para ayudar a volar a la gente

en el proceso de redacción del post “abrazar la plenitud” un parapente es la imagen central, de hecho me despierto con esa imagen, y con esa palabra, parapente, convertida en pregunta, ¿para qué?,

parapente, para ayudar a volar a la gente,

y pienso que no es mal momento para sacar a pasear las ceras, y pintar un monigote, primero el parapente en rojo, luego la persona, con colores varios, desconectada, para terminar haciendo la unión, con los hilos, casi invisibles, que nos conectan,

que nos ponen en relación,

y observo cómo, qué curioso, 2 entidades separadas entran en relación por medio de lo sutil, sutil pero que se puede percibir, y en el fondo esa persona, desprovista de miedo, sin techo y sin suelo, sin nada a su alrededor,

en mi vida sólo he “volado” una vez en parapente, una experiencia que revivo,

un viaje sin el vértigo propio de las alturas, que se da muchas veces cuando te subes a un balcón, el parapente te quita el suelo bajo tus pies, pero no hay problema, porque hay una fuerza ascensional que te lleva siempre para arriba, lejos del acantilado,

y mi atención se mueve a la persona, ahora relacionada con los hilos que asen sus manos, formando una curiosa forma, una especie de U, con la persona al fondo, en ese espacio en el que el coraje es la cualidad fundamental,

un coraje necesario para plantearse varias preguntas, ¿quién soy Yo?, ¿cuál es mi Trabajo?, ¿qué tengo que dejar ir para que lo nuevo emerja?, ¿qué tantas cosas me sobran?, ¿de qué lastres del pasado me tengo que librar?,

para eso es necesario el coraje, para que el vuelo libre pueda darse,

no es mi voluntad pequeña, mi ego, el que pilota mi vida, sino esa fuerza ascensional que no observamos a simple vista, pero que existe en cualquier caso, qué reconfortante pensar que no todo el viaje es hacia abajo,

en este peculiar proceso de la U.

   así lo vimos…

7 emociones es un modelo emocional inspirado por la teoría U, en especial por ese momento abajo de la U, en el que el EGO da paso a nuestro Yo soy, por medio del orgullo, esa emoción tan mal entendida,

y que intentamos explicar una vez vestida con el manto de la humildad,

orgullo humilde, un oximorón precioso para explicar lo inexplicable,

esa renuncia que abre la puerta a una nueva dimensión del desarrollo personal y de la comunidad.

puedes descargar 7 emociones, creative commons, desde este link

abrazar la plenitud

volver a nuestro ritmo natural, volver a escucharnos, volver a conectar con la naturaleza, con nuestras pasiones, con los proyectos que nos nutren y nos dan vida, con nuestras capacidades innatas, desarrollándolas,

volver a viajar, el que es viajero, volverse a sentar, la que es sedentaria, volver a conversar, los que somos charlatanes, volver a respirar, todos, aprender a meditar, hacer de nuevo ejercicio, volver a ser yo misma, volver a reírme y a bailar,

y presentarme en el puesto de trabajo con un disfraz menos, mostrándome como realmente soy, una persona indivisa, sin doblez,

un trabajo en el que no existe Paco Ramírez en modalidad laboral y un Paco Ramírez en modalidad casera, existe Paco Ramírez en versión integral, con una emocionalidad plena, consciente, madura,

un trabajo en el que no existe el café para todos, porque hay personas que prefieren té, ¿con leche normal o desnatada?, ¿podría ser con soja?, yo, perdona, he dejado la soja, y empiezo a tomar avena, ¿tienes avena para mí?,

con procesos en desarrollo, en los que empezamos a tratar la particularidad y la diversidad de las personas, porque lo que hoy es bueno para ti, y para la mayoría, no es necesariamente bueno para mí,

en procesos que cuidan y valoran las circunstancias personales, tan propias de las personas, con sus singularidades, tan propias de su identidad, que se expresa cada vez de forma más libre,

un poco de esto y otro poco de aquello debe de ser abrazar la plenitud, personas conscientes en un proceso continuo de re-conexión.

   así lo vimos…

tal vez por eso sea tan complejo abrazar la plenitud, un proceso tan diferente del “café para todos” y horquillar al mogollón, gestión de recursos humanos, chinpún, todos iguales en el mismo saco, calladitos, sin rechistar.

en algún punto de esa plenitud subyacen dos preguntas fundamentales, que hacen toda la diferencia, ¿quién soy yo?, ¿cuál es mi trabajo?, 2 preguntas que Otto Scharmer, autor de la teoría U, plantea con letras mayúsculas,

who is my Self?, what is mi Work?, lo que equivaldría a poner el acento en las palabras Yo y Trabajo, en el sentido de Sentido de vida, o Propósito, tan cerca de esa palabra, Legado, que todas queremos dejar, de una u otra forma,

2 preguntas tan sencillas como otras muchas, 2 preguntas que hacen toda la diferencia, y que en algún lugar del camino, como un faro en el horizonte, nos pueden ayudar en ese proceso de abrazar la plenitud.

7 emociones, un modelo de inteligencia emocional inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe, pretende aportar un granito en ese ejercicio de vida consciente, en plenitud.

puedes descargar 7 emociones, creative commons, desde este link.

un mundo de “causualidades” a nuestro alrededor

en una curva del camino, te puedes suponer que no vamos en autopista, esas viales que nos ayudan a llegar rápido, sin enterarnos de nada, recontacto con un mundo de “causualidades”,

al ver cuando no toca el primer capítulo de la séptima entrega de juego de Tronos,

y reconctacto con una imagen de San Juan de Gaztelugatxe, un precioso paraje en la costera vizcaína, entre Bermeo y Bakio, en donde voy a emplazar a un grupo de amigos para una conversación próxima, relacionada con “el futuro emerge”,

un proyecto en proceso que busca conectar lo viejo y lo nuevo, el mundo corporativo con el mundo social, el liderazgo actual con el liderazgo que viene, una nueva forma de hacer las cosas que está más próxima a la generación de los milenials,

tecnologías agile, learning by doing, los makers, como individuos o como tribus, es terrible, de repente nos han invadido los anglicismos, ¿será que no somos punteros en este mundo que viene?,

y me dejo llevar por el asombro ante esta “causualidad”, sí, he escrito bien, porque una “causualidad” es una casualidad que te está esperando, por la que tienes que pasar sí o sí, que bien puedes dejar en paso, pasar in-advertida,

o hacer algo con ella,

y es lo que hago en la composición de la convocatoria de “el futuro emerge”, ya no convoco al grupo a Eneperi, aunque sea el punto de encuentro, ahora les invito a Rocadragón,

castillo de ficción que se aloja donde hoy puedes visitar la coqueta ermita de San Juan de Gaztelugatxe, y hacer tañer la campana, que se mezcla con la sal de las olas, ahí abajo, y el aleteo de las gaviotas, alrededor,

y mando una convocatoria llena de una energía muy bonita, es la energía que nos regala esta “causualidad”, tengo que reconocer que en algún sitio de mi interior estoy contento, muy contento, para mí este sitio es muy significativo,

un contento que se nota en todo lo que hacemos, un contento que de alguna forma nos impregna e irradiamos,

y como no estoy justo de tiempo en estos días de verano que preceden las vacaciones me dejo navegar por internet, y hago clic en este enlace, que me lleva a una colección de localizaciones en España de la séptima entrega de Juego de Tronos,

una colección a la que en breve voy a volver,

y observo de buenas a primeras, no hace falta ser un lince, que de las 3 localizaciones que hay en el país vasco apenas conozco una, no conozco la playa de Muriola, en Barrika, a tiro de piedra de la casa de ama,

y muy cercana a playas que sí conozco y frecuento, Atxabiribil, qué palabro más raro, en Sopelana, o las playas de Plencia y Gorliz, ¿será que la autopista no pasa cerca de esta playa?,

así como no conozco la playa de Itzurun, en Zumaia, en esa otra costera que me encanta, la costera guipuzcoana, con una hilera de nombres espectaculares, empezando en Orio, Zarautz, Getaria, Zumaia, …

y pienso cuántas cosas nos perdemos cuando viajamos a 140 por autopista, reduciendo prudentemente a 120 cuando llega el radar de turno, tan “aprisados” como andamos, tan alejados de la “causualidad” del camino,

tan alejados del asombro por aquello que se esconde tras cada curva, en cada esquina, una “causualidad” que está ahí esperándote, una “causualidad” que tal vez pase in-advertida, una vez más, ójala no.

   así lo vimos…

y re-conecto sin querer con un programa de comunicación interna colaborativa que denominamos en su día “organizaciones que encuentran y cuentan cuentos”, con una segunda denominación más formal, “historias que TRANSforman”,

un programa en el que hacemos hincapié en una nueva forma de contar historias reales, “sucedidos”, que diría mi abuelo José, por medio del zoom emocional, algo nos ha tocado dentro y lo queremos compartir ahí fuera,

un zoom emocional que es perfecto cuando, adicionalmente, no sé si de forma previa o en paralelo, conectamos con las “causualidades” que pueblan nuestra vida, convertidas en “milagros”, en esta frase de Albert Einstein,

Hay dos formas de vivir la vida, la primera es como si los milagros no existieran, como si nada fuera un milagro; la segunda es vivir la vida como si todo lo fuera.

Y cada día tengo más claro por qué es necesario contactar con la curiosidad y el asombro en nuestras vidas, capacidades propias de nuestro niño interior.

en la teoría U 3 movimientos son fundamentales, OPEN MIND, mente abierta, OPEN HEART, corazón abierto, OPEN WILL, voluntad abierta, uno de los cuales está relacionado con las líneas arriba,

OPEN MIND,

una apertura de mente que tiene todo que ver con volver a contactar con nuestra curiosidad natural, con nuestra capacidad de asombro, para volvernos a abrir a un mundo lleno de “causualidades”.

ésta es una de las capacidades fundamentales en el proceso de la innovación, en el proceso de “dejar ir” lo viejo, lo conocido, lo comprobado, para abrirnos a lo nuevo, y a la magia de lo que está por venir, con nuestra colaboración necesaria.

7 emociones es un modelo de inteligencia emocional inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe, en el que integramos el desarrollo de la curiosidad y el asombro, tan propios de nuestro niño natural.

puedes descargar 7 emociones, creative commons, por medio de este link.

¿comenzamos?

una pregunta que en otro contexto no tiene mayor enjundia, se carga de sentido como frase de cierre del primer capítulo de esta serie de culto, Juego de tronos, en el comienzo de la séptima temporada,

una pregunta que tiene poco sentido de comienzo en sí mismo, y todo de continuidad, algo que se viene gestando hace tiempo toma cuerpo, y los presentes, todo parece indicarlo, están invitados a una respuesta unánime,

¡¡¡comenzamos!!!,

para darle al empeño, al proyecto común, el arreón necesario, sí o sí,

y no puedo sino conectar con estos proyectos que en un momento del camino necesitan esa pregunta, y ese arreón para seguir adelante, el futuro emerge, 7 emociones y escuela de familias, entre ellos,

y pienso en las personas a las que es necesario formular es pregunta,

¿comenzamos?,

una pregunta que tiene todo de comienzo de lo nuevo, una pregunta que tiene todo un sentido de continuidad.

   así lo vimos…

es Julio del 2017, un mundo se cierra en la piel de toro en estas fechas, agosto se avecina, y llegará Setiembre, buen momento para darle a esta pregunta su espacio, ¿comenzamos, Silvia?, ¿comenzamos, Pablo?, ¿comenzamos, Montse?,

¿comenzamos, Eva, Fernando?, ¿comenzamos, Elena?, ¿comenzamos, Luis?, ¿comenzamos, Maite?, ¿comenzamos, Iban, Javier, Nice, Pablo, Iñigo?, qué divertido es plantearse la vida con preguntas,

que siempre tienen respuestas abiertas, sí, no, quizás, con las que vamos a experimentar la vida en relación.

la teoría U plantea un camino de desarrollo personal que tiene un punto álgido en el punto más bajo de la U, en el que tenemos que dejar ir lo viejo, para que lo nuevo ocupe su lugar, un espacio en el que hace falta coraje.

7 emociones, inspirado por la teoría U y la teoría del color de Goethe, es un modelo emocional que promueve el desarrollo del orgullo humilde, un orgullo y reconocimiento de mi propia valía personal,

que nos permite el desarrollo de entornos de confianza, en los que Yo soy, en los que me permito Ser, y permito que la otra persona se exprese, Yo soy, y Tu también, en los que se facilita ese proceso de reconocimiento mutuo,

entornos de confianza que facilitan que la magia de lo nuevo sea posible.

puedes descargar 7 emociones, creative commons, desde este link

 

 

lo que sí aporta la comunidad LTBG en nuestra familia

ayer es el cumpleaños de Karmele, amiga de infancia, que me devuelve la llamada un cuarto de hora antes de cerrar el día, llevo una hora en la cama y me despierta el móvil, qué duro es el síndrome cenicienta algunos días,

que está como unas castañuelas, un pilón de amigos y conocidas le han felicitado el cumple, ¿habrán llegado a 200 personas?, y vamos haciendo repaso de nuestras vidas, trabajo, parejas, hijos, presencias y ausencias,

y me cuenta que Jonan, su hijo, un chaval majísimo, sensible, cariñoso, un amor de chaval, ya tiene pareja, Erik, hace una pausa Karmele, para ver si he escuchado bien, Erik, no Erika, y me cuenta lo que le ha costado aceptarlo,

sí, seguramente no me lo imagino,

y me marcho de vuelta a la cama, y me despierto con esa pregunta, ¿qué aporta la comunidad LTBG a nuestra sociedad?, y más concretamente, ¿qué aporta la comunidad LTBG en nuestra casa?,

porque es diferente cuando algo le ocurre a mi vecina, a mi mejor amiga, o cuando algo ocurre en mi propia casa, y me ocurre a mí en estricta primera persona, y me acuerdo de aquellos tiempos en los que yo era un chaval,

y en mi pueblo, Algorta, sólo había un hombre negro, y Francia era un país lejano, al que mis padres cruzaban para ver una película o comprar achicoria en Carrefour cada cuatro años, tan cerca, a escasos 150 kilómetros, y tan lejos,

aquel mundo en el que yo viajo al extranjero por primera vez con 23 años,

y observo el mundo en el que hoy viven mis hijos, que ya son modelos híbridos, mezcla de español y mexicana, un mundo mucho más mezcladito, más diverso, y espero que también más sensible, un mundo más consciente,

tal vez es ésa la gran aportación de todo lo que viene, una nueva consciencia, y una nueva sensibilidad, que se expresa cada vez más libremente, también en el terreno más íntimo, en nuestra sexualidad.

   así lo vimos…

abro el correo con la pregunta de si toca escribir de esto o toca escribir de otra cosa, y la meditación que remite diariamente la fundación Ananta me responde que sí, que es buen momento de hablar de este mundo sensible…

“La vida te requiere realmente sensible, es decir vulnerable, humilde, tolerante y flexible. Así tendrás un buen carácter, una gran sensibilidad para dar la nota que viniste a dar y acompañarte de otros instrumentos para que, entre todos, pueda resonar la sinfonía de la humanidad”.

Jorge Carvajal, “Amor, Vida y Medicina” (1995) p. 40, Anahata Ediciones, 2008. Imagen: Parque Natural de Redes, Asturias, 6 julio 2017 (cortesía de Violeta Arribas)

y pienso en este mundo de mayorías y minorías, es curioso, siento que, en contra de lo que nos cuentan y nos han inculcado, el mundo no lo mueven las mayorías, lo mueven las minorías con poder,

hasta que las mayorías consiguen la representatividad necesaria,

y siento que estos procesos, en los que lo nuevo se abre paso, poco a poco, dejar ir para dejar venir, van instaurándose progresivamente, cogiendo fuerza, haciéndose grandes, ayer perseguidos, y hoy orgullosos, ése es el camino,

hasta que son capaces de traer lo nuevo a la comunidad, ése es el verdadero sentido de la alegría, el hacer comunitario, desde una nueva comprensión, desde una sensibilidad nueva, más eco-sistémica,

desde una conciencia más integradora,

y seguramente más integral.

7 emociones es un modelo de inteligencia emocional inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe, en el que explicamos las 3 emociones de tierra, y las 3 emociones del desarrollo de las personas y de los grupos,

convertidos en comunidad, con la ayuda del arco iris, un puente entre el cielo y la tierra, expresión del baile entre la claridad y la oscuridad, con el Ser humano como observador, un puente re-descubierto por la comunidad LTBG.

 

lejos y fuera / cerca y dentro

muchas veces en la vida, más de las que pensamos, nos sentimos disociados con la realidad que observamos fuera, está claro que la realidad ocurre ahí fuera, lejos, y es algo que además tiene un carácter objetivo,

en vez de sentirnos parte de la situación, una situación que en este caso para a estar cerca, y dentro, un proceso en el que la persona observadora no es tan ajena a lo que está sucediendo,

es muy curioso que contacto hoy con dos imágenes que me pasa Lilian por wasap, que reflejan esta reflexión, el mismo día en el que abro por casualidad el libro de la teoría U, en la página 36, éste debe ser uno de mis regalos de cumple,

hace 15 años que soy papá,

donde contacto con los 3 pasos de hacernos conscientes, 3 pasos que consisten en la suspensión, la redirección, y el dejar ir, una suspensión del juicio a la que sigue la redirección, y copio textualmente,

En segundo lugar los ayudas a redirigir su atención del objeto al proceso para ayudarlos a ver el sistema desde un punto que les permita ver cómo contribuyen sus propias acciones al problema que tienen entre manos. En este punto es cuando la gente empieza a verse a sí misma como parte del problema, empiezan a ver cómo crean colectivamente un patrón que al principio parecía causado totalmente por fuerzas externas.

Y luego, si tienes suerte, puedes llevarles a un lugar más profundo de quietud donde dejan ir lo antiguo, y empiezan a conectar con unas intenciones de orden superior.

Y observo cómo lo que acabo de recibir, por la derecha y por la izquierda, hablan de lo mismo, y me ayudan en la presentación que voy a hacer, y en la respuesta a Piedad, relacionada con el artículo que escribe, y que me pide que le comente,

y que me sirve aquí y allá, porque pocas veces estoy hablando de lo que pasa ahí fuera, allá lejos, en el mundo exterior, casi siempre estoy conectado con lo que aquí dentro pasa,

en este observador tan activo, que no para de interferir con la realidad externa, no tan objetiva como pretendemos, en el cotidiano proceso de vivir.

    así lo vimos…

las dos imágenes que ilustran el post de hoy están relacionadas con el material del U-lab, o laboratorio de la teoría U, mientras que el texto es parte de la teoría U, entresacado del capítulo 2, “el viaje hacia la U”,

en un apartado en el que Otto Schamer comparte un hallazgo en una entrevista con Francisco Varela, que comparte con Otto el punto ciego en las ciencias Cognitivas, y estos tres gestos en el proceso de hacernos conscientes, arriba esbozados,

suspensión del juicio, redirección de la mirada, del objeto externo al proceso, del que formamos parte como observadores no siempre tan imparciales, y dejar ir lo viejo, para que la mejor versión posible de lo nuevo ocupe progresivamente su lugar.

en la entrevista posterior a esta casualidad en la que abro el libro por la página 36, con este fantástico resultado, observo cómo Victoria me explica cuán sensible es el proceso de influir en la educación de una comunidad de personas,

e intento compartir con ella hasta qué punto 7 emociones no interfiere en el proceso educativo, es más, creo que no existe el juicio en ninguna dinámica ni en los materiales que proponemos para la reflexión,

y cómo nuestro énfasis no está en mirar el problema ahí fuera, allá lejos, sino en la toma de conciencia que cualquier persona puede hacer, en relación con sus propias creencias, actitudes y comportamientos,

aquí dentro, y cómo estas influyen en esas personitas pequeñas, en desarrollo,

en relación con el acto educativo, convertido en procesos de apreHendizaje, procesos en los que el profesor y la madre, papá y la maestra, juegan un papel tan importante, por qué no decirlo, fundamental.

7 emociones es un modelo de inteligencia emocional inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe,

con el que pretendemos acompañar el proceso de toma de conciencia de toda la comunidad educativa con relación a este punto ciego (y gordo) del sistema educativo, nuestra inteligencia emocional,

que se convierte cada 20 o 30 años en la inteligencia emocional de la siguiente generación.

¿y si hablamos de conciliación laboral? (o cómo puede terminar a las 2am un programa de máxima audiencia)

quién sabe por qué azar del destino este miércoles me engancho con la final de marster chef, es curioso, yo no acostumbro a ver mucha televisión, y mucho menos a acostarme tarde,

tengo el síndrome de Cenicienta, a partir de las 12 donde mejor estoy es en mi cama,

me pasaba de joven y me sigue pasando ahora, es que en esta vida hay búhos y hay alondras, qué le vamos a hacer, y yo soy del segundo grupo, florezco en las mañanas, las noches se las cedo a quien disfrute de la luz de la luna, qué le voy a hacer,

por eso es triplemente extraño que me quede a ver la final de master chef 5, primero porque no sigo el concurso, segundo porque no veo tele, tercero porque no difícilmente me acuesto más allá de las 12 el fin de semana, menos los días laborables,

por todo ello me pregunto qué estoy haciendo viendo este programa que engancha, por diferentes razones, y de eso tal vez hablamos en otro momento, porque no tengo muchas ganas de mezclar dos temas tan diferentes,

hoy simplemente me pregunto cómo podemos hacer esta atrocidad en un país, conjugando el prime time, o un programa de máxima audiencia, con un horario que invade el sueño y el descanso de una forma tan descarada,

yo me acuesto a las 2 tras ver el desenlace de la final, tal vez les queda carrete, y esto va más allá, ¿a qué hora se acuesta la gente y a qué hora se levanta para trabajar, o para hacer acto de presencia, que no es lo mismo?,

y de la misma forma que queremos conciliar el trabajo con la vida familiar, concepto que se conoce como conciliación familiar hoy me da por pensar con el proceso en el que conciliamos nuestra vida con el trabajo,

que bien podríamos denominar, por qué no, conciliación laboral, y cómo el entorno lo facilita o lo dificulta, por cierto, ¿qué cadena de televisión tiene los derechos de master chef?, ¿es la 1, la 2, la 3, la 4 o la 5?,

por lo menos espero que no sean los mismos de la lotería de Navidad.

   así lo vimos…

y, sin mezclar, guardo unos apuntes previos relacionados con un post próximo, que puede ser de la misma forma que puede no ser, relacionado con algo que tenía que ver este miércoles en el que no concilié, y sobre lo que un día podemos compartir…

organizaciones con espíritu y corazón tiene como objetivo el desarrollo positivo de personas, grupos de personas y organizaciones, con dos ejes fundamentales, el mundo relacional, y el mundo espiritual,

emociones y valores aplicados en nuestro cotidiano vivir, porque florecemos cuando nuestro sentir está presente, nuestro pensar – sentir – hacer son congruentes, y nuestros valores se concretan en la práctica de nuestro cotidiano vivir,

que toma forma en nuestros comportamientos, en nuestra conducta y a la larga, a poco que lo desarrollemos, en nuestro carácter.

7 emociones, creative commons, es un modelo de inteligencia emocional inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y por la teoría del color de Goethe.

las letras de arriba pretenden conectar con uno de los dos ciclos descritos en la teoría U, el ciclo de la presenciación (presence + sensing) y el ciclo de la ausenciación (vamos a entenderlo como su contrario), me imagino que sabes con cuál de los 2.

 

3 claves para el desarrollo organizativo y social

analizo las 3 prácticas propuestas como el fundamento de un sistema que opera en una organización modelo, ya sea negocio o no lucrativa, en el libro “Reinventar las organizaciones”, bajo el prisma de las 7 emociones, las 3 prácticas son las siguientes:

la práctica por la autogestión,

el desarrollo de la plenitud, y

escuchar el proceso evolutivo,

y correlaciono estas 3 prácticas con las emociones que las hacen posible, empezando por la práctica de la autogestión, que sólo es posible desde el orgullo humilde, o el orgullo sano, un orgullo que se ha despegado del control, y de juegos de poder,

no soy yo identificado con mi ego, sino yo al servicio de, conectado con mi yo Soy, con mi ser superior,

para pasar a la lucha por la plenitud, yo Soy que se presenta sin máscaras, que incorpora en la organización en la que se desarrolla (no en la que trabaja, con las connotaciones etimológicas de trabajo, tripalium) y crece,

a la que contribuye con mis capacidades, mis anhelos, mis aspiraciones (más allá de mis necesidades), mis valores, cercanos a los valores y a la identidad de mi organización, un proceso en el que Yo Soy se acerca a Yo soy tú,

en un proceso de congruencia creciente, que inicia en el proceso de ingreso en la organización, y se desarrolla en la vinculación con otras personas y grupos con los que colaboro,

una congruencia y una conciencia del todo que bien podemos relacionar con la energía de la comprensión,

para escuchar el proceso evolutivo, por medio esa conexión con lo sutil que tiene mucho que ver con el contacto con los valores organizativos, convertidos en prácticas, introduciendo espacios de reflexión en la organización, de silencio intencional,

con reflexiones en grandes grupos, invocando la energía de todo el sistema,  en procesos de indagación apreciativa, desarollando coaching de equipos y entre pares, y capacidades de resolución de conflictos, centrados en la relación,

si lo observamos desde fuera el objetivo es el hacer conjunto de todas las personas y grupos de personas que operan en la organización, de forma congruente con la cultura y valores organizativos,

un hacer conjunto, traer juntas lo nuevo, que podemos relacionar en gran medida con la alegría de 7 emociones, 3 prácticas en organizaciones emergentes que guardan relación con 3 emociones que paso a resumir,

autogestión, orgullo humilde,

desarrollo de la plenitud, comprensión,

escuchar el proceso evolutivo, comprensión y alegría,

no me extraña que comparta y disfrute de la lectura de ese libro, Reinventar las organizaciones, que resulta extremadamente simple, en contra de la impresión inicial, tras leer el prólogo, y que resume 3 prácticas fundamentales de las organizaciones de futuro,

la práctica de la autogestión,

el desarrollo de la plenitud, y

escuchar el proceso evolutivo de la organización,

un ABC que correlacionamos con las 3 emociones propias del desarrollo espiritual de las personas y de los grupos del modelo 7 emociones,

el orgullo (humilde),

la comprensión,

la alegría,

3 prácticas fundamentales que son factibles si cruzamos de una vez la puerta del EGO, esa puerta que separa nuestro mini-yo de nuestro Ser verdadero, ése que reside en nuestro interior y sólo busca realizarse,

por mi bien y el de todas mis compañeras, hermana planta, hermana piedra, animales de todo tipo y especie, animales, también, de mi propia especie, empezando por mis seres más queridos y familia,

ni tan lejos ni tan diferentes de la gran familia que formamos todas juntas, tu familia, la mía, la nuestra, la humanidad, convertida en universo.

   así lo vimos…

releo las líneas de arriba, y contacto con un dibujo perdido en los tiempos, tal vez son ya dos si no tres los años que nos separan, por medio del cual intento representar la congruencia entre los valores de una persona y la organización,

y siento que sí, que hay una verdad en “Reinventar las organizaciones”, y en estas 3 prácticas fundamentales que nos ofrece su autor, Frederic Laloux, 3 prácticas que es necesario explorar.

7 emociones es un modelo de inteligencia emocional que relaciona las emociones del mundo del tener y del ser, de nuestro trabajo en la tierra y de nuestro desarrollo personal, así como del desarrollo de los equipos de trabajo y las organizaciones,

esto es, el desarrollo positivo de personas, equipos y organizaciones.

7 emociones, creative commons, es un modelo de inteligencia emocional inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe

 

 

 

 

 

 

¿y si preparamos un taller de teoría U?

me junto con Montse con la idea en mente de preparar un taller de teoría U, ese marco para entender y explicar el mundo, el desarrollo de las personas y de las organizaciones, que tanto nos gusta, a la vez que aprovechamos para charlar de “el futuro emerge”,

y vamos a desgranar alguno de los puntos que hacen de esta tarea un reto complejo,

empezando por el respeto al ritmo del desarrollo de la conciencia personal, ya que las prácticas que implantamos en las organizaciones dependen, en gran medida, del “desde donde” desde el que operamos las personas que las impulsamos,

esto es, el respeto al desarrollo de la conciencia personal de cada quién, y el respeto a la configuración del grupo de personas al que atraiga esta propuesta,

tal vez esta consideración, y otra más práctica, qué es lo que el mercado puede aceptar, qué formato de sesiones, o qué tipo de itinerario puede captar nuestra atención y compromiso,

nos lleva a pensar en un camino troncal, corto, y una sesiones opcionales, una especie de camino mínimo con desplegables, en las que podemos desarrollar en mayor o menor detalle temas varios,

  1. modelos emergentes y su relación con el desarrollo de una sociedad consciente: organizaciones tail, espirales dinámicas, teoría U, el enfoque de los 7 pasos de Margarette van den Brink,
  2. modelos de liderazgo, el liderazgo fluido, el colaborativo, con un diagnóstico de las 4 disfunciones del liderazgo, una sesión que me imagino facilitada por 4 juegos, un par de videos y una conversación coral, abierta al grupo y sus componentes,
  3. el campo de la atención que se despliega en el campo de la escucha y de la conversación, y su relación con nuestro mundo emocional, ese gran olvidado en el desarrollo organizacional,
  4. buenas prácticas en organizaciones punteras en diferentes ámbitos de interés del grupo, con relación a los modelos emergentes y a los modelos de liderazgo, y su relación con modelos evaluables, por ejemplo, el EFQM,
  5. herramientas para el desarrollo colaborativo de procesos de prototipado rápido de soluciones y proyectos, el coaching circle, el diseño de la acción sabia, para empezar, aplicadas a los temas e intereses abiertos en la sala,
  6. herramientas para incorporar la conciencia corporal a nuestras decisiones en las situaciones sistémicas, incluyendo varias modalidades del SPT (Social Presencing Theatre), o constelación social,

y en eso estamos, iniciando el diseño de un taller de presentación de esta tendencia de futuro, relacionada con las capacidades de las personas que integran una organización, un ente vivo, mucho más parecido a una planta que a una máguina,

en contra de lo que nos han hecho ver, la organización como engranaje,

capacidades que se anidan en procesos respetuosos (no manipuladores), naturales (no forzados), sanos e incluyentes (que integran la diversidad y a otras partes, normalmente invisibles o excluidas), sistémicos (que reconocen las partes interrelacionadas y el todo),

capacidades anidadas en procesos de una conciencia creciente, porque la calidad de los resultados que obtenemos, como individuos, como organizaciones, como sociedad, depende de la conciencia desde la que operamos,

y de la energía de la que disponemos para pasar de las musas al teatro.

   así lo vimos…

y así, jugando, me pregunto si no tenemos ya todo lo que necesitamos para realizar una propuesta a una organización, con un taller corto de presentación, un degustador, en el que insinuamos, insinuar es mostrar un poco para que la contraparte se imagine el todo,

qué es lo que puede suponer participar de un proceso en el que lo nuevo se construye de una forma ligeramente diferente en las formas, tal vez, radicalmente diferente en el fondo, desde el respeto a la libertad personal, y las aportaciones de las personas que participan,

¿qué te parece, Montse?

la teoría U, de Otto Scharmer, nace con el impulso del M.I.T., el tecnológico de Massachusetts, un impulso que se acompaña desde el presencing institute, un acuerdo a nivel mundial con una red de HUBS para la difusión de cursos on-line gratuitos,

una apuesta por el desarrollo de una conciencia global.

4 reinos para 4 tipos de atención, de escucha, de conversación

vivimos en un planeta en el que 4 reinos son claramente visibles, 4 reinos con características diferenciadas

4 reinos que tienen 4 niveles de atención diferenciados

4 niveles de atención que condicionan 4 niveles de escucha, que corresponden con los 4 reinos.

4 niveles de atención que condicionan 4 niveles de escucha, que dan como resultado 4 niveles de conversación,

muchas gracias a los 4 reinos visibles de este planeta precioso, en el que hemos decidido vivir.

   así lo vimos…

7 emociones es un modelo emocional inspirado por la teoría del color de Goethe y por la teoría U de Otto Scharmer, no es extraño que integremos emociones con los 4 niveles de la atención, la escucha y la conversación de la teoría U,

no es extraño que el resultado sea armónico, lógico, comprensible, y nos permita transitar desde las necesidades a las aspiraciones, desde la construcción personal al desarrollo de las personas en relación y a los equipos, y a la comunidad,

porque el ser humano se desarrolla en la relación, desde sus emociones, desde la atención, que se convierte en escucha y en conversación.

 puedes descargar el texto de 7 emociones, creative commons, desde este link.