Luis Espiga me introduce en la regla del 3 (pensar – sentir – hacer congruentes) y en la triformación social, y en 6 ejercicios de autoescucha, otra forma diferente de escuchar

Conozco a Luis de mi última etapa de Navegante, creo que es Mariano el que me invita a una presentación en la que Luis nos habla de la triformación social, la última propuesta de Rudolf Steiner, un filósofo que lanza desde Alemania, a principio del siglo XX una cosmovisión del mundo, la antroposofía, que estudia las relaciones del ser humano con los otros reinos, el reino mineral, el reino vegetal y el reino animal, con las características propias de cada cual, y la congruencia necesaria en el pensar – el sentir – el hacer, y un mundo que es perfecto cuando las 3 esferas en las que podemos conceptualizarlo trabajan y se desarrollan atendiendo a la ley que le es natural, la igualdad en la esfera jurídico / política (todas queremos ser iguales ante la ley), la libertad en la esfera social y cultural (todas queremos ser libres, independientes y únicas en nuestra actividad creativa), y la  fraternidad en la esfera económica (un principio que debería regir el bien común de la sociedad), uno para todos, todos para uno, 3 leyes que nos acercan a la fallida revolución francesa, fallida no por lo que va a suponer de renovación del orden social, sino por lo que viene después, que en buena medida se aleja de los fundamentos de la triformación, ojalá hoy viviésemos en ese estado en el que imperan estas 3 leyes,  liberté – egalité – fraternité.

Tras un lapso de dos años en los que no se forma el grupo de Madrid recontacto con Luis, en una segunda etapa en la que vamos a explorar los fundamentos de un grupo social sano, 6 ejercicios elementales para el buen vivir, que empieza con un grupo de 3 que parecen lo más sencillo del mundo, yo pienso, en vez de soy pensado, yo siento, en vez de soy sentido, yo hago, en vez de soy un robot que funciona en automático, y desarrollo una voluntad independiente, no sometida a las reacciones ni a los automatismos del día a día.

Estos 3 ejercicios, el de la ecuanimidad y el del vaso medio lleno, junto con el verso que aglutina el grupo, el verso de la ética social, van creando ese hilo en el que el grupo va a explorar, sin prisa pero sin pausa, los fundamentos de la teoría U, esa obra que actualiza y pone en el mundo, ya en el siglo XXI, buena parte de los fundamentos de la antroposofía, esa cosmovisión del mundo que está tan relacionada con la capacidad de observación, de todo lo que está siendo, alrededor nuestro y en nuestro interior.

Miro hacia atrás y observo la aportación que Henk Jan y Luis Espiga tienen en mi vida, desde el color, desde lo sutil,  y cómo, poco a poco, se va abriendo en mi interior el campo de la observación.

   así lo vimos…

escuchar es amar, capítulo 13, Luis Espiga me introduce en la regla del 3 (pensar – sentir – hacer congruentes) y en la triformación social, y en 6 ejercicios de autoescucha, para empezar

tienes más información del proyecto escuchar es amar (la app) en el siguiente link.

los 4 reinos es una forma didáctica, alternativa, con la ayuda del ser piedra, del ser vegetal, del ser animal y del ser humano, que nos sirve para explicar el campo de la atención formulado por Otto Scharmer en la teoría U.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

Anuncios

hasta que la mujer de mi vida me divorcia, y llego al desierto, y a otra forma de no hablar y de no escuchar

En este ejercicio de no escuchar la voz del mercado, de no ver venir la crisis del 2007, justo antes hay un par de proyectos que podrían haber aportado combustible a la travesía, pero parece que no tocaba, debo haber desconectado también los auriculares de la voz de mi casa, ensimismado como estoy en medio del océano en busca de diplodocus, donde seguramente debería estar buscando peces.

María me pide el divorcio, una situación que no busco pero que he trabajado a pulso. Tras un matrimonio que ha durado 14 años, dos septenios, me encuentro de vuelta en Cabo de Gata, este espacio en el que pasamos las últimas vacaciones familiares, con una extraña sensación de náufrago.

Es pleno mes de agosto, hay gente a mi alrededor, en la playa, en los bares, son las fiestas de Carboneras, va a dar lo mismo. Una conversación con una persona que ya no está en mi vida crece y crece sin fin, es una conversación sin principio ni final, lo que pudo ser y no fue.

Me va a llevar un año de encierro, sumido en ningún sitio, sin apenas conexión con el mundo, con internet, con el trabajo, con una canción, con un poema, el capitán pirata parece haber desaparecido, la vida reencontrada también, darme cuenta, y empezar a aceptar que María no es parte de mi nueva vida, y que algo voy a tener que hacer en adelante, algo nuevo, quién sabe si relacionado con mi extraña forma de no hablar y de no escuchar.

 así lo vimos…

escuchar es amar, capítulo 12, hasta que la mujer de mi vida me divorcia, y llego al desierto, y a otra forma de no hablar y de no escuchar.

tienes más información del proyecto escuchar es amar (la app) en el siguiente link.

los 4 reinos es una forma didáctica, alternativa, con la ayuda del ser piedra, del ser vegetal, del ser animal, y del ser humano, que nos sirve para explicar el campo de la atención formulado por Otto Scharmer en la teoría U.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

Navego, y des-conecto de la realidad, en este ejercicio de no escuchar que es mi vida

Mientras todo eso va ocurriendo, la vida familiar, los paseos con Txiki, los ejercicios con Gorka, el nuevo cole de los niños y los hallazgos del camino, mi vida laboral se centra en un proyecto relacionado con las tecnologías de la información, soy el promotor de una plataforma que denominamos Navega, un proyecto en el que se aúnan gestión por procesos, gestión del conocimiento y de documentación, cuadro de mando integral y despliegue estratégico, y en el que vamos a integrar informes de responsabilidad social y ventanilla electrónica con gestión de flujos de trabajo.

Con un potente marco interno de referencia, este proyecto, que tiene vocación de ser genérico, útil para cualquiera, se va adentrando en el océano, seguimos invirtiendo más dinero del que el negocio aporta, la travesía dura ya 7 años, y, terco como soy, no escucho esa voz interior que me dice que no sabe hacia dónde, tal vez no es buena idea seguir avanzando, y ahí, en medio del océano, me encuentro cada vez más solo, con una relación con el proveedor tecnológico cada vez más débil, con menos fuelle económico del esperado, alguno de los socios iniciales se ha caído en el camino, todo parece indicar que este proyecto que podría ser un bombazo es un sonoro fracaso.

Definitivamente estoy solo en medio del mar, sin combustible, y no he aprendido a pescar.

 así lo vimos…

escuchar es amar, capítulo 11, Navego, y des-conecto de la realidad, en este ejercicio de no escuchar que es mi vida

tienes más información del proyecto escuchar es amar (la app) en el siguiente link.

los 4 reinos es una forma didáctica, alternativa, con la ayuda del ser piedra, del ser vegetal, del ser animal, y del ser humano, que nos sirve para explicar el campo de la atención formulado por Otto Scharmer en la teoría U.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

des-conectado del todo, hasta que aparece Agustín, el chamán, y la familia azul

En los pocos huecos que deja el tran tran del tren, ahora un poco de trabajo, ahora un poco de acuarelas, ahora un poco de familia, el paseo con Txiki, la perra familiar que Maitane elige y que todos van a cuidar, de la que se van a desentender primero Gorka, luego Maitane, y posteriormente María, y va a ser mi compañera mañanera, antes del desayuno con los niños y de llevar a los niños al cole, en los pocos huecos que deja el tran tran del tren nos apuntamos a alguna que otra actividad que sirve para conectar con la energía de lo sutil, por llamarlo de alguna forma.

Aparece Agustín en nuestras vidas, Edgar Delgado, Itzcoatl Papalontzin, un chamán mexicano, que vive desde hace unos años en Lérida, en un proyecto que denomina la familia azul, un proyecto que crece en Armenteras, un espacio de retiro, donde asisto a un taller de fin de semana precioso, la danza con la muerte, el reencuentro con la vida, en el que vamos a responder a una pregunta, que nos hace la muerte cuando nos visita, ¿por qué mereces vivir?, y en el que exploramos los fundamentos de la buena suerte y de la energía, las fuentes naturales de poder, todo aquello que nos da vida, y todo aquello que nos aleja de nuestro poder personal y de nuestra energía.

A este primer taller, mágico, le van a seguir uno relacionado con el acecho, y otro relacionado con el álbum de los momentos maravillosos de nuestras vidas.

Aunque no voy a ser nunca un maestro del acecho, contacto con los fundamentos del campo de la atención, un espacio que no había desarrollado en especial hasta ese momento.

 así lo vimos…

escuchar es amar, capítulo 10, des-conectado del todo, hasta que aparece Agustín, el chamán, y la familia azul.

y tú, ¿por qué mereces vivir?

observo cómo esta pregunta traza un puente con esta otra que nos plantea la teoría U,

¿cuál es mi trabajo?,

un puente que crea una conexión entre la vida, para qué estoy aquí, y la muerte,

¿tienes intención y energía para desarrollar ese proyecto o ese camino personal por el que hoy estás aquí?

Sólo falta que a veces nos sacudan un poco, o nos den un empujón,

venga, despierta,

re-conecta, anímate otra vez,

que éste es tu proyecto, o tu camino personal,

y nadie lo va a andar por ti.

tienes más información del proyecto escuchar es amar (la app) en el siguiente link.

los 4 reinos es una forma didáctica, alternativa, con la ayuda del ser piedra, del ser vegetal, del ser animal, y del ser humano, que nos sirve para explicar el campo de la atención formulado por Otto Scharmer en la teoría U.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

escuchando el cuerpo de Gorka y sus reflejos cobro presencia un rato al día, tampoco está tan mal

En el proceso de escuchar los comportamientos de los niños, un profesor observa cómo un niño abre los brazos cuando le lanzan un balón de baloncesto por sorpresa, en vez de cubrirse la cara, acto reflejo normal de un niño de su edad. No vamos a tardar en diagnosticar qué le pasa a Gorka, con la ayuda de Alicia Bastos, especialista a la que nos remiten desde el cole.

Gorka tiene unos cuantos reflejos atrapados, entre ellos el reflejo de Moro, que vamos a tener que desbloquear. Alicia nos prepara una rutina de ejercicios que vamos a desarrollar todos los días en casa, ejercicios motrices, auditivos, oculares, que desarrollamos en una horita y cuarto, de cuarto en cuarto, empezando con las dinámicas motoras, en su habitación, la estimulación del iris, en la oscuridad del baño, los CDs con grabaciones para corregir hipoacusia e hiperacusia en el salón.

Recuerdo ese periodo de mi vida con ternura, un espacio al día en el que tienes que estar de cuerpo presente, haciendo una única cosa, esa dinámica a la que el hombre es tan proclive, pero centrado en la crianza de nuestros hijos, un campo en el que se hace fuerte la mujer.

Por un motivo que no logro aún entender María no puede con los ejercicios, quién sabe qué le evocan, y donde ella no puede estar me hago presente yo.

Aún me acuerdo vagamente de esa poesía que nos acompaña en los ejercicios de cuerpo, repetida machaconamente,

Con diez cañones por banda,
viento en popa a toda vela,
no corta el mar, sino vuela,
un velero bergantín:
bajel pirata que llaman
por su bravura el Temido,
en todo mar conocido
del uno al otro confín. 

La luna en el mar riela,
en la lona gime el viento,
y alza en blando movimiento
olas de plata y azul;
y ve el capitán pirata,
cantando alegre en la popa,
Asia a un lado, al otro Europa
y allá a su frente Estambul. 

Y pienso que si no me llegado a aprender de memoria esta poesía que recito no sé cuantas veces al día durante más de un año algo debe estar regular en mi memoria, mejor si me perdono, como mejor me perdono que parte de los reflejos que Gorka no madura en sus primeros años de vida son responsabilidad mía, de algo que pude haber hecho y no hice.

Sí, mejor si me perdono y me aplico, en esta rutina que me acerca a la presencia, al estar estando, que no está nada mal.

 así lo vimos…

escuchar es amar, capítulo 9, escuchando el cuerpo de Gorka y sus reflejos cobro presencia un rato al día, tampoco está tan mal

tienes más información del proyecto escuchar es amar (la app) en el siguiente link.

los 4 reinos es una forma didáctica, alternativa, que nos sirve para explicar el campo de la atención formulado por Otto Scharmer en la teoría U.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

con la ayuda de Henk Jan, del arco iris, las acuarelas y el color

En el proceso de elegir el mejor tipo de crianza para nuestros hijos, Gorka está siendo todo un desafío, con una psicomotricidad fina y basta muy poco desarrollada, un colegio bilingüe en Majadahonda que no escucha a los niños no va a ser la mejor vía para su desarrollo, más tras diagnosticarle TDAH (déficit de atención e hiperactividad).

El día siguiente de la reunión con la tutora de Gorka, ya inmerso en primero de primaria, empezamos a buscar un sistema educativo alternativo, gracias al consejo de un amigo, psicólogo infantil, que nos abre la puerta a dos colegios que sí miran al niño como ser humano que es, con sus particularidades y capacidades en desarrollo, la escuela Montesori y la escuela libre Micael.

Por azares del destino, una baja de un compañero de jardín de infancia que la lista de espera no va a cubrir, y 7 familias en lista de espera no responden a la llamada del cole, Gorka acaba en la escuela Micael, y con él toda la familia.

En este entorno, en el que el cemento se sustituye por tierra, y el campo de futbito de césped sintético se ha convertido en areneros y árboles, un estanque con ranas, y en una campa de baloncesto de barro, en la que los días que llueve los niños juegan igual que los días que no llueve, pero sin botar el balón, porque las pelotas de baloncesto no rebotan en el agua de los charcos, empezamos a sentir la sensación de no prisa.

Una sensación a nuestro alrededor, los padres y las madres no tienen prisa cuando llegan a recoger a los chavales, y los niños no tienen mayor prisa para salir del cole.

Una frase nueva aparece en la recogida, una frase maravillosa, mágica: Aita (papá), ¿me puedo quedar jugando un poquito más?

Éste es el mejor regalo que podemos experimentar en un colegio tras salir escopeteados de otro en el que han catalogado a tu hijo como la oveja negra de la clase, en la que te dicen que tu hijo no escucha, que molesta, que impide el desarrollo normal de las clases, en el que más tarde te enteras que le chillan, un patio del que Gorka sale como alma que lleva el diablo, día sí día también, y al que el niño, definitivamente, no quiere volver.

En el nuevo colegio Gorka está feliz.

Y en ese entorno empezamos a realizar actividades que aparecen en el tablero de anuncios. Yo me apunto a un taller de acuarelas que dirige Henk Jan.

El primer ejercicio, que nos va a ocupar la primera clase, 3 horitas de toma de contacto con la magia del color, el agua y las acuarelas, me deja un regalo que hoy vive en mí, tengo que pintar el arco iris, y no me acuerdo de los colores que lo forman ni su orden.

El arco iris, ese fenómeno precioso, que aparece de forma tan puntual a visitarnos, que nos llega a causar fascinación, hasta el punto de que llegamos a interrumpir la marcha en coche, parando en el arcén para sacar una fotografía, no ha dejado una impresión anímica en mí, no soy capaz de reproducirlo, un hallazgo que habla algo de mi capacidad de observar.

Si quieres, tú también puedes hacer la prueba. Te animo a que pintes el arco iris con unos lapiceros y sin hacer trampa.

¿Qué tal? Fácil, ¿verdad?

 así lo vimos…

escuchar es amar, capítulo 7, con la ayuda de Henk Jank, del arco iris, las acuarelas y el color

tienes más información del proyecto escuchar es amar (la app) en el siguiente link.

los 4 reinos es una forma didáctica, alternativa, que nos sirve para explicar el campo de la atención formulado por Otto Scharmer en la teoría U.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

las locomotoras contra el pueblo (y el pueblo contra las locomotoras)

me llega un correo de Avaaz, esta plataforma que moviliza el sentir de un buen puñado de personas anónimas, cuya voz no se escucha en muchos foros, a veces votamos a personas, llámales políticos, que no nos representan,

un correo que va a interrumpir el plácido discurrir de escuchar es amar, las historias que conducen, sin prisa pero sin pausa, a que surja este proyecto en el que ponemos en el centro la escucha y el desarrollo de la conciencia,

un correo en el que nos piden ayuda para hacer frente a una citación judicial por parte de Monsanto, qué curioso este mundo nuevo en el que un mundo corporativo interpone una demanda contra una plataforma de ciudadanas libres,

requiriéndoles que entreguen cualquier correo privado, nota o registro que tengan sobre Roundup, el herbicida de Monsanto, en el centro de su negocio, cada día está más claro que la información es poder, ,

y las formas que tienen los dueños del dinero de hacer evidentes las desigualdades, en procesos judiciales liderados por los abogados más brillantes, y también los más caros, no hace falta aquí, o tal vez sí, preguntarnos por qué será,

quién sabe por qué me viene a la mente la imagen de una locomotora contra una persona desvalida, en la mitad de un paso a nivel, ¿qué harías si te ves en una situación similar en tu vida?

   así lo vimos…

 

de la misma forma que está claro que el poder corrompe, y el poder absoluto parece corromper de forma absoluta, está claro que la unión hace la fuerza, y que cuando nos sentimos fuertes, y no sentimos el miedo, no salimos huyendo despavoridas,

y me planteo una imagen alternativa, en la cual la locomotora no se avalanza contra una persona desvalida, porque la unión hace la fuerza, y lo que se plantea es un choque de trenes, en el que uno o los dos trenes,

mucho me temo que ése es muchas veces el resultado, cuando obedecer no es una alternativa, y salir huyendo no se contempla, va a salir mal.

el mensaje y varios de los términos del mensaje de Avaaz me dejan pensativo, una de las respuestas naturales ante el miedo, cuando no hay intención de pelearse, es prepararse para la lucha, pero no tengo muy claro que éste sea el caso,

porque Avaaz está planteando desde años atrás campañas para denunciar diversas situaciones a lo largo y ancho del mundo, que atentan contra la dignidad humana, y contra la justicia,

tal vez estamos en una expresión de la rabia, que busca restablecer la justicia,

incluso más allá, cuando dos seres, desde la conciencia, cada uno desde la suya, van a entrar en la confrontación, y ahí me quedo pensando, en el miedo, en la rabia, en el orgullo, ese yo soy sano que se planta y dice “aquí estoy yo”,

quién sabe si estamos hablando del miedo, de la rabia o del orgullo, pero tal vez estas líneas y este caso sirven para una evolución, y para hacernos pensar.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

una chica al otro lado del pasillo me regala los 7 hábitos de Covey, una visión del mundo, y del otro, para continuar

En uno de esos viajes que me llevan de España a México en los años siguientes, me encuentro echando un ojo a un libro que una chica lee al otro lado del pasillo, quién sabe por qué me llama la atención una figura con dos centros concéntricos, una figura de lo más normal, una figura que está conectada con una palabra rara, un auténtico palabro, la proactividad.

No va a pasar mucho tiempo hasta que me compre y empiece a leer los 7 hábitos de la gente altamente efectiva, un libro que versa sobre liderazgo y desarrollo personal, un superventas escrito por Stephen Covey.

Y no va a pasar mucho hasta que los padres de María me regalan 3 juegos de 4 cintas, los 7 hábitos, liderando con base en principios, primero lo primero, que me van a acompañar unos cuantos días, de ida o de vuelta del trabajo, hasta convertirlos en un hábito más en mi vida.

De los 7 hábitos de Covey, divididos en dos, la victoria personal y la victoria pública, me esmero en la victoria personal, y dejo de lado el segundo bloque, la victoria pública.

En especial dejo de lado uno de los hábitos, que poco tienen que ver con una persona autista: primero comprender, luego ser comprendido. Lo registro, pero no lo integro.

En mi mapa, con mi madre como ejemplo, el rollo funciona al revés.

Me va a llevar un tiempo entender que en realidad al revés nada funciona.

 así lo vimos…

escuchar es amar, capítulo 6, una chica al otro lado del pasillo me regala los 7 hábitos de Covey, una visión del mundo, y del otro, para continuar

tienes más información del proyecto escuchar es amar (la app) en este enlace, y de la serie de entradas que publicamos para compartir el proceso detrás de la aplicación, es que nos gustan las historias, qué le vamos a hacer, en éste,

porque compartir también es amar.

los 4 reinos es una forma didáctica, alternativa, que nos sirve para explicar el campo de la atención formulado por Otto Scharmer en la teoría U, un campo para el que necesitamos al otro, otras personas, el alter, no hay de otra.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

hasta que me encuentro a la mujer de mi vida en Egipto, una chica que no es vasca como yo

Los vascos, porque soy vasco tras mi aventura fallida en Catalunya, tenemos una forma rara de relacionarnos con la mujer. La miramos en la plaza del pueblo, o en el paseo principal, ellas en un sentido, nosotros en el contrario, y difícilmente cruzamos palabra. Hoy la he visto 3 veces es un día profundo. De los de mucho mérito, y bastante trato.

Lo debemos de aprender de nuestros padres, que se refugian en los bares entre semana, en la famosa otro día vida del chiquitero, durante las semanas, y en el txoko los fines de semana, en una huida del matriarcado que disfrutan en casa, día sí, día también.

Mis dificultades con la mujer se hacen grandes en el país vasco, de vuelta en casa de mi madre, tanto que cuando estoy a punto de encontrar pareja, ya tengo casi 29 años, casi consigo que Miren me dé la mano una tarde y demos juntos un paseo sin su grupo de amigas, me apunto a un viaje a Egipto, yo solito, sin mi hermana y sin amigos, donde me voy a encontrar con María, la que va a ser la mujer de mi vida, al menos de la parte inconsciente, o matrimonio de juventud, ya hablaremos de eso más tarde, la pareja inconsciente y la pareja consciente, que nos acompañan en nuestra evolución personal, y digo luego porque yo a esas alturas de mi vida, 29 añitos, no tengo ni idea de nada de eso, me va a llevar unos cuantos años leer algo de transgeneracional, constelaciones o antroposofía.

En este viaje lleno de pirámides vuelvo con una chica mexicana a la que sí le he dado la mano, que no un beso, porque las demostraciones públicas de afecto en Egipto están prohibidas, casi tanto como en el país vasco.

Aunque no lo sé en el momento de conocer a María, ni de casarme con ella 11 meses después, María no se parece mucho a las chicas que he conocido en la tierra de mi madre, pero se parece a mi madre mucho más de lo que puedo llegar a pensar, si no al tiempo, Mikel, te vas a enterar. De eso me gustaría hablar algún día, de cómo nuestro primer matrimonio, o relación de pareja fuerte, tiene mucho que ver con nuestra relación con nuestra madre o nuestro padre, ya sea por similitud (son prácticamente una copia, o una actualización) o por lo contrario (son su opuesto o negación). Elegimos igual o lo contrario, pero pocas veces elegimos de forma libre, una persona que nos complemente, sin más.

Esta teoría de la vida, con la que puedes estar de acuerdo como no, no te quiero convencer de nada, tiene mucho que ver con nuestro camino de apreHendizaje, en este teatro tan bonito que es la vida, camino de sanación transgeneracional, en el que muchas de nuestras decisiones están relacionadas con una lealtad a un miembro de nuestra familia, que no ha sido visto por el sistema, que no ha sido reconocido, que está tapado en la memoria familiar.

En mi caso, esa persona, si no me equivoco, es mi propio padre, cuya vida yo repito. Sinceramente no sé si va a trascender mi situación actual de vida y la historia que yo repito, esa historia por medio de la cual sana mi vida, y conmigo sanan mi hijo y mi padre, pero sí voy a incluir dos detalles que no pasaron desapercibidos en ese proceso de conocer a María, enamorarme hasta las trancas y formar una familia, pero que no tuvieron el peso suficiente como para cambiar el rumbo de la historia.

Primer detalle de Mikel sordo.

Estamos en la basílica de Begoña, gestionando no me acuerdo qué papel para la boda religiosa en México DF, y María, ya de despedida, y con tono casual, le pregunta a la persona que nos atiende “cuáles son los requisitos para declarar nulo el matrimonio”.

Segundo detalle de Mikel ciego.

En el proceso de decidir cómo vamos a vivir, yo no me quiero casar, María sí.

Decidimos que ella se viene a vivir a España. La contrapartida es que nos vamos a casar, por su madre, por su padre, por si acaso y por el qué dirán.

Va a haber dos bodas, una en el país vasco, la mía, por lo civil, y otra en México DF, la suya, iba a decir por lo criminal, pero omito la broma, otra, en México, por la iglesia.

En el proceso de preparación de la boda con el cura que va a casar a María, un chico especial, cálido, cercano, amoroso, que dos años más tarde de casarle a María va a renunciar a los votos, le explico que yo estoy bautizado y no soy practicante, que no me he confirmado porque no tenía nada que confirmar, que no voy a misa, que puedo realizar las formalidades de la ceremonia pero ya, yo no me casaría por la iglesia de ser libre de tomar la decisión, y no voy a comulgar. Yo simplemente le acompaño a María desde el altar.

Él lo entiende.

A la vuelta a casa, me doy cuenta de que la que no me entiende es María, que me comenta muy disgustada que no puede concebir que me case por la iglesia y que ella vaya a estar sola, como un pasmarote, con el cura, porque yo no creo en lo que estoy haciendo.

Hoy me sonrío, pero no puedo evitar acordarme de la extraña similitud entre mi madre y María. Seguramente, si llego a confirmarme algún día mi madre me acabe reprochando que me haya confirmado sin creer.

Si haces lo que tú quieres, mal.

Y si haces lo que quiere ella, también.

Entonces no le di mayor importancia a este par de “detalles”.

Hoy, definitivamente, se la daría.

 así lo vimos…

escuchar es amar, capítulo 1, hasta que me encuentro a la mujer de mi vida en Egipto, una chica que no es vasca como yo

tienes más información del proyecto escuchar es amar (la app) en el siguiente link.

los 4 reinos es una forma didáctica, alternativa, que nos sirve para explicar el campo de la atención formulado por Otto Scharmer en la teoría U.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

wer bin ich? (estoy acabando la carrera y me rapo el pelo, aunque me podría haber cortado la cabeza)

En tercero de carrera, Mikel periodista se dedica a montar un puzle de la serie Schmidt, un paisaje de Baviera de 3332 piezas, un empeño que me distancia por igual de la ingeniería y del periodismo.

Mi atención se centra en encontrar esa ficha que tiene esta formita, ésta de entrada aquí, ésta de salida allá, y más o menos este color, una forma como otra cualquiera de desarrollar el campo de la atención focal, mientras voy suspendiendo asignaturas, en realidad la que lo debe estar pasando fatal es mi madre, que va a reprobar casi todas, en este año puente.

Un ataque de responsabilidad me hace volver a intentarlo, y apruebo en setiembre todas menos una, que va a condicionar el cuarto curso hasta febrero, y ahí le sigo, sin mayor ilusión ni interés real en lo que hago. Cada vez observo con más claridad que mis compañeros de promoción son muy raros. Aunque tal vez el rarito soy yo.

Llego a sexto, y me apunto a una especie de máster paralelo. Además de cursar el último año de carrera, y el proyecto de fin de carrera, voy a aprender rudimentos de alemán, realizar un posgrado de 1.400 horas y un segundo proyecto en el extranjero, con una estancia de verano en Darmstadt, junto con un grupo de compañeros. En total somos 17.

En ese verano, con el pelo rapado, me acerco a una gasolinera, estoy perdido, y le pregunto al chico que atiende, en mi incipiente alemán, Wer bin ich?, pregunta ante la que se queda estupefacto.

Observo su cara y entiendo que algo va mal, en vez de preguntarle dónde me encuentro, Wo bin ich?, le he preguntado quién soy yo.

Miro la anécdota en la distancia y observo un Mikel des-ubicado, que es capaz de intentarlo y cerrar una etapa, de preguntar y observar una respuesta, de sonreír, de pedir una disculpa y despedirse.

En realidad, hoy miro esa anécdota, una causualidad del camino, y veo su importancia. No sé quién soy, ni cuál es mi camino, aunque cualquier camino es bueno cuando no sabes a dónde vas, y me va a llevar un tiempo encontrarme.

Unos cuantos añitos, o más.

 así lo vimos…

Dentro de más o menos 19 años, un alemán, Otto Scharmer, va a escribir la teoría U, un modelo en el que, en un momento del camino, abajito en la U, alguien se hace exactamente esta pregunta, ¿quién soy yo?, una pregunta desde la conciencia que mejora acompañada de otra que le complementa, ¿cuál es mi trabajo?,

pero eso es parte de una historia que está por venir.

escuchar es amar, capítulo 3, wer bin ich? (estoy acabando la carrera y me rapo el pelo, aunque me podría haber cortado la cabeza)

tienes más información del proyecto escuchar es amar (la app) en el siguiente link.

los 4 reinos (el ser mineral, el ser vegetal, el ser animal, el ser humano) es una forma didáctica, alternativa, que nos sirve para explicar el campo de la atención formulado por Otto Scharmer en la teoría U.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.