un remanso de buen gusto

el casco viejo de Altea abre sus puertas al visitante con un mandala, 5 capas que encierran 3 circunferencias con estrellas de 8 puntas, que reza “aquí comienza la magia de Altea”,

un rótulo que podría sonar pretencioso, pero que no va a defraudar en este caso, en esta visita en la que al mogollón de personas que atrae el Mediterráneo, en esto no es una excepción, vamos a acompañar la mirada apreciativa,

porque en verdad no es difícil apreciar el buen gusto de las tiendas, con una oferta variada que en este caso gana el lino italiano, el buen gusto de los carteles que acompañan las fachadas de las casas, tan bien cuidadas, 

el buen gusto de los restaurantes y las tiendas de comidas, el buen gusto del mercadillo de verano, un espacio en el que tras cenar 5 exquisitas sardinas, que van a engrosar el listado de “es que no podían estar mejor” de este verano,

aprovechamos para uno de los ejercicios más sencillos y más potentes que pueden existir en este mundo, juntarse con una artesana y apreciar la belleza de su obra, ya sea una encuadernación, un metal labrado, una ilustración o un muñeco de lana,

tiendas y artesanías detrás de las que se encuentran historias preciosas de personas más bonitas aún, es la magia de la vida que se despliega cuando conectamos con esa intención que late más allá de la cosa,

una intención que también se conoce como la energía del amor,

y es precisamente esa magia la que se despliega en este espacio que me trae recuerdos de otros tiempos, y en un momento breve pasado, presente y futuro se condensan en este instante,

y el helado que comparto con Silvia, dos bolas de leche merengada y mojito no es diferente del que comparto en otro momento con mi hija Maitane, no puedo adivinar el nombre de futuro, tal vez Samuel, cuando esta gota que corre por mi mano,

sí, ya gotea,

me trae a la conversación que tenemos abierta con Ana, quién sabe por qué se me ocurre que pueda estar interesada en ilustrar un cuento de 7 emociones para niños, con base en los 7 colores, en realidad son infinitos, del arco iris,

es la magia de Altea, que permite que el arco iris se despliegue en medio de la noche, cerrada ya – son las 12 y Cenicienta tiene que volver a su casa, quién sabe en que se transformen los regalitos que nos hemos hecho – a nuestro alrededor.

   así lo vimos…

escribo estas líneas y  tengo la sensación de que me he metido en un transportador especial, un transportador que te lleva a otra energía y a otro espacio temporal, sin la necesidad de que las partículas que forman mi cuerpo físico se disgreguen,

qué curioso, yo a eso no me apuntaría ni aún cuando alguien lo invente,

un transportador a la energía del 3, la madre protectora – el niño natural – el ser adulto han estado presentes aquí, de la misma forma que están presentes las 3 capas de entornos de confianza, desarrollándose a su ritmo, sin prisa pero sin pausa,

yo creo en mí – yo creo en ti / nosotras – yo confío en la vida,

en este ejercicio que nos lleva del yo al nosotras, del nosotras a la comunidad, de esto van las conversaciones que entablamos con Joaquín y con Ana, 2 artesanas con las que tengo la intención de re-contactar,

y una pregunta se abre en este mes de agosto, en el que seguimos indagando el azul, la vida fácil, y los entornos de confianza, que se abren y cierran a nuestro alrededor, sí, la confianza también se cierra,

tú, ¿conoces algún transportador espacial?, ¿utilizas alguna herramienta que te ayude a transformar tu energía y te conecte con tu bien-estar natural?, ¿cruzas esa puerta con relativa frecuencia?

en esta sociedad que busca respuestas inmediatas y resultados más rápidos aún, te animamos a sostener las preguntas, a calentarlas, a hacerte amiga de ellas, mientras dejamos que lo que está siendo sea.

Altea, tan cerca de Polop y de Benidorm, casi tanto como los estados unidos de América de México, gracias por existir en mi vida, maravilloso transportador espacial,  me voy con esta energía tan bonita, tan buena, tan necesaria,

con la intención de volver.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad– empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones sanas,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

 

hecho a mano

camino de la tercera noche en la playa, diferente cada vez, me he acercado a Rodalquilar, a la búsqueda del mercado de artesanías del domingo por la noche, qué mala suerte que este finde no toca aquí, se ha celebrado la semana pasada,

y de ahí, tras tomar un café con hielo en el único bar que queda abierto, hay que ver cómo afecta la calorina a los territorios, este pueblo lo van a volver a abrir a las 8 de la tarde,

me acerco a la isleta del Moro, donde tengo tiempo para pasear las gafas y el tubo alrededor de la isleta, para observar a la gente pasar, ver cómo juegan un grupo de chicos italianos en el puerto,

y para conversar con esta pareja que vende artesanías y otros productos de proximidad en la plaza del pueblo, y me quedo prendado con el mensaje que este cartel nos regala,

cuando compras algo HECHO a MANO, estás comprando mucho más que un objeto; estás comprando horas de experimentos y fracasos, días, semanas y meses de TRABAJO. NO compras una cosa, estás comprando un pedacito de CORAZÓN DE OTRA PERSONA.

y me quedo charlando con este chico que inicialmente me parece un poco hosco, ya que me niega una foto de las artesanías, y que se va mostrando progresivamente cercano,

cuando le pregunto sobre su negocio, sobre los productos que venden, sobre este enfoque ecológico – natural – de proximidad que destila esta nueva andadura, él y su pareja llevan varios meses en este nuevo empeño,

con el que voy a acabar hablando de una pedagogía en la que crecen mis hijos, qué curiosa es la vida y qué pequeño es el mundo, muchas veces sólo hay que entablar una conversación,

y dejar que los hilos se entremezclen, creando lo que tengan que crear, por supuesto, en un proceso en el que nos dejamos experimentar, quién sabe cuánto dure el intento, horas, días, semanas o años.

   así lo vimos…

en el ejercicio de curiosear me imagino que un día vuelvo y me llevo de vuelta a casa este cuadro expuesto en el centro de la tienda, y que concierto una visita para conocer cómo se hacen estas cervezas, o este hummus y mermeladas,

mermelada de sandía o de tomate, ali oli de zanahorias, hummus de berenjena, qué rico

y me imagino un mundo en el que muchas más iniciativas a MANO se hacen presentes en nuestras vidas, ejercicios preciosos de proximidad tejidos con el cariño de nuestras manos, nuestras palabras y nuestro corazón.

por cierto, ¿que has hecho A MANO estas vacaciones?, ¿te has dado un tiempo, siquiera unas horas, para ARTE-SANAR?

en esta sociedad que busca respuestas inmediatas y resultados más rápidos aún, te animamos a sostener la preguntas, a calentarlas, a vivir con ellas, mientras dejamos que lo que está siendo sea.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad– empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

celebrando la naturaleza y la vida

en la elección de estar en contacto con la naturaleza yo siempre me haría una pregunta sencilla, ¿en qué sitio me gustaría abrir el ojo de noche para contemplar el cielo estrellado?,

una pregunta que admite otras interpretaciones, ¿dónde me gustaría acostarme al ras?, ¿dónde me gustaría amanecer al nuevo día, independientemente de lo que vaya a hacer?,

y es una de estas preguntas la que me lleva a elegir la playa de los Muertos, sin lugar a dudas mi playa favorita, ya por delante de Aritxatxu, en Bermeo, pueblo natal de mis padres, para pasar esta segunda noche en la playa,

noche a la que sigue el amanecer y la mañanita, en la que voy a decicarme a esta afición casi absurda que cobra un sentido mayor según pasa el tiempo, maravillarme con la belleza de las piedras,

porque es relativamente común maravillarnos de la perfección en personas, animales y plantas, e incluso con piedras preciosas, en esta escalera de la evolución leída en sentido contrario, ser humano, ser animal, ser vegetal, ser inanimado,

pero es mucho menos frecuente maravillarnos de piedras corrientes y molientes, cantos rodados por la acción del golpeteo del mar, ola viene, ola va, y del roce con sus semejantes, otras piedras en relación,

y observo, como ocurre con las personas, que cada piedrita que puebla esta playa inmensa es única, mira qué bonita ésta, mira que bonita aquella, y se me pasan de nuevo las horas, contemplando la naturaleza,

un poco de la animada y otro tanto de la inanimada, porque las piedras también palpitan, aunque su ritmo es ligeramente más lento que el nuestro, que vive aquí y allá, a nuestro alrededor.

   así lo vimos…

a la hora de salir, dudo, ya que no sé si quedarme en esta playa la mañana entera, que ofrece una de las sombras más generosas del planeta, a lo largo de todo el día, o acercarme a Carboneras a saludarle a Miguel, en la taberna andalusí,

y en eso estoy, que si me quedo o si voy, y, tras hacer el amago de quedarme en la playa larga, tomo camino hacia Carboneras, donde una segunda pinza azul me espera en el camino, ligeramente más pequeña y más clara que la anterior,

en este mes tan curioso, en el que sigo celebrando la vida, sí, estoy vivo, de la misma forma que podría no estar ya en este plano, y aquí le ando, celebrando la abundancia de la vida e indagando, no podría ser otro, el color azul.

puestas como estamos en el juego de las preguntitas, en este mes en el que indagamos el azul,

tú, ¿qué prefieres, mar o montaña?,

¿en cuál de los dos espacios te animas a pasar una noche a la intemperie y observar la luz difusa de infinito a tu alrededor?, ¿en cuál de los dos espacios eliges celebrar la luz focal del sol de un nuevo amanecer?
,
en esta sociedad que busca respuestas inmediatas y resultados más rápidos aún, te animamos a sostener la preguntas, mientras dejamos que la cosa se manifieste, y lo que está siendo sea.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad– empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

hola, soy Nora, socia en la escuela de la vida

es sábado por la mañana, y nos acercamos de nuevo a este espacio en el que un grupo de personas nos reunimos, para atisbar las claves de las organizaciones del futuro, en este ejercicio que denominamos reimaginando,

donde me voy a encontrar nada más llegar con Marta San Martín, que me presenta a Nora Plaza, otra vasca en Madrid, residente ocasional en Cádiz, ya son 10 añitos, la que va a ser la ponente de este taller de sociocracia práctica,

en esta conversación que abre la mañana, con el taller al que Marta acaba de asistir, un taller de 4 días en el que NER explica cómo aplican los fundamentos de esta forma de trabajar, ellos lo llaman Nuevo Estilo de Relaciones,

una forma de hacer que tiene todo que ver con el taller de hoy, en el que Nora nos introduce en la historia, las figuras se Auguste Compte, padre del positivismo y la sociología, de Kees Boeke y del movimiento quacker,

así como de la escuela que funda, “De werkplaats” (the workshop), un espacio que se rige por la educación social y creativa, el desarrollo comunitario, la automotivación y la satisfacción por aprender haciendo,

una escuela en la que tratamos a los niños como personas adultas, en relación de igualdad con sus profesoras y maestras (on first-name terms with their teachers), qué fácil de enunciar y qué complejo de desarrollar,

una escuela en la que estudia Gerard Endenburg, trabajador de Philips que va a hacer la traslación en el negocio de sus padres de los principios que aprende de niño en su cole, qué curioso, para transformar la organización en un caso de éxito,

por medio de un método de toma de decisiones para gobernar y administrar organizaciones y sociedades basadas en la equivalencia y que se inspira en la cibernética,

qué interesante, si podemos gobernar máquinas, quizás, sólo quizás, alguna de las reglas que apreHendemos para las máquinas, eso de la señal de ida y la de vuelta, por ejemplo, nos sirvan para las personas,

y Nora nos introduce los 3 principios que rigen este ejercicio para cambiar la estructura de poder en las organizaciones, porque cambiando las relaciones de poder estamos cambiando las reglas que rigen este mundo,

  1. la equidad (en procesos en los que todas las voces cuentan, por medio de rondas de palabra),
  2. la transparencia (porque la información es poder),
  3. y la eficiencia (porque estamos aquí, entre otras cosas, para alcanzar una serie de objetivos que nos benefician a todas como comunidad),

3 principios que se articulan por medio de 4 reglas,

  • la estructura de círculos,
  • con una dinámica de representación en el nivel superior de doble enlace,
  • con los procesos de consentimiento, con la objeción como regalo,
  • y de la elección abierta, ese proceso en el que no hay una campaña de un canditado, sino que el grupo se autoregula, y nombra a las 4 personas que pueden ejercer en el siguiente periodo en las funciones de coordinadora, representante, facilitadora y secretaria,

y ahí seguimos un rato, jugando, con un juego de rol, en este ejercicio que parece fácil, pero que tiene tela marinera, en el que vamos a observar nuestra reacción inicial, que se puede traducir o no en una objeción,

cuando la decisión implica ir en contra de los objetivos o del propósito del grupo, o en contra de las tareas que yo misma desempeño,

una objeción que puede moverse hacia el consentimiento, cuando no estamos fundamentalmente de acuerdo, pero podemos vivir temporalmente con ello, tal vez hacemos más corto el tiempo de aplicación y la evaluación de los resultados,

cuando aceptamos por unanimidad, en una decisión que nos vincula, ahí está el reto, que la propuesta es “Good enough for now“, suficientemente buena por ahora, y “Safe enough to try”, y suficientemente segura para darle un tiento.

   así lo vimos…

si quieres saber más de sociocracia, 2 enlaces como recomendación,  www.sociocracyforall.org, www.sociocraciapractica.org

y me quedo charlando al final de la reunión con Nora y Mónica, su amiga de infancia, su amiga vieja, otra forma de llamar a nuestra primera amiga, ellas se conocen desde los 11 años, como me pasa a mí con Gidor, mi amigo viejo,

en esta conversación en la que 3 chicas nos juntamos en Madrid, Nora se ha acercado desde Cádiz, su amiga desde Bilbao, yo resido aquí, en el centro del imperio, y la amiga de Nora me comparte su actividad ayer noche,

en esta escuela de vida que se convierte en proceso de voluntariado, ella ha estado anoche en la Cañada Real, ese espacio en el que también es voluntaria mi amiga Eva, y su pareja, Fernando,

y me comenta, radiante, cómo muchas veces, ella, que supuestamente se acerca a dar, con un viaje de 400 km de ida y vuelta por medio, se siente acogida, aceptada, por la persona que es destinataria de lo que ella viene a compartir,

en una dinámica que repite de vez en cuando, y que hoy aprovecha para estar aquí, junto a su amiga vieja, en un sitio a medio camino entre Bilbao y Cádiz, pongamos que hablo de Madrid.

y me vuelvo a casa pensando en la importancia de compartir lo que tenemos, cuando más damos más recibimos, una sonrisa, conocimiento o un pastel, con el gusto de haber coincidido con María Jesús y con Sergio, que me regala la foto para el post,

de ver la influencia que tienen el cole en el que crecemos y nuestras relaciones de infancia y de juventud en nuestro desarrollo en la vida, con Gerard Endenburg y Gidor, Nora y Mónica como ejemplos,

de haber jugado a ser una comunidad que promueve la agricultura ecológica en proximidad, y que aparentemente va a aceptar níscalos y naranjas de un proveedor más allá de nuestras fronteras, naranjas de la China, sí,

y me río con las naranjas, mira que nos gustan las naranjas, Sergio, vaya que sí, tras despedirme de esta tribu tan maja, Roberto, David, Marta, en este ejercido de conversar y reimaginarnos las organizaciones en las que nos desarrollamos,

y a las que damos vida, aquí y allá.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

7 años de aprendemos todos

me contacta Carlos Carrera desde Kansas City, más allá de las fronteras y de las aguas que nos unen y nos separan, para recordarme que estamos de cumpleaños, ya hace 7 años, un septenio, un mundo de tiempo,

de la primera edición de aprendemos todos, ese congreso inicial en el que un grupo de locos maravillosos se unen en torno a un sueño de Marina Escalona, tan bien acompañada por Jaime Buhigas, por Fidel Delgado, por Luis Emilio Oliver, por Carlos,

y no puedo evitar acordarme de ese fin de semana precioso que paso con todos ellos, y con más gente, bailando, respirando, incorporando la risa y la emoción en esa mirada que nos anima a seguir aprendiendo, jugando, mostrándonos,

buscando preguntas nuevas, ¿cuál es el mundo que queremos a nuestro alrededor?, ¿cuál es el mundo nuevo que quiero desarrollar desde mi interior?, un juego que es mucho más bonito y posible desde la relación,

gracias, Carlos, por este recordatorio, en el que hace 7 años, el 11 del 11 del 11, un grupo de locos mayorcitos se juntan para celebrar un mundo nuevo, una nueva forma de sentir , de pensar, de hacer, en torno a la educación,

convertida en procesos de aprendizaje, porque nos encanta aprender.

   así lo vimos…

y me acuerdo de ese manifiesto, convertido en vídeo, de una nueva educación, ese sueño de Marina que va tomando forma, aquí y allá

y reviso una serie de entradas de este blog, bajo la categoría que las aglutina, aprendemos todos, qué curioso, no hay una, sino dos, aprendemos todos una nueva educación,

y hablando de revisar, Carlos, a ver si contacto con Marina, con Jaime, con Fidel, ha pasado un rato desde que les veo por última vez, ¿sabes algo de Luis Emilio?, lo dicho, Carlos, felicidades, y muchas gracias por existir en mi vida.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

el 3ple camino

es domingo 29 de abril, y salgo a pasear el día después de mi cumpleaños, un día bastante rasposo para haberlo celebrado entre amigos, en este primer encuentro de formación de facilitadoras de 7 emociones,

y me encuentro un cruce de caminos saliendo de Garro, el caserío en el que nos hospedamos, y decido tirar por el camino de la derecha, que creo que me va a llevar más lejos,

un camino en el que se va cerrar antes de lo previsto, por las abundantes lluvias que convierten el camino en lodazal impracticable, y en el que me encuentro una estampa muy curiosa, 3 burros,

un camino que des-hago, volviendo al punto de partida, para tomar el camino de la izquierda, en el que me encuentro una evolución de la estampa anterior, mira que es juguetón el universo, ahora lo que hay en el monte son 3 caballos,

y observo en estas dos imágenes un símil visual de el 3ple camino, porque todos podemos ahondar en el triángulo de karpman, nuestra vida en la sombra, con las figuras del perseguidor, la víctima, y el salvador, los 3 burros,

o podemos desarrollar el ser adulto, el niño natural y la madre protectora, 3 conjuntos de características que nos ayudan en este proceso de buen vivir, de cuidarnos y ser un apoyo para las demás personas, a nuestro alrededor,

y siento que todo comienza en un punto, en el que empezamos a ser conscientes, y en el que tomamos una determinación, trazando un plan, el plan de nuestro desarrollo personal consciente, eso es el triple camino,

el plan al que nos podemos adherir con des-enfado, sí, la vida es mucho más bonita con des-enfado, cuando fallamos y nos perdonamos, cuando tropezamos y nos volvemos a levantar,

porque el que tropieza y no cae adelante un paso, y el que tropieza y cae, y se levanta, tiene todos los pasos de la vida por delante,

como hacen los pilotos de un avión, que no se rigen obsesivamente por el plan, cada segundo, sino que les sirve para corregir cada tanto, me he desviado un poco a la derecha, pues tuerzo a la izquierda,

porque la vida es mucho más fácil cuando sabemos lo que buscamos, cuáles son las capacidades que quiero desarrollar, y para qué lo estoy haciendo, ya nadie me obliga, es mi elección personal, voluntaria, y nos podemos aplicar.

   así lo vimos…

aunque no lo sé cuando tomo estos dos caminos, el de la derecha y el de la izquierda, muy cortito, hay un tercer camino, el de enmedio, que lleva por medio de unas escaleras a la colegiata de Cenarruza, es el camino de Ziortza,

un camino que voy a hacer un día de estos, no sé si de subida, si el grupo que formamos es pequeño, como es el caso de éste, o de bajada, si el grupo que formamos es más grande, porque la próxima vez también podemos dormir ahí, en Cenarruza.

es tan evidente lo pródiga en señales y acontecimientos que es la naturaleza que no puedo resistirme, no es mi mente racional la que dice “sería una buena idea montar un taller de 7 emociones o de liderazgo colaborativo en un medio rural”,

es todo mi ser el que vibra en el camino en estos últimos 5 viajes, por cabo de Gata, por Jaca (Aragón), por Munitibar y el Urdaibiai (Euskadi), la tierra de mis padres, por tierras de Javier y Leyre (Navarra), por la sierra de Navacerrada (Madrid),

un ser que profundiza un poco más en este 3ple camino, el camino de los 3 burros, todos podemos quedarnos ahí, animados por el gran burro, el perseguidor, ese elemento de cuidado, que no para de juzgar y criticar a todos sus semejantes,

o el camino de los 3 caballos, preciosos, que también viven en mí, y ahí no sé cuál me gusta más, la madre protectora, el ser adulto, o el niño natural, cada cual más bonito, más bueno, más verdadero, cada cual más espectacular.

el 3ple camino es el camino del mejor YO SOY que puedo desarrollar en esta vida, mi ser en la luz, mi ser radiante, un ser que se desarrolla en contacto con los fundamentos de la abundancia, que coinciden con los del liderazgo colaborativo,

porque mi yo soy sano y abundante no compite, colabora, y crea entornos en los que desarrollar conjuntamente con otras personas, líderes radiantes, ese mundo mejor al que todas aspiramos, ese mundo que sólo se desarrolla desde nuestra colaboración,

voluntaria y necesaria,

y desde nuestra mejor intención.

puedes enlazar con los fundamentos de la abundancia, con los 3 conjuntos de características a desarrollar, con el 3ple camino, y con el itinerario visual que hemos trazado para actividades en la naturaleza, ¿coaching en la naturaleza?,

en 5 puntos de nuestra geografía, Cabo de Gata, Euskadi, Navarra, Aragón y Madrid, en la preciosa piel de toro, uy, qué rima más difícil tiene el 5, en este viaje virtual del ego al eco, con 5 puntos, decía, para empezar.

y empezamos a profundizar un mensaje que habla del tránsito del ego al ECO, gracias, Otto, que hablar de la triple w, w-w-w, por la que yo gano, tú ganas… y ganamos todas nosotras, en enfoques abundantes y compartidos,

nuevos líderes para un mundo en TRANSformación, es el camino del liderazgo colaborativo en el siglo xxi.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y por la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

y el Euskalduna de pie le pide a Rozalén “beste bat”

esta vez no voy a poder saludarle a Biotz, que está en algún sitio de este espacio precioso, el palacio Euskalduna de Bilbao, seguramente el mejor palacio Euskalduna del mundo, no iba a ser menos, que para algo estamos en Bilbao,

ya que llegamos tarde, es mi manía de meter en la agenda una cosa más, y de ahí venimos, de apurar la jornada del sábado, en el primer proceso de facilitadores de 7 emociones, que corremos en el balcón de Bizkaia, en Munitibar, en casa Garro,

ya que vamos a salir antes de tiempo, corriendo en la última canción, eso espero, Girasoles, el espectáculo además de bonito, bueno y verdadero, ha sido sensible y generoso,

y Rozalen responde al atronador y generoso “beste bat” (otra más) que el público reunido hoy en Bilbao le brinda, un público que tiene fama de ser muy buen crítico, una parroquia culta, cuando hablamos de toros, de fútbol y de canciones,

a esta gente le gusta caminar, comer y beber, hacer deportes y cantar, y es un pueblo duro con la mediocridad, y largo, muy largo con el arte, y lo que acaba de presenciar es el espectáculo de una artistaza, y de un grupo que le acompaña, que suena fenomenal,

no es extraño que unos y otras no se quieran marchar, sólo nosotros hemos llegado tarde, y sólo nosotras nos vamos a marchar despavoridas, la siguiente nos espera, hoy celebramos que mi madre cumple 52 años de vida de madre,

y vamos a llegar justo a las 11:15, hora en la que sale de su vientre, por no hacerlo más gráfico, su primer hijo, en una cena que va a ser un poco como nuestra propia vida, un poco de esto, un poco de aquello, y un mucho de lo de más allá.

   así lo vimos…

en el taller de 7 emociones comparto una de mis creencias más absurdas, los niños elegimos a nuestros papás y a nuestras madres, una creencia que además de absurda mucha gente piensa que es infundada,

pero que a mí me sirve para preguntarme, de vez en cuándo, ¿para qué he elegido yo así?, una pregunta de poder, tan distante de esa otra que la gente normal acostumbra a hacerse,

¿por qué me habrá ocurrido esto a mí?, mucho más cercana a la víctima,

y me acuerdo que tengo un ejercicio pendiente en 7 emociones, una encuesta de entrada que me permita hacer una auto-evaluación de mi nivel de responsabilidad al principio del proceso, y al final,

para poder sacar una foto del antes y el después, del principio y el final.

quién sabe por qué voy a evitar introducir hoy en la entrada una foto del concierto, y una canción de Rozalén, eso me lo voy a permitir dudar hasta el último momento, tal vez me ayuda youtube, esa biblioteca de los videos,

y me voy a un bote de cayena que compramos en la tienda del pueblo, un espacio en el que somos claramente forasteros, y que nos cobran a su precio, 70 céntimos, qué bonito,

un 7, como 7 emociones, y un cero, como los círculos en los que pretendemos re-crear las organizaciones sin centro, unas organizaciones en las que el respeto está presente, y en el que nos tratamos todas como iguales,

y pienso en lo honrado que es este pueblo, el pueblo vasco, un pueblo rudo, duro, muy poco diplomático, claro, aquí, tan cerca de las montañas, nunca hubo corte, y las verdades las encuentra la gente en sus campos, en sus animales, en sus relaciones,

y me siento orgulloso de ser parte de este pueblo tan hosco a veces, tan sincero, casi siempre, en proceso de evolución, necesaria, y de haber elegido a papá y a madre, mamá y padre, aita y ama, en este proceso de evolución,

y conecto con este ejercicio que acabo de proponer al grupo, pocas horas atrás,

gracias, aita / ama, por todas las cosas tan bonitas que tenéis, y que son un regalo, a veces no visto en mi niñez y en mi juventud, es que el pez muchas veces no es consciente del agua,

gracias, ama / aita, por todas las cosas tan bonitas que os faltan, y que no me habéis podido dar, claro, cómo me las vais a dar si no las tenéis, ¿no?, porque forman parte de mi camino de desarrollo personal.

me paso buena parte del concierto de Rozalén mirando al techo, quién sabe por qué a veces miro a sitios tan raros, ¿a quién se le puede ocurrir mirar al techo cuando es tan interesante el juego de luces, los bailes y las coreografías del escenario?,

y observo bailes de sombras preciosos, hay muchas, de diferentes colores, luces y sombras en el techo y en el escenario, al fin y al cabo eso es el color, el baile de la oscuridad y la claridad con la ayuda del órgano sensorio humano,

bailes del rojo al violeta,

quién sabe por qué hoy me subyugan estas curiosas sombras rojas, ¿será que le he visto a alguien, espejito, espejito mágico, quién es más bella que yo en este reino, incrustado en la energía del miedo y del no soy, y en la energía del no es posible?

es domingo por la mañana, y me pregunto qué me va a regalar el día de hoy, y qué le voy a regalar yo, mientras repaso los temas pendientes de este proceso en el que tenemos muchas cosas que cerrar, quizás demasiadas,

tal vez para hacer un taller de facilitación, con pausa, con cariño, necesitamos 5 días en vez de un fin de semana, lo empiezo a percibir así, no hay tiempo para todo, y hay cosas que se van a caer, sí o sí,

porque no nos caben el coaching circle, la abundancia, los procesos de acreditación de facilitadores (ejem), el nexo de las 7 emociones con el mundo corporativo (teoría U y reinventar las organizaciones),

el turismo local (Urdaibai margen derecho, Santimamiñe, Oma, Laga, e izquierdo, Mundaca, lleno de caca, Bermeo, Gaztelugatxe, reconvertido en Rocadragón con la presencia de Jon nieve y la madre de ragones, la reina del miedo),

la comida, la re-capitulación de la jornada de ayer, la re-capitulación de cierre, … según lo enuncio me empiezo a marear, seguramente voy a hacer lo que aprendí hace años, en mi tiempo de auditor de AENOR,

darle sin parar, intentando meter una cosa más, hasta que suene el gong, momento en el que el boli se cae, y sólo queda tiempo para un abrazo y la despedida, seguro que nos volvemos a ver pronto, caminante,

porque no hay camino, se hace camino al andar, tararí, tarará.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional, que no de inteligencia, creative commons, inspirado por la teoría U del color y la teoría Scharmer de Goethe, ¿o era al revés?, que compartimos desde este enlace.

 

rendi2 a la magia de la vida

en esta semana rara en la que el mundo de la colaboración se abre,

no has más que atender las dos últimas conversaciones este sábado, de vuelta desde Huesca a Madrid, en dos tramos, Huesca – Zaragoza, con Juan, y Zaragoza – Madrid, con Pablo,

o los dos encuentros del domingo, a la mañana con Rocío, conocida de Silvia con la que quedamos supuestamente a comprar ropa, y a la tarde con Enyina, en una reunión entre 3 iguales diferentes que es tan difícil de mantener,

recuerdo este extraño suceso que ocurre del martes al miércoles, en Zaragoza, cuando dejo el coche y me acerco a una juguetería, y mi mirada se clava en un personaje de las películas de Disney,

el mismo personaje en el que se va a clavar mi mirada inconsciente, de vuelta a recoger el coche, camino de Huesca y del Pirineo, en otra tienda de chuches, muy cercana a la anterior, con una disposición de muñecos totalmente diferente,

no es extraño que decida incorporar esta imagen a mi colección de objetos de poder, se trata de Aladino, el chaval de la lámpara maravillosa, ya sabes, sólo tienes que frotar para tener 3 deseos,

mucho cuidado, el genio de la lámpara anda suelto.

   así lo vimos…

en las conversaciones con Juan, Pablo y Rocío queda patente la capacidad creativa y creadora del ser humano, capacidad que da un paso adelante en la reunión con Enyina, en la que sigo vislumbrando un taller de abundancia en colaboración,

lo que él trae, que es precioso, conjuntamente con 7 emociones y el 3ple camino, ese camino de sanación consciente, en el que el adulto, la madre protectora, y nuestro niño natural se hacen presentes en nuestra vida, cada día más,

más prósperos, más abundantes, más compartidos, es la magia de la colaboración, es la magia del liderazgo colaborativo, es la magia de abundancia, que hemos documentado en nuestra web, y que compartimos contigo,

en este universo bueno, bonito y abundante en el que hemos decidido vivir y desarrollarnos.

la reunión con Enyina nos lleva de vuelta a la puerta del colegio Ártica, qué curioso que el navegador nos lleve al número 62 de la calle la peseta, en vez de al 92, qué extraña y preciosa es esta vida,

que te ayuda a re-cordar lo que está en paso y puede serte de utilidad, sí, voy a hacer un nuevo intento de re-contactar con el colegio Ártica, ese colegio que tan buena impresión me dejó en la primera reunión.

el violeta de chaquetilla de Aladino es el color que simboliza el violeta, el color más energético que el ojo del ser humano puede percibir, es el color de la colaboración, de dos personas, 3 personas, un grupo, que van a traer al mundo lo nuevo,

la mejor opción posible, desde el hacer conjunto, con la ayuda de Aladino, y del genio de la lámpara, desde nuestra mejor intención, abierta a las posibilidades y al infinito, claro que sí.

en el mundo infinito en el que vivimos uno de los 3 deseos que le podemos proponer al genio, para eso es un genio generoso como infinito es el mundo en el que vivimos, es que abra la lista de deseos a n-mil, 7, 7000, 70.000, da lo mismo,

y si piensas que es avaricia no has entendido del todo la ley de la abundancia, esa ley que te permite seguir creando posibilidades, opciones y realidades en tu vida y a tu alrededor, sólo tienes que pararte un poquito y observar, ¿acaso no lo ves?

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

la vida se asienta tras la magia del arco iris

observo maravillado cómo surge la vida después de la tormenta, y cómo sale el sol tras lo mal que lo hemos pasado, y en algún punto vislumbro un arco iris en mi vida, un puente entre el cielo y la tierra,

o entre la tierra y el cielo, todo depende de en qué sentido lo recorras,

y observo cómo este mensaje, tan tonto, sirve para articular todo lo que estamos haciendo, desde talleres de responsabilidad emocional en el cole, ya sea con el claustro o con la ampa,

hasta talleres con la alta dirección de una corporación, o presentaciones con personas que están comprometidas con un proceso de apreHendizaje compartido, como es el caso de mis compañeras de SOL Spain,

SOL que viene a ser un acrónimo de Society for Organizational Learning, Asociación para el aprendizaje organizacional, una asociación que surge a nivel mundial apoyando el despliegue de “la quinta disciplina” de Peter Senge,

ese libro que me acabo de comprar en la casa del libro, y que estará disponible en la librería de Torre antes del 24 de este mes, qué bien, creo que voy a recogerlo después del finde del puente de mayo, tras mi cumple,

ese fin de semana en el que celebramos el primer taller encuentro de facilitadores de 7 emociones, en el País Vasco, en Munitibar, cerca del Urdaibai, tierra de mis ancestros (de aita y ama),

en un proceso que bien puede ser un desastre material, pero tiene todo de agradecimiento, y de celebración espiritual, aunque estas dos palabras unidas son redundantes, la celebración es un evento fundamentalmente espiritual,

ya que celebramos aquello que se escapa a la materia, aquello que supera nuestra comprensión, y muchas veces nuestras capacidades más terrenales y toda la lógica que las capacidades duras encierran,

sí, generalmente celebramos la vida,

y no puedo evitar observar la magia que se encierra tras el arco iris, y ese proceso por medio del cual compartimos los fundamentos del liderazgo colaborativo, ese liderazgo que no está en los libros de texto,

porque vivimos tiempos en los que el ego y la competición lo invaden todo, y como bien dice Maturana, cuando competimos no podemos colaborar, y es bonito observar cómo ese mensaje se va filtrando en los grupos  a los que acompañamos,

desde la visión diurna (los colores cálidos) pasando por la la visión nocturna (los fríos), para completar el puente con el verde (ese color de transición que permite integrar lo uno con la otra, lo masculino con la energía femenina),

y no puedo evitar la magia que estos últimos meses encierran, con un proceso proceso de aceleración, con las 3 escuchas y el 3ple camino de desarrollo de las personas, los grupos y las organizaciones (la comunidad),

con la magia que se despliega en los grupos de Mutualia, de Euskoges, de calidad Pascual, de SOL, de el futuro emerge, es la vida, abundante, que se manifiesta y se asienta, más allá del puente de color,

de ese arco iris que une la tierra con el cielo, o al revés, todo depende de nuestro particular punto de vista, y nuestra forma tan particular de mirar mirando, de eso se trata, de conectar nuestra atención,

y estamos cerca de enterarnos, va a ser que sí.

   así lo vimos…

me levanto con este extraño título en mente, y saco una foto de una hoja, en la que Silvia recoge varias frases, que van a ser un ejercicio dentro de los talleres de liderazgo colaborativo en sus próximos desarrollos,

y tal vez de un taller de abundancia, eso que siempre se encuentra tras un proceso de celebración, si te fijas siempre celebramos la abundancia, párate a pensarlo y contacta conmigo si no estás de acuerdo,

frases que copio a continuación, porque escuchar es amar, y compartir también.

(en esta vida es posible…)

  • trabajar poco y disfrutar mucho,
  • leer libros y aplicar lo que los libros dicen,
  • ir a cursos y aplicar el aprendizaje,
  • dominar el lenguaje de la atracción (yo tengo algo que tú quieres y no te puedes perder),
  • hay infinitos compradores con infinito dinero,
  • muchos pocos hacen un mucho,
  • lo que yo te doy tiene + valor que lo que tu pagas por ello y tú lo sabes,
  • si no crees en ello podemos trabajar por objetivos,
  • varios juntos tienen + fuerza que 1 solo,
  • el grupo llega donde la persona sola no llega,
  • tengo mucho más de lo que necesito para vivir bien,
  • colaborar es mejor que competir,
  • “tú y yo” puede ser mucho + que la suma de “tú” + “yo”

y me hace gracia pensar que sea tan evidente, y que por eso mismo sea tan difícil verlo, los principios de la abundancia son los fundamentos del liderazgo colaborativo, por lo que mucho me temo que vamos a seguir utilizando el mismo método,

un puente intangible, lleno de colores y de magia, que se traza aquí y allá, entre la tierra y el cielo, tú decides en qué sentido lo vives, que posibilita hacer simple un tema tan complejo.

7 emociones crece desde la inspiración que junta la teoría U con la teoría del color de Goethe, hace de ello un tiempo, ¿son 2 o 3 años ya de esto?, no lo tengo claro, en este ejercicio de vivir la vida con color.

abro el correo y me muero de risa, si alguna vez hemos copiado algo del 3 de la teoría U en estas páginas, ellas ya han empezado a copiarnos, tal vez inconscientemente, con un correo titulado “7 practices”

y escribo nuevamente esta frase, si cabe de una forma mucho más consciente, más presente, esta frase que se ha convertido en un mantra, con ligerísimas variaciones, este último año…

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

con la extraña sensación de estar siendo guiado

me levanto tempranito con la pregunta de qué voy a escribir hoy, quién sabe si me anima a hablar de la vida fuera de la caja, título en borrador de una jornada en ciernes en APD, junto a Javier Ondarra,

o de esta presentación en el instituto Tomás Pascual Sanz, yo ya he estado aquí antes, no sé si hace dos o 3 años, en una presentación de Christian Felber, el padre de la Economía del Bien Común,

o tal vez de este libro que empiezo a leer anoche, de Berard Lievegoed, un libro que me recomienda hace dos años Luis Espiga, mi mentor en triformación social, todo lleva un tiempo, Luis, y que compro el domingo, de camino por el rastro,

en la librería “el olor de la lluvia”, en la que Alfonso me anima a realizar una presentación de las 3 escuchas, o de escuchar es amar, el último proyecto de la factoría de “organizaciones con espíritu y corazón”,

y abro el ordenador, y la pregunta se responde sola, al ver esta imagen, en la que se despliega la ancha mar, realmente soy libre de ir hacia donde quiera, pero no sé cómo explicarlo, siento estar siendo guiado,

hay un camino que se me insinúa de una forma brutal, sólo tengo que dejarme ir, entre palito y palito, por el caminito, sin hacer mayor esfuerzo, y observo cómo estoy completando un recorrido que empieza hace 5 años,

con el cuentacuentos,  que aunque en su día creo que es una expresión del niño en realidad es una expresión de nuestro Ser Adulto, acompañado, siempre, por el cariño de la madre y la des-inhibición del niño,

con ecosistemas innovadores, y la aportación inapreciable de Otto Scharmer, con su teoría, la teoría U, esa en la que tenemos que bajar para después subir, y la de Laloux, con esa obra con ejemplos de aplicación práctica, reinventar las organizaciones,

sí, que no se me olvide, ecosistemas innovadores es territorio del niño natural, con la ayuda inestimable de la madre y del adulto,

y con organizaciones saludables, la tercera línea de investigación – acción, que se lanza desde el centro de las 7 emociones, porque entender nuestro rico mundo emocional y la vida en relación es comprender el mundo,

esta tercera línea que acabo de publicar este sábado, antes de ir de paseo a la nevera, y de pasar por esta presentación en el instituto Pascual, 3 años después de escucharle a Christian Felber,

hoy es el turno de, no te lo pierdas, “salud pública, nutrición y estilo de vida, hábitos de vida saludables”, y no puedo sino reconocer la magia de la vida que se despliega ante mí, y ante todas nosotras, en este camino guiado, o insinuado por estos palitos,

a la izquierda y a la derecha,

porque con organizaciones saludables, esta línea de investigación – acción que lidera la madre protectora, con el calor del corazón, con la ayuda de nuestro niño natural y el ser adulto, se cierra este camino inspirado por la energía del 3,

por la triformación social, de eso hablaba Chistian Felber hace 3 años en este mismo escenario, y de la triformación del ser humano, de eso hablan estas líneas hoy, el pensar – sentir – hacer congruentes,

y por la fuerza del Ser Adulto, del niño natural y de la madre protectora, o lo que es lo mismo, con la fuerza del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo, en este mundo que se entiende mucho mejor cuando nos acercamos a la energía del 3.

   así lo vimos…

y no tengo ni idea de qué se va a desplegar hoy, con la presentación anual de corresponsables en Madrid, quién sabe si llegue a hablar de “escuchar es amar” con Marcos, o con Germán, o con Isabel,

quién sabe qué surja en la entrevista posterior con Carlos Malagón, ex-profesor de baloncesto de mi hijo Gorka, cuánto te extraño, campeón, y representante de la fundación Rudolf Steiner, algún día llegamos a la escuela Micael para algo,

y veo un camino con palitos, a la derecha y a la izquierda, que se va desplegando, mientras sigo escribiendo, y viajando de aquí para allá, “noraezean”, aparentemente sin rumbo, “innortado”, con esta extraña sensación de estar siendo guiado.

nora-ez-ean, a dónde – no – en, no sabiendo a dónde, es un camino que recomiendo totalmente, es el ser al servicio del camino, es el no ego al servicio de la vida, creo que MIHALYI CSIKSZENTMIHALYI  lo denomina FLUIR.

observo la imagen, la recorto dentro del monigote, y siento que este camino es un camino con corazón, tal vez por eso empiezo a enunciar esta semana el concepto “heart-tank”, en referencia a “el futuro emerge”,

un evento guiado por la energía del corazón, al igual que está guiado por esta energía el proyecto “escuchar es amar”, dos posibilidades de investigación – acción de las que tú, o tu organización, también pueden ser amigas.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe, que compartimos, porque compartir también es amar, desde este enlace.