en mi garaje no caben dos rolls, ni siquiera uno (buscando la felicidad de la otra forma)

rastreando las claves para la felicidad, me encuentro con la figura de Mo Gawdat, que ofrece una entrevista en la que nos va a hablar de su vida, de la insatisfacción y los problemas que da tener demasiado dinero,

de esa insatisfacción que crece y que te hace comprar en una noche 2 Rolls Royce por internet, con dos erres, como los pobres se comen un paquete entero de Donettes, con dos tes,

todo parece indicar que todo de cualquier cosa, ya sea de dinero o de falta de dinero, de tiempo libre o de tiempo comprimido, de sexo, de viajes paradisíacos y de rock & roll, todo de cualquier cosa no es la receta de la felicidad,

una receta que Mo parece haber encontrado, todo parece indicar que el cerebro procesa muchos más pensamientos negativos que positivos, y que las zonas que se encargan de estas tareas son más amplias,

una receta que nos quiere vender, de hecho así termina la entrevista, lee mi libro, el algoritmo de la felicidad, un consejo que no sé si voy a seguir, qué feo título, el algoritmo de la felicidad,

es curioso, este chico es un crack de la inteligencia artificial, trabaja en Google, y busca un algoritmo, cómo iba a buscar otra cosa, que desentrañe tamaña complejidad, como un martillo busca clavos que clavar,

y sigo leyendo, relajándome de la tensión que las fórmulas y el algoritmo me producen, todo parece indicar que Mo ha encontrado nuevas vías para la gestión de la presión y de los excesos que el mundo material acarrea,

acercándose a las filosofías orientales, el budismo o el sintoísmo, filosofías que parece que es capaz de aunar con la más pura mercadotecnia del mundo neoliberal, el de los donettes y los Rolls, ya sabes, si quieres, lee su libro,

a ver si la próxima noche en vela se relaja, y sólo se compra un Rolls.

   así lo vimos…

en la lectura que hago del artículo me acuerdo de la indagación apreciativa, una técnica o metodología que nos propone hacer grande el sí en nuestras vidas, e indagar en ese espacio tan bonito, bueno, necesario,

bucear en el sí, sería mi traducción, un sí que podemos ver crecer con un poco de entrenamiento, porque no hay habilidad que no se desarrolle con un poco de entrenamiento,

que nos aleje de nuestros hábitos de pensamiento, emocionales (eso que viene a llamarse temperamento) y de acción, y de esas dinámicas en los que la queja, la crítica, la ironía, y otras beldades similares, crecen en nuestro día a día.

de forma curiosa, en paralelo con esta oferta que nos hace Mo, compra mi libro, recibo una meditación de la fundación ananta, gratis total, que me ayuda a contactar con ese algoritmo a pedales, o ese cuadro a trazo, personal, que estoy construyendo,

te animo a que tú hagas el tuyo propio, para entender mejor el origen y los cauces de la felicidad, pero en primera persona, mi felicidad, tu felicidad.

“Es imposible que pase un día sin experimentar una inquietud, una contrariedad, un malestar. Pero desde el momento en que aparecen estas sensaciones, deteneos para examinarlas: ¿qué experimentáis exactamente? Tratad de recordad lo que habéis visto, oído, hecho, dicho, pensado justo antes… A veces, no tomamos inmediatamente consciencia de un cambio de estado interior; solo después de un buen rato, nos damos cuenta de un malestar, de una pesadez, de una oscuridad de la que nos sentimos incómodos.

Pero como esos malestares tienen necesariamente una causa, es importante descubrirla y de sacar una enseñanza para el porvenir. Y si no la encontráis, no permanezcáis ahí sin reaccionar. Concentraros y tratad de liberaros uniéndoos al mundo de la luz, que es nuestra única salvación. Imaginad que os sumergís en ese fluido purificador, vivificante… Pronto os sentiréis liberados, aliviados, y podréis proseguir pacíficamente vuestras actividades.”

Omraam Mikhaël Aïvanhov (1900-86), Pensamientos cotidianos, Editorial Prosveta.

y mi natural bobalicón no puede des-hacerse de ese extraño paralelismo entre el Rolls Royce y los Donettes, la doble erre y la doble te, tal vez tenemos que experimentar fundiéndonos una noche un par de paquetes de donettes,

y me acuerdo de esa extraña frase que veo en pinterest, y que recuerdo vagamente, es lo que tiene traducir de memoria con un mal inglés, no me acuerdo de la pregunta, pero la respuesta es siempre la misma, el chocolate.

observo con detalle la captura de imagen de este fabuloso Rolls, casi no cabe en el cuadradito, mucho menos en el monigote, y de repente me da por pensar que no va a caber tampoco en mi garaje, mucho menos si compro dos,

y mi preocupación crece hasta que me doy cuenta de que no tengo garaje, qué tontería, casi mejor me aplico con el chocolate.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos, no hace falta que te lo compres, desde este enlace.

 

Anuncios

¿cuántos helados y refrescos necesita un niño al día?

un anuncio de una compañía de alimentación, Unilever, nos hace llegar el compromiso en nutrición de una de sus marcas, Frigo,  para una vida sostenible, un compromiso que atiende al crecimiento del sobrepeso infantil en España,

ya que según su información, que proviene del estudio ALADINO (AESAN), el 26,2% de los niños tienen sobrepeso y el 18,3% obesidad, para un total del 44,5%, ahí es nada, casi la mitad de la población infantil,

un compromiso que incluye el marcado de una serie de helados para niños por medio de un logotipo, por el cual los helados que son señalizados contienen un máximo de :

  1. 110 kcal por helado,
  2. 3 gr de grasas saturadas por helado,
  3. 20 gr de azúcares añadidos por cada 100 gr,

y me pongo a buscar este logo del compromiso Frigo, y me pongo a temblar, no lo encuentro en la primera búsqueda, ni en la segunda, voy a ser capaz de encontrarlo en la tercera,

y se me empiezan a revolver las entrañas, en un helado “sano” o “saludable” el 20% del contenido puede ser azúcares añadidos, y me pregunto cuánto azúcar añadido puede llevar aparejado un helado normal,

y cruzo el charco, y me voy a una fiesta infantil, con la típica e inofensiva composición de chuches, una bolsita con unos pocos o un montón de caramelos, refrescos y pica-pica, patatas, tarta y demás,

y me pregunto cuánta porquería somos capaces de administrar a esas personas, pequeñitas, a las que tanto queremos, a las que tanto decimos querer, y cuán grande es el tamaño de nuestra inconsciencia,

o de nuestra conciencia, tanto da.

   así lo vimos…

el azúcar refinado es uno de los cinco asesinos blancos, no sé si me atrevo a decir que el peor, y no tiene repercusiones únicamente en el peso, también tiene influencia en el comportamiento,

activando a los niños, poniéndoles más nerviosos, frenéticos en muchos casos,

un comportamiento que nos beneficia bien poco, y que en algunos casos la industria de la enfermedad va a etiquetar como déficit de atención e hiperactividad, un síndrome que en mis tiempos no existía, éramos simplemente niños nerviosos,

un síndrome que ahora se trata con diversos medicamentos, como es el caso del Ritalín, medicamentos que crean adicción y dependencia, una vez que empiezas va a ser difícil quitarle al niño la medicación.

no puedo dejar de pensar en un mundo que avanza a un ritmo frenético, con resultados que ninguna de nosotras queremos (como sociedad), pero que a alguien le beneficia de alguna forma (a nivel particular),

y me pregunto cuántos helados necesita un niño al día, cuántas Coca-Colas, y cuántos Ritalines para que sus mayores sigamos viviendo en este estado de bien-estar semi-consciente,

bien-estar mal administrado, o administrado de aquella forma, que en algunos casos deriva en opulencia para unos pocos, porque a los seres humanos, o al menos a los seres mayores, no se nos da especialmente bien eso de repartir.

en los procesos de reparto, muchas veces el corporativo aparte de dividendos, reparte externalidades, una forma bonita de denominar los impactos negativos que tiene su actividad en la sociedad, por los que no paga.

según el estudio ALADINO el 44,5 de los niños de España sufre sobrepeso u obesidad. “La obesidad se ha multiplicado por 10 en los últimos 40 años”, “Los niños de España, entre los más obesos de Europa”, rezan los titulares en internet.

de los datos de déficit de atención e hiperactividad prefiero no opinar.

Gorka, mi hijo mayor, también fue diagnosticado como TDAH, mal diagnosticado, por cierto. Gorka tenía un problema de reflejos, nada que ver con el TDAH. Ante un diagnóstico y un tratamiento tan feo, cambiamos la receta…

y le cambiamos a Gorka de colegio.

Pero todo parece indicar que el sistema educativo, y la lista se hace larga (sector alimentario, industria de la enfermedad, organizaciones de la educación) se ha ido por la ladera fácil del tema, mejor los medicamos y nos quitamos de en medio un problema,

que es muy difícil eso de educar.

Si miramos hacia Estados Unidos, país de referencia en obesidad mórbida, y cuna de la medicación de niños hiperactivos por medio de Metilfedinato, la perspectiva es aterradora. Copio literalmente un párrafo de la Wikipedia,

El MFD es en la actualidad el psicotrópico bajo fiscalización internacional con mayor distribución en el circuito legal. Se ha convertido en una de las manufacturas más rentables para el complejo industrial farmacéutico. Los ingresos derivados del mercado de drogas para el TDAH, incluyendo al MFD y sus competidoras, alcanzan solo en EE. UU. valores superiores a los 3100 millones de dólares.​ Nótese que el producto interior bruto (PIB) anual de unos 50 países estaría por debajo de esas cifras.

 

y el ciclo de la conciencia en evolución se cierra, mientras en Frigo creen firmemente que los helados tienen cabida en una alimentación variada y equilibrada y un estilo de vida saludable, todo parece indicar que el sistema necesita mejorar.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y por la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

nunca dejes de soñar, que a veces lo que hacemos tiene premio

observo  con extrañeza este curioso mundo en el que vivimos, en este primer día de mundial 2018, metidas como estamos en plenos cambios de la cosa, cambios que quedan parcialmente reflejados en este tweet,

ya que hace escasos 2 años el actual presidente de Gobierno es objeto de un motín, 17 miembros de la Ejecutiva Federal dimiten en bloque el 28 de septiembre, obligándole a dimitir, y a abandonar su postura contra la investidura de Rajoy,

acto que refrenda el 28 de octubre, entregando su acta de diputado, y dejando vacante su escaño horas antes a la votación de investidura de Mariano Rajoy, él no está de acuerdo con la postura de su partido, en un ejercicio de congruencia,

que dos años más tarde va a ser premiado, los partidos de la oposición, de forma mayoritaria, con la excepción singular de Ciudadanos, van a llevar adelante la primera moción de censura exitosa contra un presidente en esta etapa de la democracia,

todo parece indicar que la vida es en parte sueño, en este caso positivo,

un sueño que tiene su contrapunto en el triste ejemplo del ex-seleccionador español, Julen Lopetegui, que se ve tentado por el caballero don dinero, es que Florentino no tiene límite,

porque poco límite hay para el dinero desbocado, cuando llama a la puerta de un pobre, que se va a comportar como un nuevo rico, o como una chacha, tanto da, que tienen esa fea fama de no volver a su trabajo un día, sin avisar,

cuando en realidad han vuelto al trabajo día tras día, durante largos años, sin rechistar, qué curiosa es la vida, cuánto juicio aquí y allá,

y el pobre que se ha comprometido con un puesto que representa el sueño de un pueblo, que por otra parte se encuentra bien dividido, nacionales e independentistas, Barca y Madrid, a alguien le debe interesar que la cosa ande dividida, y polarizada,

decide tomar partido por uno de los bandos 3 días antes de que la pelota eche a rodar, qué curioso, tras renovar por un par de años más, hasta la finalización de la próxima eurocopa, independientemente de los resultados de este mundial,

un mundial que se le va a escapar de las manos, porque es muy difícil ser parte independiente y parte contratante de la primera parte, sin que la segunda y la tercera levanten la mano y digan, oiga, usted, que esto no debería ser así,

y ahí anda la vida, con ejercicios de congruencia que tienen su premio, aunque tarden 3 años en llegar, y con ejercicios de incongruencia, que también tienen su premio, que en este caso llegan de forma fulgurante,

porque el motín, si no que se lo pregunten a los 17 amotinados del comité federal de Pedro Sánchez, tiene su precio.

   así lo vimos…

en el ejercicio de observar observando, dejo pasar este título en ciernes, va a ser que no lo publico así, si Zidane ha ganado 3 Champions seguidas, seguro que yo gano 4 más del tirón, quizás 5,

con referencias a columnas que me gustan, que me hacen pensar,

Mal el Madrid, peor Lopetegui,

el paso adelante de Fernando Hierro, en un ejercicio de responsabilidad,

como la respuesta espontánea de Gabilondo, siempre tan sensato, “Un disparate, una locura, una estupidez, una bobada, una equivocación, un desastre”, tras recibir el premio Vanity Fair al periodismo, vaya contrasentido,

acaba de hacer papilla a la selección y al madridismo, sin mencionar al verdadero responsable de la cosa, el siempre excesivo, en su ausencia de reconocimiento, tanto hacia sus jugadores como hacia sus entrenadores,

como en su reconocimiento fuera de tiempo y lugar (del que éste es muy buen ejemplo, hacia Julen Lopetegui y con el mundial en puertas), Florentino, el jeque del madridismo y azote de infieles, .

si me dejas 3 minutos para recapitular, que no sé muy bien de qué vengo escribiendo hoy, tengo ganas de leer estas líneas, y otras parecidas, dentro de dos años, a ver qué resultados nuevos y sorprendentes arrojan la realidad,

tal vez Aznar es otra vez presidente del Gobierno, tal vez es Rajoy, tal vez España no es una monarquía, tal vez Hierro sigue en el cargo, tal vez Julen es entrenador del Real Madrid, y levanta la quinta Champions consecutiva,

3 de Zidane + 2 de las 4 que están por venir de las suyas,

tal vez Florentino Pérez ha des-aparecido de escena y el Real Madrid vuelve a ser un club señor, ejemplo de educación y valores para las generaciones por venir, o la contraria, tanto da,

tal vez Florentino Pérez sigue en el cargo, y le ríe  y promueve las payasadas a Neymar.

si eres parte del motín, y te han pillado, mucho ánimo, en la siguiente partida el resultado puede ser diferente.

cualquiera que sean tus sueños, keep walking.

en esta vida, seas lo que seas, no dejes de soñar, que los sueños sueños son, y algunos además se cumplen, cuando no están lejos de la emoción (congruente) y de la acción (ídem de lienzo).

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

¿cuántas orejas caben en un refri? ¿y cuántos ojos? ¿y cuánta seda?

en el ejercicio de hacer del domingo un día diferente, sunday, el día del sol, tomo una foto de un imán del refri, en el que hay unas cuantos animales, y me pongo a contar orejas, y me hago una par de preguntas truculentas,

¿cuántas orejas hay en esta foto?, ¿y cuántos ojos?, y cuántas bocas?,

y observo, despierto como estoy al campo de la observación, que hay el doble de orejas y ojos que de bocas, y cuatro veces más patas, o casi, porque en la imagen inferior, debajo de las 15 ovejas,

ahí va, hay un lobo escondido, son 14 ovejas y 1 lobo, ¿será el de tacirupeca jarro?, encontramos un curioso dibujo, dos formas que corresponden con las orejas de un búho,

papá, papá, ¿los búhos tienen orejas?, y me acuerdo del chiste del búho, un animal que rompe la aritmética de las ovejas y los lobos (los bolos), ya que el búho sólo tiene el doble de ojos y orejas que de bocas,

papá, papá, ¿los búhos tienen boca?, y me acuerdo del chiste del búho, no, hijito, los búhos no tienen boca, los búhos tienen pico,

e intento calcular cuánta lana se puede sacar al trasquilar 15 ovejas (en realidad 14 ovejas y la piel falsificada de un bolo), y al trasquilar al búho, y aparece otra vez el niño, preguntón, curioso,

papá, papá, ¿los búhos también tienen lana?, y me acuerdo del chiste del búho, no hijito, los búhos no tienen boca, tienen pico, y no tienen lana, tienen plumas, y no tienen cuatro patas, sólo tienen 2,

y además no he dicho búho, lo que he dicho es culo.

   así lo vimos…

y observo cómo hay movimientos en nuestra vida que despliegan lo que viene, y otros que lo tapan, unos que promueven lo nuevo, y otros que siguen anclados en lo viejo, aunque la mona se vista de seda,

que por cierto, no tiene ni lana ni plumas, aunque respeta la aritmética del bolo y las ovejas.

si observas con atención el dibujo, las ovejas miran con diferencia el culo de las ovejas que tienen delante, y sólo el bolo tiene un interés genuino en el trasero, también le podemos llamar por su nombre, culo, de las ovejas,

pareciera como si los ojos se le salen de las órbitas.

pregunta capciosa, ¿tenemos elementos de juicio necesario para aventurar que el lobo es género masculino y las ovejas son del género femenino?

y me alegra no tener nada mejor de lo que escribir hoy, un día en el que el lobo sigue escondido, a la espera de lo que tenga que venir, tenga el formato que tenga, cuando y donde proceda.

el futuro emerge es un movimiento escondido, hasta que sea más conocido, claro, como pasa con las ovejas y el bolo, con el búho y la mona, escondida, como Kendall Jenner, por eso no la vemos, tras la seda.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

con el niño des-atado en el tractor

en este ejercicio de acercarme a mi 52 cumpleaños con la vida, no sé dónde he leído que los 12 días anteriores son importantes, como lo son los 12 siguientes, encuentro que mi niño natural está des-atado,

es curioso a más no poder,

y conecto con ese ser precioso que todas llevamos dentro, un niño que entra en una tienda de instrumentos musicales y quiere tocar todas las guitarras, y todos los bongos, y todas las armónicas, y todos los instrumentos raros,

hay que ver qué culo es el ukelele,

y entro en una tienda antes de la cena del miércoles del futuro emerge en Bilbao  a la que decido volver el día siguiente por la mañana, en el último hueco que deja la agenda, y vuelvo, y juego con el sonido del tren, y con el vapor del Mississippi,

qué útil internete que nos corrige, usted quiso decir tal cosa, con más o menos pes,

y el niño natural se lo quiere llevar todo, él sí que es abundante, de la misma forma que quiere jugar todos los juegos, y tiene una imaginación des-bordante, una imaginación que todo lo conecta, y que ve puentes donde otras personas sólo ven disputas,

y se encuentra asistiendo a la primera asamblea del CIE, el Consorcio de Inteligencia Emocional del País Vasco, aunque ya es socio desde hace 3 años, y se pregunta si esta asociación se disolverá, y ésta va a ser su primera y su última reunión,

y se ofrece para formar parte del grupo tractor, supongo que le encanta la idea de jugar con el tractor, y pasarse de vez en cuando por la granja, con los animalitos y las plantas, jo, qué chulo, un tractor,

porque el gesto del niño natural es el del voluntario, esa persona que se ofrece, sin la amargura y las precauciones que la vida nos deja, el niño no está todavía resabiado, y no sabe que es imposible,

y como no lo sabe nada es imposible, y veo el transcurrir de esta reunión en la que un grupo de gente nueva toma el relevo de otro grupo precioso, y decidimos quitar las cuotas de los socios, por fin está claro que el CIE no tiene afán de lucro,

ni modelo de negocio asociado, qué bien, se acabó la negación del ocio, nos lo podemos pasar bien, plantar nuestras semillas, dis-frutar, que se entiende mejor que sin-frutar, aunque digan lo mismo, estamos en una granja okupa,

en la que podemos compartir el tractor, y los aperos de labranza, y las vallas, y la caseta de las herramientas, y podemos traer nuestros cachibaches para hacer nuestros trucos de magia, las pelotitas y los silbatos,

anda con cuidado, no te vayan a atizar con las pelotas, peor todavía, no te vayan a pasar por encima una segadora, una cosechadora, un tractor, que el niño está suelto, ha salido de la cárcel en la que le metió el perseguidor.

   así lo vimos…

en nuestro proceso de reflexión sobre las capacidades positivas que el adulto, la madre protectora y el niño natural tienen, hemos llegado a la conclusión de que el niño natural se caracteriza por el gesto de entrega,

y no hay mayor entrega que presentarse voluntario a la aventura, ¿alguien es voluntario?, y un par de manos surgen de la espesura, yo, yo, yo, yo quiero, batiendo el aire con entusiasmo,

en este camino que hemos denominado el 3ple camino, un viaje que se hace en paralelo, porque podemos desarrollar las características del niño en paralelo con el desarrollo de las del adulto y la madre protectora,

es la magia de la vida, porque no somos 3, sino 3 en 1.

en el proceso de dar rienda suelta al niño veo que maneja la misma tarjeta de crédito que utilizan el adulto y la madre, y veo cómo se acaba de comprar una guitarra eléctrica y un montón de cachibaches que hacen ruido,

y un par de botellas de quién sabe qué licor, porque lo importante es la botella, con unos dibujos de las baldosas de Bilbao, que tanto le gustan, y unos caramelitos para regalar, claro, lo importante otra vez es la caja, tan bonita,

y unos pasteles, no de los de comer, sino de los de pintar, cuando él nunca ha pintado nada, casi no se acuerda la última vez que hace una acuarela, ay, qué frágil es la memoria,

horror, que le quiten la tarjeta de crédito al niño,

y conecto con otra de las características del niño, sí, todo me temo que el que es realmente abundante de los 3 es el niño, sí, él es el que más cerca está de la tierra, del juego, del inicio de todo, de la energía inagotable de este universo,

tan bonito, tan bueno, tan epatante, el niño se pregunta qué significará la palabra, pero le gusta, qué chula, por eso se anima a usarla, en el que hemos decidido vivir.

en la reunión del CIE el niño aprovecha para hablar de uno de sus juguetes, el futuro emerge, e invita a sus compañeras de aventuras a subirse al proyecto, no es extraño que lo haya llamado el tran tran del tren y los juegos artificiales,

no es serio que les dejen poner los nombres a los niños, siempre debería haber un adulto para ponerles nombre, que si no pasa lo que pasa, y además se ve.

todo parece indicar que el futuro emerge se está consolidando, con el apoyo de SOL España en Madrid (SOL solecito de Society for Organizational Learning, ahí puso el nombre el adulto, mientras que el acrónimo lo hizo el niño),

con el empuje y la ilusión de Alberto (facilita que te facilita) en ZGZ, y con la ilusión de esta etapa nueva del CIE en el País Vasco, una etapa llena de pasteles y de tractores, silbatos y pelotas, cada día tengo más ganas de volver a juntarme por aquí,

en este territorio en el que tan buenos ejemplos hay de liderazgo colaborativo, esa capacidad que el mundo nuevo necesita, y que no nos vamos a cansar de explorar, con la ayuda de nuestro niño natural.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U del color y la teoría Otto de Goethe que compartimos desde este Scharmer enlace.

el deporte necesita ejemplos como el de Salah (el rey de Egipto)

re-conozco que sé de la biografía íntima de Salah lo mismo que de métodos asistidos en la reproducción del salmón del norte, nada, o prácticamente nada, es la verdad, pero hay algo en este titular que captura mi atención de pasada,

Salah, el rey solidario de Egipto,

y en las pocas líneas en las que se desarrolla que me dicen que hay algo de verdad en este chico, y que vive las dos grandes leyes sobre las que se sustentan la abundancia en esta vida, voy a copiar textualmente,

No se le conocen grandes lujos en su vida diaria. Él prefiere hacer labores sociales y ayudar a los más desfavorecidos. Son frecuentes sus donaciones a hospitales, centros de rehabilitación, escuelas y casas religiosas en Nagrig.

porque Salah, aparte de ser rico, claro, es futbolista de la Premier, esto es como ser gladiador con amplias cotas de libertad / sin tener que morir este fin de semana o el que viene en estos tiempos modernos, así yo también, dirás,

este es el primer elemento, es capaz de generar más,

es austero, “no se le conocen grandes lujos en su vida diaria”, y prefiere hacer otras cosas, labores sociales y ayudar a los más des-favorecidos, no olvidando su origen, tararí tarará,

este es el segundo elemento, necesitar menos,

y es muy fácil de ver, al menos así me lo parece, porque cuando conectamos con la magia de un mundo abundante, y en nuestra capacidad natural de generar más, una capacidad que nos rodea por doquier,

no hay más que ver lo que está lloviendo esta primavera, cuánta agua, y lo fresquita que viene, cuánto frío, y la de flores que van a brotar, cuánta vida, la abundancia nos rodea a nada que salgamos del cemento, ahí crecen pocas cosas,

y con nuestras capacidades que nos ayudan a depender menos de iguales o mayores ingresos en el futuro, ahí está una de las claves de la resiliencia, ya que no gasto tanto cuando ingreso más, con lo cual dejo de ir pillado,

se generan bolsas de abundancia, que si estoy sano puedo compartir, por medio de esta receta sencilla, capacidad de ingresos alta, necesidades derivadas de mi forma de vida comparativamente bajas,

éxito financiero, e independencia (libertad) de entidades de crédito, lalí, lalá, la receta parece sencilla cuando eres rico, futbolista de la premier, pero es igual de sencilla cuando trabajas en la ventanilla de un banco o de un lineal de alimentación.

   así lo vimos…

en las franjas de ingresos bajos, la primera parte de la ley se hace terriblemente difícil de aplicar, ya que nuestra mente entra en una dinámica de escasez, que viene a ser como sigue,

como siempre ando pillado, nunca me sobra dinero, tengo que trabajar muchas horas para sobrevivir, no elijo en qué trabajo ni me desarrollo, mis capacidades están poco diferenciadas, soy sustituible, mi salario horario es más bajo,

todas mis horas y más son necesarias para la supervivencia, a nada que gaste un poco, el universo parece confirmar que no me llega, nunca tengo suficiente, estoy acongojado, si dejo de pagar el banco me quita lo poco que tengo,

la casa sobre la que he pedido una hipoteca, y tengo menos, el propio miedo a perder me tiene atado a una vida de escasez, de penuria, no invierto en mí misma, en mi formación, en mi desarrollo, sigo siendo una persona no diferenciada en una jungla,

entiendo el concepto del pan y el circo, pero, lejos de la imagen del gladiador, vitoreado y famoso, estoy muy cerca de ser carne “barata” para los leones, o para las hienas, tanto da.

en un mundo progresado no hay tantas diferencias entre los que tienen, que hoy en día tienen demasiado, y son en general bastante in-solidarios, y los vamos conociendo según van siendo procesados por evadir impuestos al fisco,

léase Xabi Alonso, Messi, Marcelo, Alexis, Ronaldo, la lista es demasiado larga, y por su participación en casos y tramas de corrupción, aquí cambiamos de lista y pasamos a cargos y puestos políticos, y el partido de turno en el poder,

ahora PP, luego PSOE, ahora PP, luego PSOE, un juego que se va a repetir cuando cambien los partidos en el poder, ahora ciudadanos, luego podemos, ahora ciudadanos, luego podemos,

uy, se me olvida que a podemos no les van a dejar gobernar hasta que sean dóciles, bueno, van en camino, tiempo al tiempo, casi me derivo de la línea de pensamiento, ¿verdad?,

en un mundo progresado no hay tantas diferencias entre los que tienen, que hoy en día tienen demasiado, y los que tienen menos, por lo que ambos, los del mucho, que ya no es tanto, y los del menos, que ya no es tan poco,

tienen, cuando han aprendido a vivir de una forma un poco más austera, bolsas de seguridad, pero estas bolsas son cada vez menos necesarias, porque todas las personas a nuestro alrededor nos pueden ayudar,

los tejidos relacionales son ricos, las relaciones son fértiles, nos sentimos arropados porque arropamos, nos sentimos capaces porque hemos tenido tiempo para progresar nuestras capacidades y dones naturales,

hemos ahorrado dinero, que se ha convertido en tiempo y libertad, que nos ha facilitado nuestro desarrollo personal y en grupo, somos seres diferenciados y valiosos, en una enorme red solidaria,

y no nos acordamos cómo empezó todo, en algunos casos ingresando más, en otros gastando menos, en otros dejando de acumular para quién sabe cuándo, una situación que tal vez nunca llegue,

porque se ha extendido en mi vida, hoy, ahora, el bien estar.

en su última gesta en el coliseo, Salah, jugador del Liverpool, y por lo tanto rojo, tumba al todopoderoso Manchester City, otrora un equipo sin prestigio, hoy en día en la cima del mundo mundial, gracias a los petrodólares,

si te fijas el sub-suelo es terriblemente generoso también, no solo pasa con la primavera, también son generosos el sub-suelo, el mar, el aire, convertido ahora en oxígeno y luego en viento, hay infinita energía renovable, qué buena noticia,

petrodólares, ya estoy de vuelta, hola, que sirven para pagar el talento de Guardiola, el nuevo mago del futbol, convertido en tiki-taca, hasta que le tumban a golpe de ariete, o de picotazos de mosquito, muchas gracias, Salah, por tus sutiliezas,

la magia del fútbol está aquí, que no siempre gana el más rico, el club más azul clarito, y a veces gana también el rojo.

en el código de colores de 7 emociones el rojo representa la energía del miedo, del no soy, del proletariado, que forja su vida a base de sangre, sudor y lágrimas, como en las minas, no sé si te suena de algo,

rojo como el cuasi – extinto partido comunista, como el PSOE, rojo como el comunismo,

y el azul clarito representa la energía del orgullo, un orgullo que en su vertiente buena es un orgullo humilde, que abre las puertas a la colaboración, y en su vertiente tenebrosa es un orgullo pendenciero y chulesco,

que amasa plusvalías del trabajo y de la corrupción, del sudor de las otras personas, con descaro, con total indiferencia del reguero de dolor que causa en las clases des-favorecidas,

azul clarito como no me acuerdo qué partido político ni qué club de fútbol, antagonista tradicional del partido rojo y del club de furgo rojo.

si me das a elegir, de mayor me gustaría encontrarme con la energía positiva del azul clarito, pero con la buena, la del orgullo humilde, un orgullo raro, yo soy la pera limonera y sólo yo sé lo que me ha costado estar aquí,

y no me olvido del camino, y te miro, y entiendo que tú también estás ahí, en un punto del camino, en medio de tu desarrollo personal, sí, yo soy la pera limonera, … y tú también.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace,

hoy ilustrado con la fábula de David y Goliath, con la ayuda de Salah.

 

injusto no, lo siguiente

leo un artículo de opinión en el correo mientras mis amigos juegan al mus, hoy hemos organizado un mus a 5, atraído por esta imagen del círculo, no lo puedo evitar, me encantan los triángulos y los círculos,

un artículo en el que habla de lo apropiado de un discurso evidente, lo que pasó con el terrorismo en el País Vasco fue injusto, hecho no suficientemente reconocido por la izquierda abertzale vasca,

y pienso que, lo contemos como lo contemos, no fue injusto, fue lo siguiente, fue una auténtica barbaridad, y es más, no fue algo que pasó por ahí, fue algo que en buena medida nosotras propiciamos,

la izquierda abertzale vasca y la derecha abertzale vasca, sí, el lehendakari debería haber dicho fuimos injustos, porque no es algo que ocurrió sin más, yo pasaba por ahí, y no me enteré de nada,

porque probablemente aita, y ama también, formaron parte de ese nutrido grupo de personas que pensaron un día que “algo habrán hecho”, enseñando esa forma torcida y torticera de pensar a sus hijas,

creando una densa sombra sobre la figura de las personas que sufrieron el terror en sus carnes, y sobre sus familiares, “algo habrán hecho”, qué frase más dura, que resuena en mi interior inconsciente, yo también lo pensé un día,

y me da pena que haya una parte contratante que a día de hoy no quiera ni siquiera reconocer lo obvio, la injusticia que cometimos sobre la otra parte, de la misma forma que nos quejamos de la injusticia que sobre nosotras se cometió.

   así lo vimos…

la rabia es la emoción que toca ante la injusticia, de color amarillo, como la bilis, porque la rabia toca cuando hablamos de restablecer la justicia, pero la rabia no es una emoción de destino, sino de paso,

algún día contactaremos con el orgullo bueno, humilde, que nos permite enunciar ese yo soy, estación de tránsito hacia la comprensión, yo soy tú, y hacia el violeta, con el que somos capaces de traer lo nuevo, juntas, tú y yo,

en un paseo que nos lleva de la revolución, con erre, a la evolución.

entender los fundamentos del mal trato es un paso previo para entender la evolución de nuestras vidas al buen trato, y es parte integrante de los fundamentos que compartimos desde 7 emociones,

con la magia del tres, con las 3 visiones, la diurna, la nocturna, y los cambios de visión, con las 3 escuchas, y con los 3 caminos de salvación y sanación, 3 caminos que convergen en 1,

porque en última instancia todo lo que vive fuera también mora en mi interior.

el púrpura acoge hoy la imagen del círculo, un color que se crea cuando ponemos cerca el violeta (al acción conjunta desde la comprensión) con la energía del miedo, y el terror es la expresión máxima del miedo,

tal vez por eso el círculo está todavía patas arriba,

un color que habla bien clarito de dónde estuvimos y dónde estamos, tenemos que reconocer cuán injustas fuimos para poder dar un paso más en esta evolución necesaria, en este ejercicio de sanación.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

Maitane, Silvia, Esther, y el buho que no sabía ulular

tal vez creo en exceso en la capacidad curativa de los libros y en el poder de una fábula que resuena en un episodio de nuestra vida, y que nos hace pensar que algo de lo que he leído es simplemente verdad, y que me sirve en mi caso particular,

aportando una luz nueva,

pero es mucho más bonito creer en algo que estar des-creído, por eso sigo comprando libros que encuentro en el camino, en internet o en una estantería, como es el caso de este libro, érase que se era un búho que no podía ulular,

de Robert Fisher, autor de “el caballero de la armadura oxidada”, un libro que contiene una fábula corta de un búho que es diferente a los de su especie, y por lo tanto expulsado de su clan, un cuento que leo con Silvia,

esta chica tan rarita con la que comparto cenas y desayunos, expulsada de su clan, qué “causualidad”, como yo, una persona que dice no cuando debería decir sí, o que dice “why” cuando debería decir “who”, tanto da,

un libro que contiene otros 3 relatos, ¿son 3 o me lo habré inventado yo?, 3 relatos que no vamos a leer, tal vez el libro no es para nosotras, porque en una curva del camino se lo vamos a regalar a Esther, la mejor amiga de Maitane, mi hija pequeña,

a ver si encuentra en este cuento, o en alguno de los 3 que componen el cuadernito, esa verdad que todas necesitamos de día (como el pato que acompaña al protagonista) o bien entrada la noche (como el búho),

en este ejercicio tan divertido, a veces tan intenso, que es la vida, un proceso que preferimos ver como el baile a dos entre la luz y la oscuridad, reformulada como luz de infinito, con el ojo del ser humano como elemento in-dispensable,

porque no hay dos sin tres, ni siquiera en un baile agarrado.

   así lo vimos…

7 emociones es un modelo que viene acompañado en el cole con 3 dinámicas salutogénicas, una de ellas es la gestión de los conflictos con la ayuda de los cuentos, tal vez te interesa echar un vistazo a estas 3 dinámicas,

que compartimos, como compartimos las 3 escuchas, en procesos que se desarrollan en el claustro, o en la AMPA, porque la calidad del resultado de nuestros procesos educativos, convertidos un día en procesos de apreHendizaje acompañados,

depende del nivel de conciencia de las personas que acompañamos, llámale profes y maestras, llámale padre y mamá.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

responsable de mis actos, de mis pensamientos y de mis emociones

en un momento del camino ya tenemos claro que 7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional en vez de un modelo de inteligencia emocional, ¿para qué me sirve la inteligencia si luego no soy lista, y no la pongo en práctica?

en un momento del camino decidimos filtrar los ejercicios y dinámicas que queremos hacer en los talleres, como es el caso de este ejercicio tan potente, gracias, madre, gracias, padre, por lo que no me pudiste dar.

en un momento del camino buscamos la forma de que una convicción personal rotunda no sea un impedimento para la conversación, y que la persona al otro lado no se vea forzada a creer nada, ni a rebatir nada,

a mí tampoco me gusta comulgar con ruedas de molino,

y proponemos un ejercicio a la imaginación, y a que cualquier persona desarrolle su niño natural, ése que todavía se permite jugar, ese Peter Pan que todavía vive a ratitos en el País de Nunca Jamás,

y les filtramos esa pregunta preciosa, imagínate sólo por un momento que tú has elegido a tu padre y a tu madre, las dos personas que más han influido en tu mundo, ¿en qué cambiaría tu percepción del mundo y tu relación con ellas?,

y dejamos que lo que tenga que ser, sea, y que ocupe progresivamente su lugar, y en algún lugar del camino podemos imaginar un mundo en el que nos dejamos de preguntar por qué me ha ocurrido esto a mí, pobre víctima,

y empezamos a indagar para qué he elegido yo así, y nacemos a un nuevo mundo, en el que podemos vivir nuestra responsabilidad personal, y desarrollarla sin límites, un mundo de responsabilidad al 100%.

   así lo vimos…

queremos agradecer a nuestros amigos Peter Pan y Campanilla, que en un momento del camino salen a nuestro encuentro y nos ayudan con esta clave sencilla para filtrar sin resistencias una posibilidad nueva,

una posibilidad con la que nuestra imaginación se permite jugar.

mi niño natural se muere de risa al ver la sencillez de este ajá, que no consiste en otra cosa que en ser consciente de que el adulto está muchas veces muy atado a su marco de creencias, un marco que llega a ser parte de su ser, incluso a definirle,

y que no podemos invocar en él un cambio, es tan difícil para el adulto cambiar…

pero podemos ayudarnos de su niño natural, que tal vez le permite jugar, y explorar de nuevo el mundo, y probar qué se siente si hacemos las cosas al revés, al niño le encanta tomarse con ligereza alguna que otra norma,

sacudiendo al padre rígido que también vive en él, para experimentar de nuevo la vida, y probar cómo sería su mundo si ponemos todo patas arriba, ¿qué te parece si experimentamos la vida sin la ley de la gravedad?

y me hace gracia que invoquemos a nuestro niño natural para que pueda entrar en nuestra vida el concepto de responsabilidad por todo, responsabilidad al 100%, esta característica propia del ser adulto,

como me muero de risa al imaginar que en vez de por la ley de la gravedad, Sir Isaac Newton y la manzana, y tanta gente seria y adusta y tal y tal, este mundo se puede regir por la ley de la ligereza y de la levedad.

y pienso en ese triple camino que todas tenemos por delante para desarrollar una vida plena, una vida radiante, ese espacio en el que nuestra madre protectora, nuestro Adulto y nuestro niño natural florecen.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace,

y que nos permite integrar teorías modernas de desarrollo social y organizacional con los fundamentos del buen trato y del campo de la atención, para el desarrollo de personas y comunidades sanas, innnovadoras,

radiantes o preciosas, sin más.

 

si no existiese el CIE, habría que crearlo

cosas extrañas, por no hablar de efectos para-normales, están ocurriendo en mi vida últimamente, el día de ayer, y esta misma mañana, no se escapan a esta corriente que crece y crece,

es curioso ver cómo ayer mismo, tras concluir la reunión de Sol España, en la que nos juntamos 8 compañeras para darle un empujón a la organización, y programar una serie de actividades para que SOL cobre nueva vida este 2018,

me pongo con Silvia y Fernando a buscar un sitio nuevo a las plantas del dinero, son ya cuatro, y no caben sobre mi mesa de despacho, por lo que, buscando soluciones, le pido a Fernando que me ayude a darle un empujón a la mesa, con cuidado, sí,

no se vaya a escogorciar, cosa que efectivamente ocurre,

y se junta Pedro a cenar, por lo que mis amigos se empiezan a meter con mi des-orden, y con esa mesa de la que me tengo que librar sí o sí, el último símbolo de una etapa anterior,

y no sé por qué les hago caso, desmantelo la mesa, y convierto la mesa de salón en mi mesa de escritorio, con lo que ya no hay mesa de salón, el espacio que ocupaba la mesa ahora está vacío,

y 3 sillas de mimbre se miran entre sí, formando un espacio de centro vacío,

una imagen que llama poderosamente la atención en esta noche en la que desvelo, y me levanto a las 5, otra vez, para desalojar los trastos de la cajonera, que también voy a tirar, y reordenar papeles,

me sobra tanto tiempo antes de des-ayunar que acabo ojeando cuadernos de viaje, esos preciosos compañeros que me acompañan aquí y allá, según voy haciendo actividades, talleres, tonterías varias,

y me encuentro con un apunte que habla del CIE, el Consorcio de Inteligencia Emocional del País Vasco, esa organización que está en proceso de dar carpetazo a su andadura o de re-inventarse, para coger fuerza nueva,

como las plantas que me ha ayudado Pedro a replantar este finde, y que provocan mi cambio de escritorio,

y leo este texto que da título a las líneas de hoy, si no existiese el CIE, habría que crearlo, y pienso en asistir a la reunión de hoy, aunque sea de forma remota, y acompañar a mis compañeras en este proceso emocional de la re-fundación.

   así lo vimos…

y copio otras frases en mi cuaderno de viaje, el CIE no existe, tenemos que crear el CIE, ¿qué queremos hacer? /// camino del CIE – lo /// si no existiese el CIE lo tendríamos que crear /// mi jefe es maravilloso

quién sabe si voy a poder intervenir en la reunión de esta tarde, no sé por qué estoy creando un puente entre la misión del CIE y el objetivo de “el futuro emerge”, que no es otro que fomentar la sostenibilidad de las relaciones humanas,

a ver si me las apaño para hablar con Pablo y Maribel.

en la sopa de letras de hoy, SOL significa Society for Organizational Learning, sociedad para el apreHendizaje organizacional, mientras que el CIE es el Consorcio de Inteligencia Emocional

y pienso que si no existiesen el CIE ni el SOL tendríamos que crearlos, CIE-LOS, LOS es SOL al revés, qué curioso, y observo la confluencia de estos dos movimientos tan bonitos, tan de centro vacío, tan experimentales, sin ánimo de lucro,

y siento que este mundo en el que vivimos, tan ligado a la materia, tan pesado, tan apegado al tener, tan gallinero alborotado, tan de pelea de egos, necesita este tipo de personas y de espacios, entornos para el desarrollo del Ser y de la comunidad,

y para seguir experimentando la inteligencia colaborativa, ¡¡¡ojalá cobren un nuevo impulso los dos!!!

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.