¿y si montamos un agile open camp?

entro en este meetup, siguiendo la invitación que nos trazan Thomas Wallet, Ingrid Astiz y David Roncero, una invitación para co-crear un evento y un espacio, a la que respondemos casi 50 personas,

y que se organiza en una sala de zoom, y en el que vamos repasando, en el grupo grande, y en dos grupos pequeños, en los que vamos a repasar la experiencia de Meli en un evento similar, es nuestro caso,

y qué nos aporta y podemos aportar en este proceso,

y una serie de valores o etiquetas que inspiran la convocatoria, ya en la segunda sala, entre los cuáles elegimos uno que va a centrar nuestra conversación, qué curioso que elegimos la humildad, 4 votos de 4, curiosa elección del grupo,

por delante de una relación de palabras e ideas inspiradoras, como libertad, tribus, conexiones improbables, desafío, adaptación, naturaleza o experimento, y que van a elegir otras mesas, qué curioso que 5 de las etiquetas vamos a tocarlas entre todas,

para hacer una puesta en común final, en la que aparece una palabra nueva, no incluida inicialmente en el paquete que nos proponen las 3 personas que lanzan el proceso, diversión,

y me quedo pensando, tras finalizar la conexión, hora y media después de conectar, fieles al horario previsto, de lo divertido e interesante que me ha resultado este proceso colaborativo, 50 personas dispersas por Europa y Latinoamérica,

con la ayuda de Zoom, Web Whiteboard y Slack, 3 herramientas web que todo parece indicar que han llegado para quedarse, en este mundo pequeño, extrañamente pequeño, y tan grande, de internet,

en el que vemos emerger este Agile Open Camp.

   así lo vimos…

repaso frases y palabras de este reunión, que promueve un encuentro con amigos que todavía no conocemos, tiempo libre para que emerjan cosas, en el fragor de la naturaleza, espacios sin temática alguna,

un espacio en el que la venta y la compra, y la batalla de egos, tan presentes en otros espacios se convierte en propiedad (ownership), un espacio en el que crear `+ liderar + servir + aprehender, un lugar al que podemos volver, vaya que sí.

creo que la palabra que más se repite en esta conversación es emerge, una palabra rara, si pensamos en este mundo y sus prácticas duras, muchas veces parece que trabajamos con martillo y cincel sobre granito,

y siento este universo líquido, quién sabe por qué me acerco al mar, comunicado con el viento, aire o éter, ¿existe en verdad el éter?, y me acuerdo de la teoría U, mientras observo cómo el futuro emerge, con sus mejores opciones a nuestra mano,

y con nuestra colaboración necesaria.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe, que compartimos desde este enlace.

Anuncios

el árbol, la navidad al 1% y los 3 reyes magos de oriente

recibo, como todas nosotras, cientos de felicitaciones, imágenes y videos por navidad, aunque curiosamente no me ha llegado ninguna de ellas por correo, todo parece indicar que hay un cambio de tendencia en la comunicación,

de las cuales algunas me han llamado la atención, de las que voy a entresacar 2, una con un precioso árbol navideño, un árbol cargado de buenos deseos, 1 por nivel, en 22 pisos, que copio a continuación,

ama, perdona, agradece, rompe hábitos, delega tareas, brinda por la vida, sí niño otra vez, vive antes de morir, termina un proyecto deseado, haz sentir bienvenido a alguien, apaga el móvil y habla, nunca digas nunca, escucha tu música favorita, por hoy no te preocupes, quiérete mucho, haz un pequeño cambio en tu vida, respira, cierra los ojos, imagina el sonido del mar, lucha por tus sueños, cree en ti, permítete equivocarte, trátate como a un amigo, muestra tu felicidad, escribe un diario, pinta un cuadro, sonríe al mundo, haz lo que amas, ama lo que haces, dile a las personas amadas cuánto las quieres,

y otra con una extraña recomendación, vivir la navidad y la vida al 1%, mejor me explico, un 1% mejor que lo que la vivimos el día de ayer, algo que parece que no tiene ninguna trascendencia, ni mayores resultados,

hasta que te das cuenta de que si conseguimos mejorar nuestra vida un 1% al día en una semana la mejora es del 7%, en un mes del 30%, en un trimestre del 90%, en un año de 365%,

dos consejos, uno en forma de árbol y otro en forma de pequeño incremento a vivir cada día que me dejan pensando, y me imagino cómo sería un año en el que todos los días lanzamos un mensaje positivo a una persona que vive cerca nuestro,

a nosotras mismas, para empezar, una palabra amable, un gesto, una sonrisa, un cariño,

otro regalo a una persona de nuestro círculo cercano,

a mi madre, mi padre, mi hija o mi hijo, no hace falta hacerlo a los dos a la vez, no hay que abusar, a mi hermana, mi hermano, mi pareja, mi ex-novio, qué pena que no vio ayer y hoy sigue sin ver,

a mi suegra, su ogro, qué bonita palabra, a mi yerno, ayer no, a mi nuera, no era,

y un tercer regalo, podríamos considerarlo una ofrenda al mundo, a una absoluta desconocida, la tendera del kiosko de periódicos, el revisor del tren, tu jefa, cualquier persona con la que interactuamos de forma casual,

y me pregunto si estas dos actividades se podrán juntar, componiéndolas entre sí, para crear una guía de fácil aplicación para el año que entra, vamos a ver qué tal funciona, antes de que nos entre el rigor posterior al día de reyes,

agradece algo a tu hijo, trata al kioskero como a un amigo, escucha la música preferida de tu suegra, termina un proyecto deseado por tu abuelo, cree en tu jefa, perdona a tu ex-novio, muestra tu cariño por tu hermano en tu diario, apaga el móvil de tu padre,

sí, parece que la lista se abre, y donde aparentemente había sólo 22 consejos para el año nuevo tenemos un pilón de actividades para mejorar progresivamente, sólo un 1% al día, con el simple ejercicio de regalar 3 flores,

una a mí misma, una a una persona de mi entorno cercano, y otra a una perfecta des-conocida.

   así lo vimos…

junto las palabras 3, ofrenda y árbol, 3 palabras, y no puedo evitar pensar que las navidades no han terminado, y nos faltan todavía los 3 reyes magos de oriente, al menos para nosotras, que vivimos en occidente,

y me acuerdo del 3ple camino, ese camino que habla de nuestro desarrollo personal, y que aplica por igual a nivel de grupos (2) y organizaciones (3), ese camino en el que salimos de la sombra (del juego perverso del perseguidor, de la víctima y del salvador),

adentrándonos en 3 formas de estar en la vida, con la presencia de el ser adulto, el niño natural y la madre protectora, 3 formas de estar en este mundo que viven en todas nosotras, y que podemos potenciar y desarrollar,

y me pongo a pensar cuáles de las actividades anteriores, las del árbol, están más relacionadas con una y otra forma de estar aquí, cuáles podemos relacionar con el ser adulto, con el niño natural, con la madre protectora que vive en ti,

a ver si me explico,

  1. “cierra los ojos, imagina el sonido del mar” es una capacidad propia del niño natural,
  2. “haz sentir bienvenida a alguien” es una capacidad propia de la madre protectora,
  3. “termina un proyecto deseado”, o “delega tareas” son capacidades propias del ser adulto,

¿qué te parece, te animas a completar toda la lista?

si tienes interés en indagar en este 3ple camino estos 3 textos tal vez te ayudan a formar tu propia imagen del niño natural, de la madre protectora, del ser adulto, mientras profundizas tu personal comprensión de su gesto.

si haces el ejercicio te vas a dar cuenta de que algunas de las propuestas son bien difíciles de clasificar, por ejemplo “permítete equivocarte”, una propuesta que de sopetón yo encuadraría con el niño natural,

pero que ya no tengo claro a quién asignar si habla de permitir que otras personas se equivoquen, tan cerca de “perdona”, ¿te viene la imagen del ser adulto o de la madre protectora?,

o de esta frase con trampa, 2 en 1, “haz lo que amas, ama lo que haces”, tan difícil de aplicar cuando no estás haciendo lo que quieres hacer, sí, ya sé que no siempre se puede, qué le vamos a hacer.

si eres más de los Reyes Magos que de Papá Noel o de Olentzero todavía estás a tiempo, puedes escribirles una carta y pedirles lo que sea, que me han dicho que los que están petados son los servidores de wasap y de telefonía, Correos está vacío,

no sé, no sé, creo que yo voy a pedir este año a Melchor un montón de empatía, a Gaspar un kilo extensible de curiosidad, y a Basaltar, antes de que salte del camello o al precipicio, eso es incertidumbre, unos polvos mágicos de coraje,

para que el año nuevo venga cargado de todo eso que la madre protectora (ahí está la empatía), el niño natural (ahí está la curiosidad) y el ser adulto (ahí está el coraje) van a necesitar.

que el año nuevo sea bueno, bonito y verdadero para todos las mujeres y hombres de buena voluntad, y para las demás también, ya sabes, con las 3 flores, los 3 reyes magos de oriente, y al ritmo del 1 por cien.

 

los pastores y la magia de la transformación

una vez al año disfrutamos de la fiesta de los santos e inocentes, una fiesta en la que sufrimos y regalamos alguna broma, un día en el que es sano no creerse todo lo que nos cuentan, porque alguna realidad se va a ver brutalmente alterada,

y en ese ejercicio de transformación, qué difícil resulta discriminar en esta imagen a José y María de los pastores,  vemos cómo los seres humanos se transforman en perros,

de la misma forma que los pastores se transforman en castores,

de la misma forma que el lobo se transforma en otro personaje, para mayor congoja de los 3 cerditos,

y nuestra habitual rigidez camino del trabajo se transforma en otra forma de estar en el mundo,

y nos imaginamos un mundo en el que estos y otros procesos de transformación son posibles en cada día de nuestro cotidiano vivir, y en el que nuestro proceso de desarrollo personal y profesional van de la mano.

   así lo vimos…

agradecemos a Alicia López Losantos la foto con la que hoy vestimos el post.

en la foto que encabeza estas líneas, quién sabe por qué, 7 figuras están presentes, un bebé y dos grupos de 3, en cada grupo un perro con una toalla a rayas, azul en un caso, rosa en otro, dos figuras que dominan la escena, partida en dos,

y quién sabe por qué mi mente viaja a cualquier familia en la que nace un bebé, es la magia suprema de la vida y de la transformación, de dos vidas surge vida nueva, y el dos se convierte en 3,

y me pregunto quiénes son los abuelos y quiénes son las abuelas, hay 4 para elegir, quién es papá y quién es mamá, hay 2, porque está claro quién es el bebé, niño o niña, en este ejercicio de 7 perros,

que representan cualquier familia, la tuya y la mía, gracias a este sencillo ejercicio de transformación.

a lo largo de este año desarrollamos un juego de transformación que denominamos el 3ple camino, porque 3 son los caminos para la transformación de las personas y las organizaciones,

en un ejercicio de evolución consciente desde el ser en la sombra (y patrones de mal trato) hacia el ser en la luz (desarrollando patrones para vivir mejor), con el concurso necesario del ser adulto, de la madre protectora y de nuestro niño natural,

3 formas de estar en el mundo que también están presentes en los 3 videos de esta entrada, el disfraz de castor, los 3 cerditos y el lobo, risas en el metro, tal vez te animas a trazarlos con estas 3 formas de estar aquí.

la curiosidad del niño natural es la llave de las organizaciones innovadoras,

la empatía de la madre protectora es la llave de las organizaciones saludables,

el coraje del ser adulto es la llave de las organizaciones excelentes.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y por la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

7 años de aprendemos todos

me contacta Carlos Carrera desde Kansas City, más allá de las fronteras y de las aguas que nos unen y nos separan, para recordarme que estamos de cumpleaños, ya hace 7 años, un septenio, un mundo de tiempo,

de la primera edición de aprendemos todos, ese congreso inicial en el que un grupo de locos maravillosos se unen en torno a un sueño de Marina Escalona, tan bien acompañada por Jaime Buhigas, por Fidel Delgado, por Luis Emilio Oliver, por Carlos,

y no puedo evitar acordarme de ese fin de semana precioso que paso con todos ellos, y con más gente, bailando, respirando, incorporando la risa y la emoción en esa mirada que nos anima a seguir aprendiendo, jugando, mostrándonos,

buscando preguntas nuevas, ¿cuál es el mundo que queremos a nuestro alrededor?, ¿cuál es el mundo nuevo que quiero desarrollar desde mi interior?, un juego que es mucho más bonito y posible desde la relación,

gracias, Carlos, por este recordatorio, en el que hace 7 años, el 11 del 11 del 11, un grupo de locos mayorcitos se juntan para celebrar un mundo nuevo, una nueva forma de sentir , de pensar, de hacer, en torno a la educación,

convertida en procesos de aprendizaje, porque nos encanta aprender.

   así lo vimos…

y me acuerdo de ese manifiesto, convertido en vídeo, de una nueva educación, ese sueño de Marina que va tomando forma, aquí y allá

y reviso una serie de entradas de este blog, bajo la categoría que las aglutina, aprendemos todos, qué curioso, no hay una, sino dos, aprendemos todos una nueva educación,

y hablando de revisar, Carlos, a ver si contacto con Marina, con Jaime, con Fidel, ha pasado un rato desde que les veo por última vez, ¿sabes algo de Luis Emilio?, lo dicho, Carlos, felicidades, y muchas gracias por existir en mi vida.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

¿es un bromista el mejor tenista de la pista?

quién sabe por qué siento una personal admiración por este jugador de tenis, que crece a la sombra alargada de dos de los grandes monstruos de la historia del tenis, Roger Federer, al que muchos le consideran el mejor de la historia,

y Rafa Nadal, al que casi todo el mundo le considera el mejor jugador de este deporte sobre tierra batida, como Nole reconoce abiertamente en esta entrevista este año, antes de iniciar su participación en el torneo Conde Godó,

distanciándose progresivamente del segundo, Guillermo Vilas,

y observo cómo estos 3 grandes tenistas han aprendido en los últimos años a conciliar su vida profesional con la vida familiar, por diferentes motivos, ya sea por la paternidad, ya sea por las lesiones o las decisiones personales, y ahí leemos, por ejemplo,

en una página que nos invita a conocer a la pareja de Novak Djokovic, unas frases que recojo,

  • “No estoy todavía dónde espero llegar en el futuro. Ahora trato de construirme día a día. Hay mucha luz en mi vida actual, gracias a mi familia. El tenis lo ha sido todo en mi vida, pero ahora intento mantener un cierto equilibrio entre el tenis y la vida personal”.
  • “El mayor reto que he vivido han sido mis dolencias físicas. Y de allí he aprendido las más grandes lecciones de superación y aprendizaje de la escuela de la vida.
  • El objetivo es regresar al número uno. Y creo que lo puedo conseguir… si sé disfrutar del camino y trabajar con confianza”.

Y sigo juntando enlaces, en este rato sin viento, qué agradable es internet cuando no se atisban tormentas en el horizonte, buen rato para navegar, en esta entrevista curiosa, en la que un periodista se hace una pregunta extraña,

¿y si Djokovic es el  mejor?,

en el que observamos un curioso dato,

Djokovic ha logrado voltear las estadísticas particulares en sus enfrentamientos con sus dos grandes rivales.

  • Hasta ese 2011, Rafa, sin ir más lejos, dominaba por 16-7, pero ahora es el serbio el que manda (27-25).
  • Lo mismo le ha pasado con Roger, que ganó 13 de los primeros 19 partidos, algo que cambió radicalmente en ese mágico 2011 para situarnos en el actual 24-22 para ‘Nole’.

y sigo navegando hasta que observo el pseudónimo que utiliza Nole en la red de redes,

DjokerNole,

donde Djokovic se convierte en D + joker (bromista),

y cierro este paseo por este tenista que no sé, de verdad no lo tengo claro, si es el tercero de la época que le ha tocado vivir, o es, al menos el balance personal con los otros dos gallos del corral así lo muestra, el mejor de la historia,

y me acuerdo de aquel día, hace ya unos años, en el que bromeo con Javi Urkiza, compañero de cuadrilla y amigo, sobre cuál de los 3 de estos tenistas nos gustan personalmente, para los gustos los colores,

y él se decanta por Nadal como yo elijo a Nole, una elección que se hace firme hoy, con DjokerNole, y una estadística que no está cerrada, antes al contrario, porque la vida es un camino de evolución, y un juego inacabado de TRANSformación.

   así lo vimos…

Javier, sólo una pregunta.

si Federer es el mejor jugador de la historia, y Nadal el mejor jugador de tenis en tierra batida, ¿cómo es posible que un bromista les haya ganado, en el cómputo global de partidos jugados entres ellos, a los dos?

de los grandes personajes de la historia, también del deporte, obtenemos grandes historias, de diferentes tipos, de fuerza de voluntad, de tenacidad, de abnegación, de capacidad de superación, es por eso que nos gustan tanto las grandes personas,

vidas que son ejemplos de valores que nos guían, y compartimos,

y es por eso que buscamos en su espejo ese brillo que nos permita re-contactar con nuestras altas capacidades, en este desarrollo del yo soy sano al hacer conjunto, en procesos de creación de nuevas comunidades,

a ver si somos capaces de encontrar más ejemplos que nos lleven del éxito individual al florecer de la comunidad.

fomentamos el desarrollo personal a partir de 3 juegos de características que todas podemos evolucionar, el 3ple camino, 3 juegos de capacidades para el buen vivir, que tienen que ver 3 formas de estar en el mundo, siendo parte del mundo,

con el desarrollo de nuestro ser adulto, de nuestra madre protectora, y de nuestro niño natural.

no sé por qué asocio mentalmente la imagen del ser adulto con Federer, tan así, tan suizo él, correcto e impecable, tan ecuánime, y le regalo la del niño natural, tan bromista, tan irreverente, a DjokerNole, tal vez a él también le gusta verse así,

con lo que a Nadal, no sé qué te parece, Javier, si le queda alguna, le tenemos que regalar la de la madre protectora, tan enamorada del bollito suizo, Roger es así, Roger es asao, casi empalagosa, que al niño, a veces, no le prestó ni la menor atención.

mamá, papá, el enanito se está haciendo mayor.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

qué bonita es la aladuría (en el proceso de re-conexión con la esencia)

en el proceso de charlar con Lilian y de escuchar buena parte de lo que tiene que contarme, seguramente no todo, ya cerca de la despedida, me propone contactar con un amigo suyo, que tiene un proyecto interesante,

relacionado con la educación, la pedagogía, las artes y la improvisación, un proyecto y un espacio al que llego por medio de su correo electrónico, que me conecta con una web, y con una página, que habla de la aladuría,

término que desconozco, y que pica mi curiosidad, qué será este palabro tan raro, parecido a habladuría, término que no figura en el diccionario de la RAE (Real Academia Española), pero que sí da un acceso en internet,

y me pongo a investigar las características de la aladuría, al menos de aquella aladuría que se precie de serlo,

  • Siente el error como parte del éxito.
  • Está mediada por la improvisación.
  • Necesita expresarse en grupo.
  • Es autónoma en su creación.
  • Siente en la pérdida un espacio de crecimiento.
  • Valora la imperfección por encima de la perfección.
  • Busca la verdad emocional antes que la verdad racionalizada.
  • Siente que donde hay miedo hay aprendizaje.
  • Siente en la confianza un camino para la creación.
  • Sabe que sólo se puede avanzar desde la afirmación integradora.
  • Evita el juicio y la comparación.
  • Sabe que cuando más me doy, más recibo.
  • Siente que no hay mayor fortaleza que entregar lo vulnerable.
  • Le da más credibilidad a lo espontáneo que a lo filtrado.
  • Tiene una postura humilde y arrogante frente al vacío creativo.
  • Trabaja desde la valentía y la aceptación de lo creado.
  • Se deja transformar por su propia creación.

Y me quedo alucinado, y pienso en ese mundo al que me gustaría acercarme, y en el que me gustaría habitar, aladuriendo, o como un simple aprendiz aladuriente, que me imagino lo difícil que debe ser senior antes de empezar a practicar.

   así lo vimos…

en el proceso del asombro y de la alucinancia, sigo leyendo la página, hasta esas notas finales que hablan de nuestra esencia, con las que no puedo estar más de acuerdo, qué importante es re-contactar con nuestra esencia,

en nuestro día a día … y en lo que está por venir.

Nuestra esencia

La esencia es aquello que éramos antes de que nos invadiesen las obligaciones, los juicios, las exigencias, las comparaciones, etc. La esencia es una parcela de nuestro ser que de niños teníamos abierta y, poco a poco, se fue cerrando por miedo al rechazo y al dolor. Nuestra esencia no está desaparecida ni muerta, sólo está anestesiada o escondida. La esencia es lo que nos hace sentir que la vida es maravillosa y un auténtico regalo y que, al compartirla, nuestros miedos, comparaciones y juicios desaparecen.

Nuestra esencia, para abrirse y entregarse, necesita de un espacio (grupo) en el que pueda:

  • Sentirse querida.
  • Sentirse arropada.
  • Sentirse recogida.
  • Sentirse acompañada.

La esencia es nuestro ser más bondadoso, sincero y tierno y la Aladuría es la forma de sacarla al mundo a bailar, brillar y jugar.

me pregunto por qué me gusta tanto esta página, que comparto con Cris Bolívar, coach esencial, creo que acabo de pillar el punto de lo que hace con la ayuda de Julián Bozzo, amigo de Lilian,

y me doy varias respuestas rápidas,

  • desde organizaciones con espíritu y corazón estamos interesadas en cualquier manifestación del mundo emocional (ahí está la palabra corazón) y de la esencia o identidad (para eso dejamos por medio la palabra espíritu),
  • este blog, con 5 años de recorrido, tiene un poco de improvisación, un proceso en el que se junta el asombro, la admiración por lo que el ojo observa, y el juego de las ideas, que componen puentes donde antes sólo había cosas inconexas,
  • y seguramente, esta tercera es muy tonta, a veces reconocemos con facilidad un crack (también pasa con la bondad y con la belleza), por muy brutos que seamos, cuando nos lo cruzamos en el camino, creo que es el caso,

y no te cuento más cosas, que seguro que tú también tienes muchas ganas de ponerte a aladurar…

ya sabes, ala, ala, a durar.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

sinfrutando las contradicciones (renegando de Murphy´s)

disfrutando el verano al ritmo de la marmota, los desayunos cobran una especial importancia, en ese espacio que aprovechamos para mantener conversaciones más o menos significativas, alrededor de los últimos ajás,

o descubrimientos,

y como el de hoy es más largo de contar, comparto contigo el de hace unos pocos días, que viene acompañado por una foto, con una tostada con mantequilla, que cae al suelo, y, ay, horror, cae por el lado de la tostada,

contradiciendo la famosa ley de Murphy, que nos augura siempre la peor de las posibilidades que se nos pueden ocurrir, qué ley más horrrorosa, ¿verdad?, y  de esta aparente contradicción surge una pregunta,

¿y si el tal Murphy es un cenizo y la ley que nos propone no es una ley sino una agonía, y bien podemos mirar el mundo con unos lentes nuevos, en los que a veces ocurre lo que queremos, y a veces ocurren otras cosas, sin más?

   así lo vimos…

y no puedo sino observar mi espíritu crítico, ligeramente o muy contreritas, me acuerdo en este punto del salmón, que no nada contracorriente, él vive en un medio en el que el agua baja, y si él bajase con el agua no sería un pez de agua dulce,

y no habría peces en los ríos, todos los peces estarían en el mar.

tal vez me afano en buscar las leyes de Murphy, a ver qué tonterías cuentan sobre los peces de agua dulce y los peces de mar, seguramente que, contreritas como me encuentro, si pone algo del tema se me antoja una sandez.

en un momento de la vida las contradicciones son maravillosas, se ha roto la congruencia entre nuestro pensar – sentir – hacer congruente, hay una falla en el sistema, la ley tiene una excepción, por lo que tal vez no es tal ley,

no está completa, o no es del todo fiel a la realidad, buen momento para iniciar un nuevo proceso de observación, para revisar lo viejo, que tal vez alguna vez alguien enunció de aquella manera, y creímos a pies juntillas,

sin tener en cuenta la excepción a la regla, si hay una tal vez hay unas cuantas, o un montón, y ahí seguimos nosotras, obedientes, irreflexivas, aceptando pato como animal de compañía, y claro, así nos va.

la curiosidad es una característica propia del niño natural, una capacidad que está relacionada con el asombro, que mira cada cosa que nos pasa, cada día, con ojos nuevos,

una característica que bien podemos desarrollar en nuestro 3ple camino de desarrollo personal, una capacidad que nos permite conectarnos de una forma diferente con el mundo, ahí va, mira la galleta en el suelo,

para trazar un camino que nos conduce a mundos nuevos, también al mundo de la innovación y de la creatividad, por qué no, y observo cómo sin quererlo, casi sin pretenderlo, ya he acabado este post,

que habla de algo de lo que no pensaba hablar, qué curiosa es la vida cuando dejamos de dirigir.

pato, que he dicho pato.

curiosidad – open mind – (teoría U) – nuestro niño natural (análisis transaccional), y los puentes surgen por aquí y por allá, manchados de mantequilla, en este verano agradable en el que sinfrutamos la conversación.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

 

 

desde dónde comunicamos los hombres y las mujeres

un chico y una chica se juntan a jugar al backgammon en el jardín de la piscina de la urbanización, una actividad que repiten año tras año, y a la que en alguna ocasión se junta algún enano, es el caso de esta tarde en el que Pipe se pone a jugar conmigo,

en la primera partida yo tiro los dados y el observa qué haría, y en la segunda él tira, le pregunto qué haría él, y hago con los dados que han salido la jugada que me propone, o una mejor, en cuyo caso le explico en qué mejora la anterior,

y en eso estamos, supuestamente jugando, y se nos acerca su hermana pequeña, que quiere juntarse con Silvia, chicas por un lado y chicos por otro, y en una partida rara, muchas lo son, le digo a Pipe cuáles son los mejores dados que puede sacar,

tira los dados y coinciden, y se pone a saltar, y así una segunda vez, una tercera, Pipe está eufórico, y la partida continúa, y viene otra niña, un poco más tarde su padre, al que le explicamos brevemente cómo se juega,

y Pipe metido en la euforia, hasta que le ganamos a Silvia, su hermana pequeña, Cata, apenas ha participado, comenta que quiere jugar, pero esta vez con nosotros, con su hermano y conmigo,

y Silvia se marcha a casa, enfadada, algo nos ha pasado desapercibido, entre explicación y celebración.

   así lo vimos…

en el proceso del juego queda patente muchas veces qué mal gestionamos ganar, puede ser el caso de Pipe, y qué mal gestionamos perder, es el caso de Silvia, y de qué pocas cosas nos enteramos cuando otras recaban nuestra atención,

es mi caso, que no llego a percibir varias miradas que me lanza Silvia en el proceso del juego, no se lo está pasando bien, no está cómoda, me lo quiere indicar pero no le veo el gesto, ni el profundo malestar en el que se va a instalar.

a veces, en el proceso de la comunicación estamos aquí pero estamos en otros muchos sitios, y nuestro pasado está presente acompañándonos, tal vez de Silvia abusaron en el juego unos niños, se burlaron de ella mientras jugaban,

le hicieron pasar un mal rato diciéndole que sólo servía para perder, que es tonta de capirote, o cualquier otra crueldad, y es curioso ver hasta qué punto prende en nosotras esa realidad pasada, y en qué grado nos influye en nuestro comunicar.

fuera aparte de otros considerandos es curioso observar hasta qué punto es diferente la mirada focal del hombre, y la mirada de campo, casi de 360 grados, de la mujer, yo no me entero de nada, metido como estoy en el juego y en las explicaciones,

a pesar de las innumerables miradas y gestos que me mandan, es que si no amplifican al triple la señal, hay que ver qué poco sensibles somos a veces, todo parece indicar que no me voy a enterar.

si a la forma de observar el mundo, desde el catalejo los hombres, una mirada con orejeras, siempre hacia adelante, en relación con los objetivos, tan abierta la de la mujer,

le sumamos la forma de abordar los problemas, el hombre tan metido en tubo, en un proceso personal, introvertido, del que va a salir cuando tenga la solución, el de la mujer tan social, se va a encontrar con la solución hablando,

nos encontramos con uno de los gaps más importantes que pueden existir en la comunicación, es normal que la mujer no entienda las ausencias del hombre, y el hombre no entienda la locuacidad y la emocionalidad abierta de la mujer.

y re-contacto con esta imagen, el backgammon, en la que parece insertarse esta dinámica, en forma de confrontación de contrarios, blancas y negras, en un juego circular, juegues como juegues estamos destinadas a encontrarnos,

y a entendernos,

yo te como, tú me comes, y volvemos a empezar, para volvernos a encontrar.

varias veces he oído en la vida que a las personas se les conoce en el dinero y en el juego, una afirmación que me parece atinada, porque en el juego y en el dinero demostramos de forma bien clara nuestra capacidad de gestionar la frustración,

y cómo llevamos eso de ganar y perder, algunas ahí le vamos, progresando adecuadamente, mientras que otras, a todas luces, necesitamos mejorar.

el azul claro es la emoción del orgullo, una emoción que cuando está sana se muestra como orgullo humilde, y en el caso contrario como soberbia, arrogancia, altanería, y cualquier formato de menosprecio de las otras personas,

una emoción que sirve de punto de encuentro entre los objetivos y las expectativas, por una parte, y la cruda realidad, por otra, punto de encuentro para el desarrollo de la energía ascendente, que nos conduce a la comprensión y a la alegría,

o a bajar en este proceso energético que nos va a llevar a la rabia mala, la tristeza mala, y al miedo malo.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

.

al rescate de nuestra niña natural

“Es vital que cada uno aflore desde lo más interno de su ser, a esa semilla que quedó sembrada a la que hemos llamado el niño interno y que, a medida que vamos creciendo y adaptándonos a las circunstancias de la vida, va quedando encerrada, 

ahogada  bajo el peso de una personalidad que se engruesa, se endurece y se vuelve inflexible,

a esa libertad de actuar, siguiendo únicamente el impulso del espíritu que alberga, y que a medida que maduramos, va quedando limitada, encerrada, canalizada y  sujeta a los dictados impuestos por la sociedad.

Se trata de despertar a los niños que han quedado dormidos en los cuerpos de los adultos. La inocencia y la candidez de la sonrisa infantil deberían acompañar siempre los labios de todas las personas.

El proceso de maduración, en realidad, muy frecuentemente, se vuelve un proceso degenerativo, en donde los valores naturales que son la correcta expresión del espíritu que mora dentro del ser, van siendo coartados,

hasta adquirir una personalidad ajena a las necesidades del ser, un carácter que responde al objetivo de sobrevivir dentro de una sociedad agresiva y que sin embargo, llena de conflictos a ese ser que se ve impedido de manifestarse en su natural expresión.

Es necesario andar el camino interior para encontrar el lugar donde todos hablamos el mismo lenguaje, el lenguaje del sueño, de la magia y la imaginación. Así pues, dejemos volar en completa libertad a ese espíritu,

eterno niño que mora en cada uno de nosotros.”
KWAN YIN

   así lo vimos…

recibo por wasap estas frases, escritas por Kwan Yin, ¿quién será Kwan Yin?, tal vez me ayuda la wikipedia, en esta entrada que transforman kwan yin en Guanyin, la bodibodhisattva de la compasión,

una figura que asociamos con las de las diosas madres y figuras maternas protectoras de otras religiones, tales como la Virgen María en el catolicismo, Isis en el antiguo Egipto, Tārā en el budismo tibetano y Śakti, Párvati, Sītā o Radha en el hinduismo,

no es extraño que esta fuera materna protectora nos hable de la importancia que tiene recatar la esencia de nuestra niña natural en nuestra vida.

en 3 juegos de características para el buen vivir  introducimos las figuras del 1 ser adulto, 2 de la madre protectora, y 3 del niño natural como nuestro camino de desarrollo personal,

3 juegos de características que podemos desarrollar de forma consciente en nuestra vida, 3 formas de estar en el mundo que nos llevan a el 3ple camino, ese camino que desarrollamos cuando nos libramos del ser en la sombra,

un camino para el que es fundamental conectar con nuestra niña interior, y con este gesto que le es propio, tan bonito, tan natural, en nosotras, el gesto de nuestra niña natural.

agradezco estas palabras que me llegan desde wasap, así como la foto de este cuadro de Mónica Lignelli, artista que pinta como pocas el universo de la mujer, con trazos, colores y formas que surgen desde su niña más natural.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

 

a vueltas con la ecuanimidad

buscando refinar este listado de capacidades que dan pie a nuestro triple camino me encuentro con la ecuanimidad, esa rara característica que habla de nuestra capacidad de templar nuestra respuesta emocional,

porque ecuanimidad tiene todo de igual ánimo, igual ánimo en el perder que en el ganar, igual ánimo cuando obtenemos nuestros objetivos que cuando no los hemos obtenido, igual ánimo cuando nos va bien que cuando nos va mal,

qué curiosa capacidad, qué fácil de enunciar, y qué difícil de desarrollar en nuestro día a día, en el que normalmente nos venimos arriba con los resultados positivos y abajo con los resultados que no esperamos,

contrarios a nuestros intereses, a aquello que deseamos, muchas veces de forma infantil, incluso sin tener mayor merecimiento,

pues en eso estoy, y se me junta la ecuanimidad, una capacidad que se me antoja muy propia del ser adulto, de la persona crecida, en su sitio, con las capacidades de dejar ir  y de dejar venir, de la teoría U, de Otto Scharmer,

y ese punto abajito de la U en el que algo extraño pasa, y el ego da paso a nuestra conciencia del eco, sí, todo parece indicar que la ecuanimidad tiene que ver con nuestro Ser adulto,

hasta que junto el dejar ir y el dejar venir con el saber ganar y el saber perder, dos capacidades que están más cerca del juego, porque cuando realmente jugamos, nos divertimos con la propia actividad,

y el resultado pasa a ser hasta cierto punto secundario, porque dis-frutamos, sin fruto, qué bonita palabra, de la actividad en sí misma, sí, sin-frutando somos capaces de relativizar el resultado,

aprendemos a ganar como aprendemos a perder, y voy más allá, en un juego, propiamente dicho, no debería haber ganadores ni vencidos, qué más da si todas nos lo hemos pasado bien,

y me acuerdo de aquellos juegos de niños, alrededor de un balón, en los que ya no sabemos cuántos goles hemos metido, y cuántos hemos recibido, y seguimos jugando al límite de la extenuación, tan propia del niño natural, que se entrega a la vida,

y a lo mejor hoy ganamos de uno, el que meta el último tanto gana, pero nos vamos a casa, normalmente ya es la hora, y a alguno de nosotros le han llamado un par de veces para la cena, con las ganas de volver a jugar.

   así lo vimos…

en el ejercicio de juntar el dejar ir / dejar venir con el saber ganar / saber perder y el juego, el ser adulto y el niño natural se hacen presentes, y me planteo la seria duda de dónde ubicar la capacidad de la ecuanimidad.

y ya puestos a dudar, me pregunto si el ser humano es en esencia competitivo, si se pueden disociar nuestro espíritu competitivo y nuestra capacidad de superación, o en algún punto del camino nos han enseñado a competir,

en vez de a colaborar.

si tienes interés interés en los 3 juegos de capacidades del ser humano y el 3ple camino de desarrollo personal, puedes acceder a estos enlaces, por medio de los cuales promovemos el desarrollo de:

  1. nuestro Ser adulto,
  2. nuestra madre protectora,
  3. nuestro niño natural,

un desarrollo no exento de alguna duda que otra, como puedes observar.

releo en alto las preguntas al viento anteriores, que se juntan con otra palabra, la fluidez, una capacidad que se me antoja tan cercana al juego, y a esa idea de que lo que tenga que ser sea, mientras ya está siendo,

y observo cómo en este territorio de características y capacidades diferenciadas, en principio tenemos 3 listados, aparecen 3 círculos que se superponen, como los 5 aros olímpicos, pero sólo 3,

y en los que unas pequeñas áreas indican que esto puede ser tuyo y también puede ser mío, o lo que es mucho mejor, es una característica que nos distingue a las 2, y observo esa zona en el centro,

todo parece indicar que hay alguna característica que es propia de las 3.

e intento borrar de mi mente alguna celebración de las que vemos en el mundial de fútbol, por parte de alguno de los profesionales de la cosa, en la que queda patente que la ecuanimidad, ya sea del niño natural, ya sea del ser adulto,

no está para nada presente.

no es de extrañar nuestra confusión, cuando estamos juntando las palabras juego y profesional, competición y fluidez, no es extraño que de vez en cuando nos sintamos tan confundidas, tan perdidas, entre tantos y tan malos ejemplos,

pero nos perdonamos, y seguimos jugando, aquí y allá.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.