi actitud. Todo porque he sido capaz de levantar la cabeza y parar, y apartar a un lado el debo hacer, porque he sido capaz de pensar en otra posibilidad, y le he abierto la puerta.

Todo puede ser diferente, pero el primer paso está en mí. No está en el atasco, no está en la carretera, no está en Gorka ni en Maitane, no está en mi cliente, no está ahí fuera. Recalculando, fuera de ruta siempre, vuelvo a sonreír.

boadilla3mon   Así lo hemos visto…

Recalculando, recalculando, el día fue precioso y la primera reunión se convirtió en la segunda, porque la segunda le adelantó. Todo se ordenó. Todo tuvo su pausa y su tiempo. Todo salió bien.

Dicen que los aviones están el 90%  del tiempo fuera de ruta, y no paran de recalcular. ¿Y a ti, qué tal se te da volar tu avión?

Este post es parte de la colección de bottom up 3.0, un nuevo desarrollo de oé corazón que conjuga la vida sana (meditación, respiración, yoga, alimentación, también en la organización), el buen trato (me bien trato, te bien trato, trabajo con base en valores, los míos y los de mi organización) y el sentido común (ese que nos ha sido regalado a todas las personas), como pegamento de nuestros pensamientos, sentimientos y actos.

Si quieres, también nos puedes acompañar en linkedIN, unidos dentro, qué bonito: bottom up 3.0, un movimiento natural aguas arriba.

espiritualidad en desarrollo

kungfupandaCuando trabajo el rol espiritual, que no tiene nada que ver con la religión, me apoyo en las virtudes que quiero desarrollar y potenciar.

Las enumero, eligiendo de 5 a 10, y las pongo en orden, de más importante a menos.

Para cada una de ellas creo mi definición, por medio de ejemplos y situaciones en las que tiene aplicación, creando mi propio diccionario emocional. Qué es y qué no es, para mí, esa virtud.

También puedo crear o reconocer un modelo de conducta. ¿Quién encarna esta virtud? Si tengo claro quién la encarna, puedo modelar (repetir) sus formas de actuar, llegando a sus resultados. He creado un modelo positivo, en vez de negativo.

A partir de este momento, puedo traducir la VIRTUD, en letras mayúsculas, en pequeñas acciones, Sigue leyendo