3 reglas para hacer un memorial

lamemoriadelosmuertosacabo de recibir de vuelta a casa a mi hijo mayor, Gorka, este fin de semana, y veo el domingo una película que alquilo una semana antes, y por algún extraño motivo ha quedado en paso, por qué habrá sido, ¿verdad?

la película en cuestión, “la memoria de los muertos”, habla de nuestro legado ético, de ese resumen que se puede hacer de nuestra vida una vez hemos muerto, a partir de filmaciones que se graban en Zoe, un chip que llevamos instalado.

en esa época futura presente, una de cada 20 personas llevan instalado Zoe, ese chip que forma parte de un programa, que crece con la persona, y graba todo lo que nuestro ojo ve, una especie de guardián de nuestros recuerdos.

Robin Williams es un “editor” de memoriales, una persona que “ve” las vidas que nadie se atreve a ver, y que “secuestra” con delicadeza ciertos recuerdos que pueden dañar la imagen y reputación de una persona.

un recuerdo le atormenta desde su niñez, y en la necesidad de ser perdonado, de perdonar-se, perdona a otras personas, y “las limpia”, una especie de sacerdote new age, tus pecados te son perdonados, en un proceso express, sin mediar el arrepentimiento.

porque para que editen al gusto tu vida sólo hay que pasar por caja.

me encuentro metido en este jardín, no sé si con flores o sin flores, no lo tengo muy claro, cuando recuerdo las 3 reglas para ser editor, que no se entienden perfectamente al empezar la película,

1 un montador no puede vender o regalar metraje Zoe.

2 un montador no puede tener un implante Zoe.

3 un montador no puede mezclar metrajes Zoe de vidas distintas para un Rememorial.

como en muchas facetas de la vida, las reglas son interesantes, pero no perfectas, y nos dejan un amplio margen de actuación, porque más importante que lo que un editor monta, muchas veces, y de eso trata esta película, es lo que el editor no monta, lo que omite.

es muy curioso que en inglés montador se traduzca por “cutter”, cortador, muy significativo, está claro que no se puede montar, ni omitir, lo que no se ha cortado previamente, ¿verdad?

lamemoriadelosmuertosmon   así lo vimos…

 

“the final cut”, título original en inglés, “el montaje final”, es una película que bien podría servir para un cineforum que tenga algún tipo de aspiración ética, o de generar debate en relación a los valores de esta sociedad en la que vivimos, para hablar de cosas varias,

los trozos de nuestra vida de los que estamos orgullosos, y nos gustaría se reproduzcan sin ton ni son entre nuestros amigos, en nuestra familia y en nuestra comunidad son una parte de la vida, la vida en la luz,

y los otros trozos, aquellos de los que también somos protagonistas, acciones que llevan nuestro nombre y de las que no nos vamos a poner a presumir en exceso, si podemos evitarlo, o el hombre en la sombra,

un debate que se puede ampliar si vemos el número creciente de personas que están contra el implante de Zoe, y de ser invadidos en su más estricta intimidad por el ojo que todo lo ve y todo lo filma, en el despacho, en la ducha, en la cama,

en un desesperado canto a la “libertad para ver” el mundo que te rodea cómo tú lo ves, “ve con tus propios ojos”, cree o deja de creer en función de lo que tus ojos te muestran, no lo que te indican que tienes que ver, y que creer,

una libertad para ver que va un punto más allá de nuestra libertad de expresión, a veces tan condicionada.

escribo estas líneas, las leo, y entiendo en una capa más interna la importancia que le damos en nuestros programas a la observación, ver desde la persona, el ojo y la conciencia que mira, y ve,

la observación no condicionada, para poder desarrollar la descripción no condicionada, en un ejercicio de persona no pensada por otros, no sentida por otros, no hecha por otros, no vista por otros, no condicionada,

para llegar algún día al amor in-condicional, no condicionado, total.

hoy, Gorka, mi hijo mayor, está de vuelta por casa, y coincide que esta película viene a visitarme, tal vez me ahorro el montador y le muestro cachitos de mi vida que se pueda llevar en la retina, metrajes que ya decidirá, cuando sea mayor, cómo y cuando cortar.

no sé por qué en el camino me encuentro, se me cruza, un proyecto de Jordi Bartrina Barberí,  un editor, un cutter, que contribuye en el foro de linkedin “community manager 3.0 (organizaciones que enCUENTrAn y CUENTAN cuentos)”

 

Si tienes interés en su propuesta, puedes acceder a la web de ETHicalHERitage, www.ethher.org

Esta entrada fue publicada en 5 ejercicios para el desarrollo personal, encontrándome con mi familia sana, la observación, las 3 copas (creencias, pasión y valores), nuestros básicos, pensar diferente para hacer diferente, storytelling, valores, yo me asombro por mikeloecorazon. Guarda el enlace permanente.

Acerca de mikeloecorazon

nacido en el país vasco (a los nuevos nos gusta levantar troncos y cortar piedras, de la misma forma que a nuestros padres les gustaba levantar piedras y cortar troncos), me gusta el sol y el mar, el color y el calor. Estar vivo es una gozada que tenemos todos los días. Reírnos y agradecer lo que tenemos también. En el mundo laboral he hecho un recorrido bastante interesante por la consultoría de organización, productividad / competitividad, auditorías de sistemas y procesos, consultoría en integración, formación, tecnologías de la información, y desarrollo de personas, equipos y organizaciones. Un camino entretenido, en el que he llegado a la sopa de piedras, al juego, y al gusto de compartir, al color y al círculo, ese sitio en el que las personas, tan diferentes pero iguales, construimos nuevas realidades. --- mi hijo Gorka me ha traído al mundo del juego desde el respeto a la persona de enfrente, todos somos iguales, un juego que es necesario re-descubrir y desarrollar en nuestras organizaciones y en el mundo laboral y social. --- y mi hija Maitane, mi hija pequeña, mi hija mayor, sólo tengo una hija, es parte de este descubrimiento que se llama "entornos de confianza", con la energía del azul clarito, el orgullo humilde, el orgullo sano, a disposición de la construcción de la casa común. --- en mi vida he aprendido de gente que contaba historias, mi primer abuelo, José, mi primer amigo, Gidor, mi primer jefe, Jesús, y ahora las cuento yo. --- desde ese ser que se descubre a sí mismo (yo me reconozco), y se comunica de forma des-inhibida, amarilla, y se encuentra con otras personas (yo te reconozco, y reconocemos juntas un entorno más amplio del que formamos parte y al que damos vida), para dar paso a la curiosidad, roja, que pinta puertas donde otras personas sólo ven paredes, una curiosidad que se convierte en actividad de crear, creatividad en innovación. desde el juego, cambiando reglas, y creando nuevos juegos, nuestros resultados son diferentes. y afortunadamente, mejores. hoy me considero una persona positiva, creativa y alegre, cariñosa, mezcladora y juguetona. un abrazo, Mikel

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s