abrazar la plenitud

volver a nuestro ritmo natural, volver a escucharnos, volver a conectar con la naturaleza, con nuestras pasiones, con los proyectos que nos nutren y nos dan vida, con nuestras capacidades innatas, desarrollándolas,

volver a viajar, el que es viajero, volverse a sentar, la que es sedentaria, volver a conversar, los que somos charlatanes, volver a respirar, todos, aprender a meditar, hacer de nuevo ejercicio, volver a ser yo misma, volver a reírme y a bailar,

y presentarme en el puesto de trabajo con un disfraz menos, mostrándome como realmente soy, una persona indivisa, sin doblez,

un trabajo en el que no existe Paco Ramírez en modalidad laboral y un Paco Ramírez en modalidad casera, existe Paco Ramírez en versión integral, con una emocionalidad plena, consciente, madura,

un trabajo en el que no existe el café para todos, porque hay personas que prefieren té, ¿con leche normal o desnatada?, ¿podría ser con soja?, yo, perdona, he dejado la soja, y empiezo a tomar avena, ¿tienes avena para mí?,

con procesos en desarrollo, en los que empezamos a tratar la particularidad y la diversidad de las personas, porque lo que hoy es bueno para ti, y para la mayoría, no es necesariamente bueno para mí,

en procesos que cuidan y valoran las circunstancias personales, tan propias de las personas, con sus singularidades, tan propias de su identidad, que se expresa cada vez de forma más libre,

un poco de esto y otro poco de aquello debe de ser abrazar la plenitud, personas conscientes en un proceso continuo de re-conexión.

   así lo vimos…

tal vez por eso sea tan complejo abrazar la plenitud, un proceso tan diferente del “café para todos” y horquillar al mogollón, gestión de recursos humanos, chinpún, todos iguales en el mismo saco, calladitos, sin rechistar.

en algún punto de esa plenitud subyacen dos preguntas fundamentales, que hacen toda la diferencia, ¿quién soy yo?, ¿cuál es mi trabajo?, 2 preguntas que Otto Scharmer, autor de la teoría U, plantea con letras mayúsculas,

who is my Self?, what is mi Work?, lo que equivaldría a poner el acento en las palabras Yo y Trabajo, en el sentido de Sentido de vida, o Propósito, tan cerca de esa palabra, Legado, que todas queremos dejar, de una u otra forma,

2 preguntas tan sencillas como otras muchas, 2 preguntas que hacen toda la diferencia, y que en algún lugar del camino, como un faro en el horizonte, nos pueden ayudar en ese proceso de abrazar la plenitud.

7 emociones, un modelo de inteligencia emocional inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe, pretende aportar un granito en ese ejercicio de vida consciente, en plenitud.

puedes descargar 7 emociones, creative commons, desde este link.