6 ingredientes para una historia que pega (el lobo de Wall Street, cuando más no es mejor)

ellobo2Hace unos años tuve la suerte de ser invitado al primer congreso de las ideas, que se celebró en Puebla. En este congreso a todos los ponentes, personalidades de renombre mundial, investigadoras, escritores, científicas, divulgadores, personas sesudas todas ellas, les animaron a leer un libro, para que aquilataran su saber, y su mensaje, en 10 minutos, por medio de una historia que tuviese 6 ingredientes.

Como no nos gustan las listas, por lo estructurado, por lo cerrado, por lo sintético, te animamos a que pienses en los 6 ingredientes a partir de ejemplos, como el que sigue a continuación. Y si te parece, tras el sexto, secuencia de sucesos, el quinto, auténtico, el cuarto, con sorpresita, y el tercero, emocional, vamos con el segundo, que tiene como base una película que hemos tenido la oportunidad de ver en el cine hace no demasiado tiempo: “el lobo de Wall Street”.

ellobo2

El lobo, desde mi punto de vista, es una película que tiene cierta semejanza con una fábula de Esopo, autor de la Zorra y las Uvas, La liebre y la tortuga, El lobo con piel de cordero, y tantas otras fábulas famosas.

Aproveché una invitación de Ignacio, amigo y compañero en el desarrollo de oé corazón, para participar este viernes en una tertulia / cine fórum en el café Isadora, en pleno centro de Madrid, en el barrio de Malasaña. Como no he visto la película entera, me abstengo de opinar en el café, pero sí me parecen muy certeras las apreciaciones de Ignacio y de Fernando, amigo suyo. Volviendo a casa, despachamos la segunda parte de la película.

Si la has visto, yo te haría una pregunta, la misma que lanzó Fernando a las contertulias, mayoría femenina, del café Isadora: ¿cuál es la intención del director?

En una cinta en que todo es excesivo (incluyendo el metraje, 3 horas, lo explícito y grotesco del sexo y las drogas en la oficina, aquí te pillo aquí te mato convertido en bacanal, y el uso y abuso de la prostitución asociada a la vida personal y al negocio), yo creo que la intención del director es poner sobre la mesa los valores asociados al dinero, en qué se convierte la vida cuando el leit motiv es “la pasta por la pasta”.

Aunque hay opiniones en el café que están de acuerdo en todo lo contrario (la película no versa sobre el dineros sino sobre el poder, la fama, las ventas, el reconocimiento), y aquí parece que hemos visto películas diferentes, yo creo que el lobo de Wall Street trata sobre el gran paquete del dinero, cuando entra fácil, y en cantidades ingentes.

Me acuerdo cuando era joven, un mensaje que recibí de mi abuela, y también de mi madre, esposas ambas dos de marinos de la marina mercante. El dinero del marino, tan trabajado, tan costoso, se mira, se cuida, se estira, se gasta con sumo cuidado. Porque lo que mucho cuesta, mucho se valora.

Y si ese pensamiento encierra una creencia, con la que no tenemos por qué coincidir, la fábula del lobo encierra la creencia contraria. Y me explico.

Al comienzo de la peli, tras una conversación sobre dinero,

“¿Cuánto has ganado el mes pasado?”

“53.000 dólares”, creo que le responde el lobo,

“me refiero el mes pasado”

“sí, el mes pasado”

“¿me lo puedes demostrar? Si me lo puedes demostrar paso a trabajar para ti.”

“Sí, mira”

el que será el segundo de el lobo sale corriendo a llamarle a su esposa por teléfono para decirle que acaba de cambiar de trabajo. La pasta es la pasta. Da lo mismo lo que haya que hacer para conseguirla (engañar al pobre, fontaneros, electricistas, pensionistas, con operaciones que tienen un 50% de beneficio para el broker / operador).

La cinta, como buen cine de Hollywood, huye de la mesura de Esopo, y entra en el modo de repetición, para que no nos despistemos. ¿Mujer? La más guapa. ¿Barco? el más caro. ¿Casa?, la más grande. ¿Despedida de soltero?, la más salvaje. Que no quede nada sin contar, pero siempre la más.

Y una vez que hemos huido de la mesura, más dinero que lleva a más despilfarro, a más drogas, a más descontrol, a mentiras más gordas, a más prostitución, hasta que no sabemos dónde queda el respeto por el otro, y el respeto por uno mismo, en un mundo en el que todo se compra y todo se vende. En el que la historia no acaba bien, aunque pudo acabar aún peor. Una historia en la que más no es equivalente a mejor.

La película, acaba con una escena, en la que el protagonista, tras haber pasado por la cárcel, experto vendedor, encantador de serpientes, está dando un curso de ventas.

“y tú, ¿cómo me venderías este boli?”

Una pregunta muy buena, que enlazo con otra que, a mi modo de entender, es el hilo conductor del director:

Y tú, como padre, como líder, como persona miembro de una comunidad, como buena fabuladora que eres, como responsable en tu organización, ¿cómo venderías la idea de que muchas veces MÁS no es igual a MEJOR?

ellobomon   Así lo hemos visto…

Aunque no dudamos que otras personas lo puedan haber visto diferente.

A todo esto, este post tiene relación con el segundo ingrediente, que nos cuenta que una historia gana mucho cuando, como en una fábula, tiene una lectura concreta, que no es susceptible de muchas interpretaciones. En mi película mental veo un desmadre enorme como consecuencia de un grupo de gente que gana dinero sin ton ni son, y lo gasta y lo tira de la misma forma. Para que todos vean quién soy yo… o la máscara del yo soy.

Este post forma parte de la metodología de organizaciones que cuentan cuentos, y de nuestra peculiar forma de hacer las recetas, y visualizar los ingredientes.

6 ingredientes para una receta de éxito, empezando por el sexto, ya hemos llegado al segundo.

Esta entrada fue publicada en autores, community manager 3.0, community manager 3.0, fuentes externas, los 6 ingredientes para una historia que pega, Mikel y etiquetada por mikeloecorazon. Guarda enlace permanente.

Acerca de mikeloecorazon

nacido en el país vasco (a los nuevos nos gusta levantar troncos y cortar piedras, de la misma forma que a nuestros padres les gustaba levantar piedras y cortar troncos), me gusta el sol y el mar, el color y el calor. Estar vivo es una gozada que tenemos todos los días. Reírnos y agradecer lo que tenemos también. En el mundo laboral he hecho un recorrido bastante interesante por la consultoría de organización, productividad / competitividad, auditorías de sistemas y procesos, consultoría en integración, formación, tecnologías de la información, y desarrollo de personas, equipos y organizaciones. Un camino entretenido, en el que he llegado a la sopa de piedras, al juego, y al gusto de compartir, al color y al círculo, ese sitio en el que las personas, tan diferentes pero iguales, construimos nuevas realidades. --- mi hijo Gorka me ha traído al mundo del juego desde el respeto a la persona de enfrente, todos somos iguales, un juego que es necesario re-descubrir y desarrollar en nuestras organizaciones y en el mundo laboral y social. --- y mi hija Maitane, mi hija pequeña, mi hija mayor, sólo tengo una hija, es parte de este descubrimiento que se llama "entornos de confianza", con la energía del azul clarito, el orgullo humilde, el orgullo sano, a disposición de la construcción de la casa común. --- en mi vida he aprendido de gente que contaba historias, mi primer abuelo, José, mi primer amigo, Gidor, mi primer jefe, Jesús, y ahora las cuento yo. --- desde ese ser que se descubre a sí mismo (yo me reconozco), y se comunica de forma des-inhibida, amarilla, y se encuentra con otras personas (yo te reconozco, y reconocemos juntas un entorno más amplio del que formamos parte y al que damos vida), para dar paso a la curiosidad, roja, que pinta puertas donde otras personas sólo ven paredes, una curiosidad que se convierte en actividad de crear, creatividad en innovación. desde el juego, cambiando reglas, y creando nuevos juegos, nuestros resultados son diferentes. y afortunadamente, mejores. hoy me considero una persona positiva, creativa y alegre, cariñosa, mezcladora y juguetona. un abrazo, Mikel

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s