la valla que guarda las vides

en este ejercicio de turismo rural que Bernardo me propone para estos dos días de vacaciones en el pirineo tenemos una experiencia nueva en el camino, Raúl, cuánto tiempo, tienes razón, no son años, son décadas,

compañero y amigo de Bernardo, cariño mío, reclama nuestra ayuda para cercar un terreno de 2 hectáreas y media, casi 3, en el que va a plantar vides, de hecho ya están plantadas, y quiere protegerlas de corzos y jabalíes,

y el primer paso, antes de tender la malla, es clavar una relación de 210 postes de hierro coarrugado, con la ayuda de un compresor, un taladro, una maceta y un mazo, trabajo físico no exento de una aproximación intelectual sana,

porque no es lo mismo arrastrar el compresor por el campo, parece lo más sencillo, pero las ruedas no están preparadas para los matorrales y las piedras, así es el primer tramo, en el que casi nos deslomamos,

que tirar cable desde el compresor, que vamos moviendo con la ayuda de la Suzuki, con 5 puntos y un cable largo vamos a hacer todo el perímetro, de la misma forma que no es lo mismo atacar los palos con o sin taburete,

con la maceta o con el mazo,

y va avanzando la mañana, y probamos el descanso de media mañana, y la pausa de la comida, y entramos en la tarde, en esta jornada que se convierte en comunión con el campo y la naturaleza,

qué bonita huerta has preparado, Raúl, cuando me acerque al campo voy a preguntarte un buen porrón de cosas, seguro que tienes muchas más cosas que explicarme que las que me has mostrado hoy,

en comunión con dos personas tan bonitas, con las que vuelvo a experimentar uno de los fundamentos del liderazgo colaborativo, aquí hay 3 personas a las que les gusta mandar más que a un tonto una tiza,

y vamos mandando y haciendo juntos, ahora Bernardo, ahora Raúl, ahora Mikel, y vamos ayudándonos, al final alguien sujeta la estaca, alguien mueve el taburete, lo nivela y lo sujeta, y alguien atiza con el mazo,

en turnos naturales que respetan las energías de cada quien, y siento que lo que hoy hemos hecho 3 personas en un día no habría sido posible para una persona sola en una semana de trabajo,

ésa es la magia del trabajo en colaboración, qué bueno volverlo a sentir, con la ayuda de mis amigos, que convierten estas vacaciones, y este tiempo de descanso en una experiencia religiosa, casi mística.

   así lo vimos…

de la dualidad que vivimos ayer Bernardo y yo, discusiones incluidas, pasamos ayer a la trinidad, y observo el papel de cada quién, Raúl tan cerca del cuidado, la madre, Bernardo siempre tan sensato, el adulto,

y yo siempre tan tontorrón, tan juguetón, tan dispuesto jugar otro rato más con el balón, que hoy se ha convertido en mazo, el niño natural al aire, sí, hoy también es un ejemplo de ese trío que nos ayuda a sanar nuestra vida,

la madre protectora, el ser adulto y el niño presentes, lo que venimos a llamar el 3ple camino.

por la noche salgo a pasear con Teresa y Bernardo, y nos vamos a tomar un algo juntos, qué gusto cambiar las costumbres, Teresa, y me llevan a la taberna de Edgar Allan Poe,

donde, no puedo evitarlo, introduzco en la conversación los fundamentos de la abundancia en nuestra vida, ese regalo que crece según lo compartimos aquí y allá, ya está decidido, mañana nos juntamos con Vicky,

hermana menor y representante de Bernardo, ahí el trío cambiará, Vicky, Bernardo y Mikel, y observando, veo unos ojos que nos miran, y en el medio 3 bicis, que pueden representar la personalidad de los transeúntes,

la de Bernardo, la de Teresa, la de Mikel, y me encanta este ejercicio en el que se está convirtiendo la vida, el ejercicio de pensar y hacer sintiendo, la emoción de nuevo presente, y de mirar mirando.

en el código de 7 emociones el violeta es el color de la alegría, una energía que nos lleva al hacer conjunto, desde la comprensión de la cosa, desde el yo soy, sano, aquí está un poco menos presente el ego,

un hacer conjunto que se anuncia en el color de la chaqueta que me acabo de comprar en Jaca, y que llevo a la excursión, y que también vive en las flores del huerto de Raúl, no es extraño en este sitio en el que también disfrutamos de otros colores,

porque sólo se llega al violeta cuando hemos hecho todo el viaje, que empieza por el rojo, rojo – naranja – amarillo, porque en su día simplemente empezamos a gestionar bien la energía del miedo, el que guarda las viñas, sí.

7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado por la teoría U de Otto Scharmer y la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

Esta entrada fue publicada en 7 emociones, co-crear, colaboración, el 3ple camino, encontrándome con los amigos, la alegría, win-win-win (triple ganar), yo soy voluntaria por mikeloecorazon. Guarda el enlace permanente.

Acerca de mikeloecorazon

nacido en el país vasco (a los nuevos nos gusta levantar troncos y cortar piedras, de la misma forma que a nuestros padres les gustaba levantar piedras y cortar troncos), me gusta el sol y el mar, el color y el calor. Estar vivo es una gozada que tenemos todos los días. Reírnos y agradecer lo que tenemos también. En el mundo laboral he hecho un recorrido bastante interesante por la consultoría de organización, productividad / competitividad, auditorías de sistemas y procesos, consultoría en integración, formación, tecnologías de la información, y desarrollo de personas, equipos y organizaciones. Un camino entretenido, en el que he llegado a la sopa de piedras, al juego, y al gusto de compartir, al color y al círculo, ese sitio en el que las personas, tan diferentes pero iguales, construimos nuevas realidades. --- mi hijo Gorka me ha traído al mundo del juego desde el respeto a la persona de enfrente, todos somos iguales, un juego que es necesario re-descubrir y desarrollar en nuestras organizaciones y en el mundo laboral y social. --- y mi hija Maitane, mi hija pequeña, mi hija mayor, sólo tengo una hija, es parte de este descubrimiento que se llama "entornos de confianza", con la energía del azul clarito, el orgullo humilde, el orgullo sano, a disposición de la construcción de la casa común. --- en mi vida he aprendido de gente que contaba historias, mi primer abuelo, José, mi primer amigo, Gidor, mi primer jefe, Jesús, y ahora las cuento yo. --- desde ese ser que se descubre a sí mismo (yo me reconozco), y se comunica de forma des-inhibida, amarilla, y se encuentra con otras personas (yo te reconozco, y reconocemos juntas un entorno más amplio del que formamos parte y al que damos vida), para dar paso a la curiosidad, roja, que pinta puertas donde otras personas sólo ven paredes, una curiosidad que se convierte en actividad de crear, creatividad en innovación. desde el juego, cambiando reglas, y creando nuevos juegos, nuestros resultados son diferentes. y afortunadamente, mejores. hoy me considero una persona positiva, creativa y alegre, cariñosa, mezcladora y juguetona. un abrazo, Mikel

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s