nuevos emoticonos llegan a liberarnos

entro en Skype y observo que una colección de emoticonos nuevos están a nuestra disposición, y me paro a echarles un ojo.

en una primera aproximación veo los de más arriba, sustancialmente diferentes de los anteriores, las caritas amarillas, son, qué curioso, emoticonos que reflejan emociones puras.

fearpara empezar con el miedo, fear, esa emoción que tan bien conocemos, los ojos salidos de las órbitas, dientes castañeteando, al igual que las rodillas, ¿qué hago, me camuflo con el paisaje (me paralizo), o me echo a correr?

¿será porque somos miedicas por naturaleza o porque nos tienen bien educados?

sadnesstristeza, sadness, para seguir, azul, no sé por qué el blues y la tristeza son azules, qué curioso, como las páginas de muchas revistas de desarrollo del bienestar, cielo y mar, no tienes más que echar un ojo por ahí, incluido a Bucay, gafotas azules, intelectual.

angerira o rabia, anger, roja, con corbata, como el jefe, abriendo la boca para soltar un berrinche, con la cabeza que se prende en fuego, los bomberos, los bomberos, ¿alguien los puede llamar?, mi jefe interior está ardiendo,

disgustel disgusto, aunque no es una emoción pura, tiene pestañotas, pintadas de verde, como la bilis, que nos supura cuando no conseguimos aquello a lo que aspiramos, expectativas frustradas, mujer que demuestra su mal-estar, rabia soterrada, te vas a enterar.

joy la alegría, piel natural sonrojadita con pelo azul, ¿se ha tintado?, alegría de niño, espontaneidad que abre la boca para decir ohhhh, se maravilla con una tontería, niño natural total, yo me asombro, yo alucino, mira qué guay.

pienso en el regalo que nos hacen desde skype, que nos permiten seguir explicando y explorando emociones con imágenes, una imagen vale más que mil palabras, cuando las palabras se quedan cortas para expresar.

miedomon   así lo vimos…

en el ejercicio yo siento (OPEN HEART), uno de los ejercicios básicos con el que vestimos un proceso de conexión interior (self que se convierte en Self, poco-yo que se convierte en Yo), me permito conectar con la emoción que aflora, pero no me lleva.

open

es un matiz que hace toda la diferencia, porque yo no soy mi emoción, la emoción viene a mí, a acompañarme, y yo la veo, la miro, la identifico, y dejo que me acompañe, que se quede a mi vera lo que  tenga que estar.

porque es tan malo dejarse llevar por ella como no sentirla, yo no siento tristeza, yo no siento rabia, já, que te has creído tú eso, Manolo, sí que la siento, sí que está ahí, ha venido a acompañarme, pero no soy yo.

esta emoción que siento es mi compañera temporal, una compañera tal vez habitual, la tristeza, la rabia, el orgullo, cada una tenemos una o un par de preferidas, que nos acompañan más, emociones que a base de mirar y de escuchar entendemos más.

y en el camino, el subidón y el bajón se convierten en subiendo y bajando, y “la montaña rusa de la emoción” se convierte en vivir “onduleando en la emoción”, la miro y me acompaña colinas arriba y abajo que no en dientes de sierra,  se vive mejor.

por cierto, si te apetece ahondar un poco más en el terreno de las emociones, puedes regalarte para el veranito un libro, por poner un ejemplo, “haz que cada mañana salga el sol”, de Arancha Merino,

hazquecadamañanasalgaelsolHaz que cada mañana salga el Sol Es habitual pensar que la rabia, la tristeza y el miedo son emociones negativas. La rabia porque nos lleva a la ira, a perder el control de la situación y a parecer locos furiosos. La tristeza porque nos conduce a la depresión, a la nostalgia, a lo inevitable; y el miedo porque nos bloquea y nos paraliza. Sin embargo, cabe preguntarnos: «Sin rabia, ¿cómo me expreso si alguien me manipula?, ¿cómo me enfrento a un agresor? En cuanto a la tristeza: ¿qué hago para superar una pérdida?, ¿de qué modo puedo superar un dolor o sufrimiento si no es afrontándolo? ¿Y el miedo?: ¿cómo podría defenderme de un peligro?, ¿cómo sabré de dónde proviene una amenaza?». En estas situaciones, nos guste o no, las emociones se hacen indispensables. El haber tenido durante tantos años un concepto equivocado sobre determinadas emociones nos ha conducido a clasificarlas y etiquetarlas como buenas o malas. No obstante, todas son necesarias para guardar el equilibrio en una vida completa y sana. Sólo el correcto o incorrecto uso que hagamos de ellas será lo que determine que los resultados que obtengamos sean los deseados o los contrarios. Este libro ayuda a identificar cada una de las emociones y a usarlas para mejorar nuestra existencia y decidir que cada mañana salga el sol para nosotros

y si prefieres atizarle a las letras en vez de a las emociones, puedes leer de la teoría U en la web del precensing institute,

openhttps://www.presencing.com/

 

Esta entrada fue publicada en 13 hábitos, porque la vida también es un hábito, 5 ejercicios para el desarrollo personal, open heart, yo siento por mikeloecorazon. Guarda el enlace permanente.

Acerca de mikeloecorazon

nacido en el país vasco (a los nuevos nos gusta levantar troncos y cortar piedras, de la misma forma que a nuestros padres les gustaba levantar piedras y cortar troncos), me gusta el sol y el mar, el color y el calor. Estar vivo es una gozada que tenemos todos los días. Reírnos y agradecer lo que tenemos también. En el mundo laboral he hecho un recorrido bastante interesante por la consultoría de organización, productividad / competitividad, auditorías de sistemas y procesos, consultoría en integración, formación, tecnologías de la información, y desarrollo de personas, equipos y organizaciones. Un camino entretenido, en el que he llegado a la sopa de piedras, al juego, y al gusto de compartir, al color y al círculo, ese sitio en el que las personas, tan diferentes pero iguales, construimos nuevas realidades. --- mi hijo Gorka me ha traído al mundo del juego desde el respeto a la persona de enfrente, todos somos iguales, un juego que es necesario re-descubrir y desarrollar en nuestras organizaciones y en el mundo laboral y social. --- y mi hija Maitane, mi hija pequeña, mi hija mayor, sólo tengo una hija, es parte de este descubrimiento que se llama "entornos de confianza", con la energía del azul clarito, el orgullo humilde, el orgullo sano, a disposición de la construcción de la casa común. --- en mi vida he aprendido de gente que contaba historias, mi primer abuelo, José, mi primer amigo, Gidor, mi primer jefe, Jesús, y ahora las cuento yo. --- desde ese ser que se descubre a sí mismo (yo me reconozco), y se comunica de forma des-inhibida, amarilla, y se encuentra con otras personas (yo te reconozco, y reconocemos juntas un entorno más amplio del que formamos parte y al que damos vida), para dar paso a la curiosidad, roja, que pinta puertas donde otras personas sólo ven paredes, una curiosidad que se convierte en actividad de crear, creatividad en innovación. desde el juego, cambiando reglas, y creando nuevos juegos, nuestros resultados son diferentes. y afortunadamente, mejores. hoy me considero una persona positiva, creativa y alegre, cariñosa, mezcladora y juguetona. un abrazo, Mikel

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s