el A-BE-CE-dario de la E-B-C (con la ley del 3)

ebcemresasa veces actuamos por el artículo 33, también conocido como «porque sí», «porque me da la gana», «porque lo digo yo», y a veces aplicamos un poco del tan nombrado, quién sabe si se utiliza en igual medida, sentido común (hay quien dice, pero no hay que creer todo lo que «se dice», quién sabe quién lo dice y para qué, con qué intención, que es el menos común de los sentidos).

en la línea de comunicación de Mikel (menda lerenda, también conocido como yo) ha surgido, en contraposión con el 33, versión reducida del 333, la mitad de 666, el número de la bestia, de forma no planificada, la ley del 3. Padre, hijo, y espíritu santo, 1 globo, 2 globos, 3 globos, arriba, al centro, padentro, cómo me gusta el 3…

pasa el tiempo y veo que me encuentro con más de aquello a lo que le presto atención, y aquello en lo que mi intención es fuerte.

así me ha pasado con el bien común, y la Economía del Bien Común, de Christian Felber, la EBC, si utilizamos las mayúsculas.

hoy explico los 3 motivos por los que me gusta tanto. Son, pues, los a-be-ce, 3 motivos por los que creo que es interesante estar cerquita, seguir aprendiendo, hasta hacer propio el mensaje (aprehender está mejor), para después comunicar mejor (aprehender para transformar).

la letra aempezando por A, 1, de este particular ABC, la Economía del Bien Común se basa en valores, unos valores que distan de los tradicionales competir y más, y se acercan a los de competir, y mejor. Competir y más (para mí), el afán de lucro, llevado a un extremo, y ahí podemos estar más o menos de acuerdo de que hay ejemplos para dar y tomar, ante la ausencia de mecanismos ágiles para frenar los abusos, no nos está llevando al tipo de mundo y sociedad al que aspiramos (o al que decimos aspirar).

cada uno de nosotros tiene sus propios ejemplos de abusos en diferentes campos (economía, adjudicatura, organizaciones, política, partidos políticos, organizaciones sindicales, religiosas, consejos de administración de empresas, e incluso, hasta ahí podíamos llegar, clubs de fútbol).

competir, en contra de lo que decía Adam Smith, no se regula de forma automática por los agentes que operan en el mercado y que, en el libre juego de la competencia perfecta, se auto-regulan, y generan el resultado óptimo para todos.

en este apartado de la organización, fundamentalmente en el ámbito económico, me encanta una idea de Felber. La organización «separa» a las personas de los valores que socialmente hacen que florezcan las relaciones humanas. Si las personas se mueven de forma cómoda en la solidaridad , en el respeto, en el cariño, que a la larga favorece la confianza y la relación, la organización le separa de este marco de valores natural imponiendo el «competir», «rápido», y «más», generalmente en términos exclusivamente monetarios, favoreciendo comportamientos anti-sociales y contra-ambientales.

por poner un ejemplo, en la famosa crisis española del 13, que estudiarán nuestros hijos y nietas, algún día se valorará la solidaridad de las familias y de los amigos, en paralelo con la economía paralela (o B) que ayudan a que la crisis de muchas familias y personas no sea mayor.

la letra b

BE, 2, ya hemos llegado al segundo ítem, me encanta lo plural, abierto y ligero del movimiento de la Economía del bien Común. A lo largo del texto de su libro Felber hace especial hincapié en que este es «un» modelo, no «el» modelo, está en construcción, y lo vamos a seguir mejorando entre todos, tiene muchos links con otros mundos paralelos (la permacultura, …), y ofrece diferentes ámbitos y niveles de agrupación. A nivel de empresas, de municipios y territorios, con propuestas que aplican también a los individuos y a gobiernos y banca.

la letra c

CE, 3, el tercer apartado que lo hace especialmente interesante es que promueve la participación directa, el voluntariado, la participación activa, y nos sumerge en el lado activo del infinito. Ante la democracia representativa que conocemos tan bien, en la que los políticos, sean de derechas o de izquierdas, están tan distanciados de sus votantes, con realidades tan distantes de los programas, y comportamientos tan separados de los valores fundacionales, con sistemas de control y poder, listas cerradas, amiguismo, que fomenta el seguidismo en el voto y la obediencia irracional, que luego se paga con listas formadas por personas en procesos judiciales, la Economía del Bien Común nos propone, y promueve, la democracia directa, y una serie de medidas para que el pueblo pueda deslegitimar la acción del Gobierno, o del parlamento sin tener que esperar a las siguientes votaciones generales, incluyendo el inicio de nuevas leyes.

la persona activa, que se reúne con personas activas, que conforman nuevos campos de relación y de actividad, denominados campos de energía, qué interesante palabro.

porque las personas en nuestro actuar somos energía, ondas largas y lentas, ondas cortas rápidas, porque nuestro pensar es energía, nuestra emoción es energía, y para nuestro actuar necesitamos energía, es fundamental que recobremos y re-contactemos con nuestra fuente de energía, lo que nos anima, lo que nos hace vibrar, lo que nos da poder, lo que nos conecta con nuestra ilusión y ganas de hacer.

para empezar, estas son mis razones, 3. Si no te gustan, no tengo otras, pero me interesan igualmente las tuyas.

como todo lo que aquí cuento es un resumen muy breve y muy personal, seguramente vuelvo pronto con el ABC, con citas de detallen de la A, de la BE, de la CE, transcripciones del libro de Felber, padre, que no hijo, ni espíritu santo, de la EBC.

ebcempresasmadridmon   así lo vimos…

me llega a la bandeja de entrada información de las primeras jornadas de Buenas Prácticas de Empresas en el campo de energía de Madrid, este viernes, mañana, 23 de Enero, para empezar, y el 30 y 31 de Enero, para seguir.

Yo que tú no me lo perdería. Yo que yo no me lo voy a perder.

Y por si no conoces a Felber y qué cuenta, ahí te va.

afán de lucro y competencia, sustituidos por los valores que permiten florecen nuestras relaciones humanas: confianza, honestidad, responsabilidad, cooperación, solidaridad, generosidad, compasión, en todo el mundo igual, qué bonito, qué necesario.

y si quieres conocer más, el universo trabaja en sincronía, desde fundación CODESPA me hacen llegar una invitación del Instituto Tomás Pascual Sanz, puedes conocer a Christian Felber en vivo y en directo, en Madrid, el 10 de Febrero a las 18:00.

mejor eliminamos el intermediario, ¿no te parece?

Más información, http://www.institutotomaspascualsanz.com/inscripcion/

Copio a continuación el texto de invitación del cuerpo del correo.

Desde Pascual queremos colaborar a desarrollar la sociedad en la que trabajamos cada día y para ello necesitamos de la implicación de personas como tú y empresas como la tuya que en el día a día colaboran con nosotros.

 En 2007 constituimos el Instituto Tomás Pascual Sanz, al objeto de colaborar al proceso de reflexión e investigación sobre la mejora de la calidad de vida de las personas. Para el acto del VIII aniversario, que se celebra el próximo 10 de febrero por la tarde, hemos preparado un programa en el que se expondrá y debatirá un tema de máxima actualidad: la “Economía del Bien Común”, de la mano de su creador e impulsor a nivel mundial, Christian Felber. Un tema que nos permitirá conocer y debatir sobre tendencias de gestión empresarial apoyadas sobre el paradigma de la generación de riqueza sostenible para todos aquellos que se relacionan en una sociedad.

Para fomentar y enriquecer el debate, hemos invitado al catedrático de Economía de la Empresa, Emilio Ontiveros, quien tras la exposición principal establecerá un debate sobre su teoría y tendremos el placer de contar con la moderación del acto por parte del periodista Iñaki Gabilondo, quien también aportará su habitual espíritu crítico al evento.

Creemos que se trata de una velada muy atractiva y por ello nos complace poder hacerte llegar la invitación y el programa del acto para que lo valores y, si es de tu interés, puedas acompañarnos.

por cierto, también puedes acercarte a

Esta entrada fue publicada en autores, esfera económica, la Economía del Bien Común, Mikel, triformación social por mikeloecorazon. Guarda el enlace permanente.

Acerca de mikeloecorazon

nacido en el país vasco (a los nuevos nos gusta levantar troncos y cortar piedras, de la misma forma que a nuestros padres les gustaba levantar piedras y cortar troncos), me gusta el sol y el mar, el color y el calor. Estar vivo es una gozada que tenemos todos los días. Reírnos y agradecer lo que tenemos también. En el mundo laboral he hecho un recorrido bastante interesante por la consultoría de organización, productividad / competitividad, auditorías de sistemas y procesos, consultoría en integración, formación, tecnologías de la información, y desarrollo positivo de personas, equipos y organizaciones. Un camino entretenido, en el que he llegado a la sopa de piedras, al juego, y al gusto de compartir, al color y al círculo, ese sitio desde el que las personas, tan diferentes pero iguales, construimos nuevas realidades. hoy acepto que esto no va de tirar ni de empujar, sino de ponerle calorcito y color, de hacer 3 aperturas a nivel personal, de dar 3 pasitos nuevos, y dar 3 abrazoTs (a mí misma, a ti, a la vida), de acompañar el desarrollo de ecosistemas propicios para el desarrollo de la conciencia, de la libertad, desde el amor. me considero una persona positiva, creativa y alegre, cariñosa, mezcladora y juguetona. un abrazo, Mikel

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s