San Mikel, el dragón y una nueva metodología (cómo entrenar a tu dragón)

fidelentrenaasudragonhoy es lunes 29 de Setiembre, día de San Miguel. Las líneas de hoy han empezado de una forma extraña. De aquella forma. Enlazando la última comunicación de «historias que transforman organizaciones» en el centro de innovación del BBVA, me he visto escribiendo en la línea del tiempo de la historia de mi vida, esa que lleva desde mi abuelo, que se llamaba José, a mi padre, que como nació el día de San Miguel, hijo de José, se llamó José Miguel, y termina en mí mismo, que naciendo el día de San Prudencio, nieto de José (por partida doble), hijo de José Miguel, y ahí tengo que agradecer la prudencia de mis padres, sólo me llamo Miguel, que pasado el tiempo, para no ser tan parecido a mi padre, se quedó en Mikel.

Mi hijo, si la línea del tiempo tiene alguna relación más allá de mi ombligo, en vez de José cuarto, o Miguel tercero, se llama Gorka, Jordi ahora que somos todos más catalanes que nunca, con lo que se demuestra que aprendemos a cambiar cambiando.

Celebrando mi santo, y el de mi padre, además de su cumpleaños, que no es cosa pequeña, el día de San Miguel, me tomo un vinito en vez de una cerveza. Me preparo un sushi, regalo de mi hermana, una anchoas en aceite, regalo de mi familia vasca, y unas aceitunas rellenas de jalapeño, regalo de mi familia mexicana.

En la línea de mi vida se encuentra el pasado que no soy yo, pero me ha condicionado tanto. «Lo que te toca es lo que te toca en la vida», escucho a Fidel en off. Ese regalo que es elástico, «puedes encontrar una forma que no es la que traía», minuto 31 del video al pie del post, lo transformamos en vida. Si esa forma que has encontrado con el material que te fue depositado en custodia, es reconocible, significa que has mutado. «¿Has convencido a alguien de tu forma distinta?»

Sigo escuchando a Fidel lo que es una tontería, y la diferencia con la sabiduría, cuando me llama por teléfono para confirmar la cita que tenemos mañana a medio día, a las 12:00, que se convierte en juntada para comer si encontramos un sitio cerca del Santiago Bernabeu. Un vegetariano o un chino por la zona de Chamartín, tal vez el FresCo, enfrente de la estación, un restaurante con una historia asociada.

Y sigo y sigo escuchando, ahora lo que es estar des-traído (cerca de lo de fuera, y lejos del ser, lejos de mí mismo).

En este proceso que es la vida, me doy cuenta de que he estado un periodo muy largo de mi vida des-traido, en una vida, y una forma de mirar la vida, y de vivirla, que no es la mía. La vida de mis padres, la vida de mi pareja, que se puede perpetuar si quiero mirar como sigue mirando a las cosas mi madre, o como ven la vida mi hermana, o mis hijos, por no hacer la lista larga.

En este proceso, estoy muy contento de haberme encontrado un poquito en el camino. En este 29 de Setiembre, día de San Miguel, me acuerdo de la imagen del santo, no sé si le pones una imagen mental, generalmente caracterizado por un guerrero, montado a caballo, que sujeta, y mantiene a raya, a un dragón.

San Miguel no mata al dragón, no lo somete hasta la muerte. Sólo le mantiene a raya. Pone a raya sus miedos, pone a raya su crítica y su juicio. Pone a raya sus límites, como nosotros tenemos la obligación de marcar los límites a las personas que nos rodean. Esto sí, esto no, esto de esta forma vale, de esta otra no. De esta forma elegimos quién sí y quién no entra en nuestro territorio, en un ejercicio de «Yo soy» que se ensancha, lejos del yo pequeñito, del ego encogido en un papelín, que puedes llamar careta, tal vez muerto de miedo al fondo de la cueva, sometido por el dragón.

fidelentrenaasudragonmon Así lo vimos…

una de mis películas favoritas se titula «cómo entrenar a tu dragón». la he visto un ciento de veces (6 o 7), y esta tarde, si el universo conspira a mi favor, me voy a dar otro atracón de ragón, y de película transformadora, porque transforma la visión que tenemos todos del ragón. San Miguel, el día de mi santo, me ha hecho el regalo de un José que se convirtió en Mikel, y de ragones que se transforman en el amor, en vez de en la guerra, pero me parece que eso es objeto de otras líneas.

comoentrenaratudragon3ragones

comoentrenaratudragon3ragonesmon

comoentrenaratudragonmonEste pensamiento florece hoy con una cita que tengo, qué curioso, mañana, con Fidel Delgado, un día antes de la cita programada, qué casualidad, para el 30 de Setiembre. Me encanta Fidel desde que le escuché en el primer congreso de «aprendemos todos», una propuesta preciosa para una nueva educación. Fidel nos habla de los ragones, esos bichos a los que alguno se empeña en llamar miedos, y de otras cosas que no logro entender del todo, incluyendo la TRANS, una organización para la que, no tengo muy claro si he entendido bien en este ejercicio disfuncional de escuchar mientras escribo (algo tiene de femenino mi cerebro que se empeña en hacer dos cosas a la vez, cuando no tres), trabajamos todos.

Escucho a Fidel mientras escribo estas líneas y me doy cuenta de su influencia en mi forma de trabajar hoy. Allá donde voy, llevo un par de cosas, también conociaos como cachibaches. Si nada media, me acordaré de este post reunido con Fidel, un regalo para mi vida reciente.

y perdóname el rollo, cada vez que escribo algo relacionado con «Aprendemos Todos», no puedo evitar pinchar su manifiesto, una propuesta para una nueva educación, propuesta a mi entender extensible a una nueva vida.

 

Esta entrada fue publicada en aprendemos todos, autores, fuentes externas, Mikel por mikeloecorazon. Guarda el enlace permanente.

Acerca de mikeloecorazon

nacido en el país vasco (a los nuevos nos gusta levantar troncos y cortar piedras, de la misma forma que a nuestros padres les gustaba levantar piedras y cortar troncos), me gusta el sol y el mar, el color y el calor. Estar vivo es una gozada que tenemos todos los días. Reírnos y agradecer lo que tenemos también. En el mundo laboral he hecho un recorrido bastante interesante por la consultoría de organización, productividad / competitividad, auditorías de sistemas y procesos, consultoría en integración, formación, tecnologías de la información, y desarrollo positivo de personas, equipos y organizaciones. Un camino entretenido, en el que he llegado a la sopa de piedras, al juego, y al gusto de compartir, al color y al círculo, ese sitio desde el que las personas, tan diferentes pero iguales, construimos nuevas realidades. hoy acepto que esto no va de tirar ni de empujar, sino de ponerle calorcito y color, de hacer 3 aperturas a nivel personal, de dar 3 pasitos nuevos, y dar 3 abrazoTs (a mí misma, a ti, a la vida), de acompañar el desarrollo de ecosistemas propicios para el desarrollo de la conciencia, de la libertad, desde el amor. me considero una persona positiva, creativa y alegre, cariñosa, mezcladora y juguetona. un abrazo, Mikel

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s