¿ascaso tú tampoco conoces el origen del pastel ruso?

el XIV congreso máshumano ha terminado, y me acerco a la sede de CORRESPONSABLES con ese regusto positivo que me ha dejado el congreso, la presentación de Deedee, la mesa anterior,

La felicidad como modelo de negocio, Personas que laten por sus organizaciones, y la presentación anterior, liderar la TRANSformanción generando propósito compartido, a cargo de Carlos Barrabés,

he quedado con Pablo, para mantener una conversación que tenemos aplazada desde algún tiempo atrás, allá por Julio, y ahí estoy, en Zurbano 34, con el espíritu al viento, ilusionado por tantos mensajes positivos,

tal vez la cerveza al finalizar el evento, que no guarda una relación razonable con el queso que la acompaña también tiene su efecto, con 5 o 10 minutos de margen, siempre es interesante llegar 10 minutos antes,

por lo que estoy sin prisa, en el ventanal de una pastelería, Ascaso, que llama mi atención, una pastelería que está especializada en el pastel ruso, mi pastel favorito, mira por dónde,

y me paro a leer que el origen de la denominación, que se encuentra allá por 1855, ¿puede ser?, cuando el zar Alejandro II se queda prendado de este pastel, sí, parece que puede ser, en una pastelería en Huesca,

y le pregunto por wasap a mi amigo Bernardo si conoce la pastelería Ascaso de Huesca, a lo que me responde presto que es la más famosa en la ciudad, claro que la conoce, ¿cómo no la va a conocer?,

y le comparto la historia de la noticia, a la que él suma un poco de picante, algunas malas lenguas cuentan que la receta no era propia, que la copió de una pastelería francesa,

quién sabe, ¿verdad?,

pero no es eso lo importante, tal vez estoy impactado al observar este proceso en el que con un poco de tiempo de sobra, y con el espíritu henchido, el observador se hace presente, y vuelve a tomar fotos,

y vuelve a tomar conciencia de las pequeñas cosas a su alrededor, curiosidad curiosa de su entorno, en un viaje de ida y vuelta a su creatividad, o capacidad de crear, a partir de las “causualidades” que pueblan su vida,

sí, pequeñas y sutiles diferencias que convierten un pastel normal en un pastel único, el ruso, pequeñas tonterías que convierten este postre único, a la altura de todo un zar, en un post.

   así lo vimos…

en el mirar mirando, en el tiempo entre las baldosas y en el contar contando se encuentran 3 de las claves de la creatividad, actividad de crear, que se convierte en innovación en nuestras vidas,

cuando eso que creamos nos aporta (a mí, a ti, al mundo que nos rodea) algún tipo de valor.

la curiosidad, de la que hablan estas líneas, es una capacidad fundamental en el desarrollo de entornos que facilitan la innovación en nuestras organizaciones, una capacidad que florece en ciertos entornos laborales y de relación,

una de las 3 capacidades fundamentales en el desarrollo de una innovación que tiene un impacto positivo en el mundo que nos rodea, si quieres seguir leyendo tienes más información a continuación,

porque la calidad de los resultados de nuestras organizaciones depende del nivel de conciencia y de energía de las personas que las lideran.

7 emociones es un modelo, inspirado en la teoría U de Otto Scharmer, y en la teoría del color de Goethe, que integra los fundamentos del liderazgo colaborativo, y el desarrollo de equipos de alto rendimiento en la organización,

en ámbitos de interés para cualquier organización, también el de la innovación.

7 emociones, creative commons, a un solo clic