ikea te invita a jugar

ikeatekeDentro del apartado de organizaciones que juegan, hacemos un pensamiento sobre aquellas organizaciones que crean nuevas reglas de juego y nuevos juegos. Uno de esos ejemplos, que están en más de un máster y escuela de negocios, es el de IKEA.

Si te parece, vamos a echarle un vistazo, pero diferente. Porque poco he visto escrito sobre IKEA como modelo de juego. Tal vez no te lo has planteado, pero la propuesta de esta gigante multinacional es una propuesta al juego total.

¿Qué te parece si descubrimos juntos la propuesta de esta compañía al público en general y a los ciudadanos de la república independiente de tu casa, en particular?

Para empezar, IKEA te invita a salir de excursión. Vente a pasar el día (sí, el día con nosotros), aunque también podemos acordar un ratito por la mañana o por la tarde. No importa si eres mamá o papá solo, con niños o con bebés, con madre o suegros, qué más da, tenemos un paseo por nuestras exposiciones para ti. Si traes un niño pequeño, tenemos un parque de bolas riquísimo para ti, si quieres venir a comer, tenemos restaurante. Y no te preocupes por los niños, que algo pagan, pero casi no lo vas a notar. Vente a desayunar, vente a comer, sólo nos falta que nos inviten a cenar!!! Con velas, por favor. Faltaría más, de eso también tenemos. El primer juego se llama Ven de excursión”. Y si quieres venir para alguna otra cosa más, no te preocupes, porque cerca nuestro hay un montón de servicios de los que te puedes aprovechar (un Feu-Vert para arreglar el coche, un Leroy Merlín, para comprar un par de complementos para la casa, Porcelanosa, por si no te gustan nuestros azulejos, Carrefour, por si se te hace tarde el sábado y quieres comprar unas pizzas para comer, Toys & Us y Decathlon, no vaya a ser que tus niños lleguen mañana al cumple sin regalo. Tú no te preocupes. Te hemos organizado una ciudad a nuestro alrededor para ti.

El segundo juego es un juego por la vida sana. Te organizamos un paseo en toda la regla. Porque venir a nuestra tienda es venir a pasear. El recorrido tipo es de 3 kilómetros (la abuelita hace años que no ha intentado batir su record), pero te facilitamos algunas escapatorias a nuestro laberinto. Una puerta falsa aquí y otra allá te permiten saltar algún que otro departamento, y jugar a perderte y a encontrarte. Puedes seguir las flechas o saltarte alguna casilla, pero no todas. Habitaciones, comedores, salón, el rincón de mis niños (ay, qué divertido es con niños los días sin prisa, “mira, papi, ¿me compras essstoooooo?”, todo a su altura), cocinas, no te vayas sin montar tu casa. El segundo juego se llama de oca a oca”.

Pero sigue habiendo juegos a los que jugar por todas partes. Uno de los más interesantes es Móntatelo tú mismo. Porque independientemente del juego interno que facilita que el transporte de mercancía internacional no se llene de aire (qué buen juego que les han propuesto a sus diseñadores), una de las máximas de IKEA es que TÚ (“con lo bruto que eres, papá”) te lo montes solo. Hoy una balda, mañana un armario, luego una mesa o una silla. “Mira, mamá también sabe”. Y cuando ya te lo has creído, te animas con la cocina!!! Yo me acuerdo de la primera y última cocina que he montado en mi vida. No sé si me salió más cara o más barata que en una tienda convencional, pero la aventura estoy seguro que fue más entretenida, incluyendo el alquiler de la sierra de calar, para el fregadero y la vitro. Me acuerdo de un montón de cajas blancas contrachapadas, que iban tomando forma en nuestra cocina en Madrid, los anclajes de los muebles bajos, los altos, el frigo, la campana extractora, las conexiones eléctricas y el agua, hasta con eso te acabas atreviendo ya puesto. El tercer juego se llama jugar a MacGiver o háztelo tú mismo”.

En esa misma filosofía, vamos saliendo y nos proponen que nos calcemos nuestras cositas. Bandolera de firma para el paseo interior, carros grandes para otros cacharros, plataformas para lo enorme, a la salida, furgoneta para los días en los que se nos desbordó la tarjeta y las ganitas de comprar barato, y no dejamos de comprar y comprar, y las mercancías desbordaron la capacidad del maletero del coche. ¿De qué tamaño quiere usted el camión? Este juego se llama “puedes encontrar tu talla de camionero”.

Un juego espectacular, que se complementa con la revista, que te invita a soñar con nuevos viajes, nuevas excursiones, nuevos juegos. Ven de excursión, ven con tu bebé y la abuela. Vente a desayunar o a comer, pero ven. Vente a pasear, juega a montar el puzzle, juega a transportar, y si por si acaso tus vecinos no se dieron cuenta, te puedes llevar una de nuestras bandoleras que dicen “Yo también estuve allí”. Juega a ser nuestra comercial o representante. Por cierto, ¿y unas galletitas y un té para el desayuno? “Mira, las compré en IKEA, son suecas. Prueba, prueba esta mermelada, qué rica está”

“¿IKEAcemos este finde, papá?”

No sé, no sé. Fontanero, electricista, montador, transportista, … Este finde no sé.

ikeatekemon   Así lo vimos …

Organizaciones que juegan, porque romper reglas de conducta, crear nuevas, crear nuevos negocios, cambiar, innovar, es una actitud.

Esta entrada fue publicada en autores, creatividad y juego, juego, la organización que juega, Mikel y etiquetada , por mikeloecorazon. Guarda enlace permanente.

Acerca de mikeloecorazon

nacido en el país vasco (a los nuevos nos gusta levantar troncos y cortar piedras, de la misma forma que a nuestros padres les gustaba levantar piedras y cortar troncos), me gusta el sol y el mar, el color y el calor. Estar vivo es una gozada que tenemos todos los días. Reírnos y agradecer lo que tenemos también. En el mundo laboral he hecho un recorrido bastante interesante por la consultoría de organización, productividad / competitividad, auditorías de sistemas y procesos, consultoría en integración, formación, tecnologías de la información, y desarrollo de personas, equipos y organizaciones. Un camino entretenido, en el que he llegado a la sopa de piedras, al juego, y al gusto de compartir, al color y al círculo, ese sitio en el que las personas, tan diferentes pero iguales, construimos nuevas realidades. --- mi hijo Gorka me ha traído al mundo del juego desde el respeto a la persona de enfrente, todos somos iguales, un juego que es necesario re-descubrir y desarrollar en nuestras organizaciones y en el mundo laboral y social. --- y mi hija Maitane, mi hija pequeña, mi hija mayor, sólo tengo una hija, es parte de este descubrimiento que se llama "entornos de confianza", con la energía del azul clarito, el orgullo humilde, el orgullo sano, a disposición de la construcción de la casa común. --- en mi vida he aprendido de gente que contaba historias, mi primer abuelo, José, mi primer amigo, Gidor, mi primer jefe, Jesús, y ahora las cuento yo. --- desde ese ser que se descubre a sí mismo (yo me reconozco), y se comunica de forma des-inhibida, amarilla, y se encuentra con otras personas (yo te reconozco, y reconocemos juntas un entorno más amplio del que formamos parte y al que damos vida), para dar paso a la curiosidad, roja, que pinta puertas donde otras personas sólo ven paredes, una curiosidad que se convierte en actividad de crear, creatividad en innovación. desde el juego, cambiando reglas, y creando nuevos juegos, nuestros resultados son diferentes. y afortunadamente, mejores. hoy me considero una persona positiva, creativa y alegre, cariñosa, mezcladora y juguetona. un abrazo, Mikel

4 pensamientos en “ikea te invita a jugar

  1. Interesante visión la que haces sobre Ikea, diferente pero muy acertado, y es que quién no se entretiene en cada uno de los apartados que propones es porque no quiere, al fin y al cabo es un juego ¿no? 🙂

    Saludos! Javier @CTLMes

    • Javier, la vida, al fin y al cabo, es un juego. Un juego muy bonito. Sólo pasa que a veces nos metemos tanto, tanto, tanto en el papel que nos olvidamos del espectador. Por no hablar de las veces que miramos sin ver… Lo dicho. Muchas gracias por jugar, Javier.

  2. Es verdad, Mikel, la vida es un juego… Es un gran descubrimiento. El día en qué comienzas a ver las cosas con otro cristal, el día en que utilizas otros nombres , cuando cambias el de marketing, las ventas, comprar , por el de las experiencias , juegos, usuarios….

    • María Elena, hace ya unos años trabajaba en una organización que llamaba a sus clientes “expedientes”. Sólo pensarlo me horroriza. Y lo peor es que acabábamos actuando así!!! No puedo estar más de acuerdo contigo. Experiencias, juegos, usuarios, …, qué bonito. Un abrazo, Mikel

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s