¿será suficiente con el 52%?

me encuentro en la feria mañana, en IFEMA, en esta propuesta que nos habla de un mañana que empieza hoy, un encuentro en el que me voy a encontrar con una llamada de Carlos Carrera, desde Kansas City, qué bonito es hablar con los amigos,

y me encuentro de cara con Javier Goikoetxea, de biko consulting, que viene a Madrid a desarrollar con unas compañeras 3 talleres por encargo de ENISA, qué bonito es coincidir con los cariños,

es curioso cómo se puede tardar más de 50 minutos en entrar en una feria cuando estás a punto de entrar y no hay nadie en la cola, que retrase o retarde la entrada, muy curioso,

en este ejercicio que vuelvo a hacer, noraezean, nora (a dónde) – ez (no)  – ean (en la situación de), una palabra que puedes entender como innortado (sin norte), sin rumbo flujo, o en estado fluido, sin un propósito u objetivo muy definido,

y en ese estado fluido me encuentro con unos carteles que hablan de ese mañana que empezamos a construir hoy, de la misma forma que el hoy que disfrutamos hoy lo construimos en buena parte ayer,

y con esta curiosa lata, quién sabe qué nuevo e innovador refresco encierra, hasta que me doy cuenta de que el contenido es agua, agua acompañada de un consejo, bebe agua de grifo y, solo si es necesario, bebe agua de  esta lata,

qué pena que no haya dispensadores de agua en la feria, va a ser que hoy me tomo agua de esta lata, a ver si mañana en IFEMA tenemos dispensadores de agua mineral, o agüita del grifo.

 

   así lo vimos…

en este proceso en el que uno se engancha con la publicidad, leo la historia de la lata…

En 1912, el capitán Edward J.Smith envió un SOS en código morse para alertar del inevitable hundimientodel Titanic. Hoy, el océano nos envía su propia señal de auxilio grabada en esta lata. A diferencia del Titanic, aún estamos a tiempo de reaccionar. Bebe agua del grifo y, solo si es necesario, bebe agua de esta lata.

ya han pasado 3 días desde el jueves, y me pongo a pensar, tal vez soy un inconsciente, o soy parte de la misma conciencia que hace más de 100 años hunde al Titanic, y que hoy, de la misma forma que hace el capitán del famoso barco,

lanzo la llamada después de haber metido la pata hasta el fondo, después de ordenar que este barco que ni Dios puede hundir vaya a todo vapor contra lo insondable y lo infinito, sí, yo también me he bebido el agua de la lata.

 

en el anverso del mensaje que he leído, si es que las latas tienen anverso y reverso, veo la mejora en la que contribuyo, estoy consumiendo No plastic water, de la compañía ocean 52, que dona el 52% de sus beneficios a la protección de los océanos,

y me pregunto si con tan elevado porcentaje podemos dormir tranquilas, si ya es suficiente, quién sabe si con una sola lata sea suficiente, la verdad que estoy confundido, terriblemente confuso,

no sé si tengo que beber o no beber, comprar o no comprar, tal vez tengo que lanzarme al súper a comprar más latas de esta marca, aunque luego no me las beba, porque a mí lo que me gusta y me pone es la llave del grifo.

leo las notas anteriores, 3 días después de este ratito fluido, y me siento triste al darme cuenta, en este viaje de desarrollo personal, creencias – emociones y pasiones – conciencia, sí, al darme cuenta de que yo también habría hundido el Titanic.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

me moriré en 4 años (o lo que es lo mismo, me quedan 4 años de vida)

me tropiezo con esta entrevista a Albert Espinosa, que nos acerca a la muerte, él cree que se va a morir en el plazo de 4 años, en los que, eso sí, va a aprovechar para escribir 3 libros, una peli y una serie de televisión, no está mal,

tal vez ese pensamiento le viene de la muerte de su padre, que debe rondar esa edad, y me enternece la actitud vital de este chaval revoltoso, que se lleva muriendo desde los 15 años, cuando le ingresan en una unidad de cuidados paliativos,

y conecto con mi propia muerte, mi padre se murió antes de los 60, y observo, como le ocurre a Albert, la atracción fatal de la familia y de la historia, en este proceso de repetición, y pienso si no me va a ocurrir lo mismo,

y me pregunto qué es lo que puedo hacer yo en estos 4 años de vida, qué es lo que le puedo aportar yo a mi día a día, a mis semejantes, a las personas que me rodean, conocidos, amigas, encuentros y des-encuentros en la tercera fase,

en este mundo tan bueno, tan bonito, tan verdadero, en el que hemos decidido vivir, en el que crecemos en relación.

   así lo vimos…

y pienso en un proyecto loco, absurdo, magnífico, tal vez contacto con Albert, y juntamos sus cuatro años con los míos, entre los dos ya tenemos 8, como el infinito, para lanzar el 3ple camino,

un proceso que ayuda a las personas a abrazar su plenitud, desde un recorrido personal por nuestras creencias, por nuestras pasiones y emociones, por nuestros valores, por el mejor yo soy que podemos crear en nuestro día a día,

desde dentro y en relación.

y pienso en convertir esta entrevista que le hace Eloi Vila a Albert Espinosa y estas líneas en un ejercicio, es tal fácil como convertir el enunciado en pregunta, si te fijas bien “me moriré en 4 años” se ha convertido  en “me quedan 4 años de vida”

y tú, ¿qué harías en los 4 años que te quedan de vida?

¿qué harías diferente si te dijesen que te quedan sólo 4 años de vida?, ¿seguirías haciendo las mismas cosas?, ¿hay algo que dejarías de hacer?, ¿harías cosas nuevas?

y me llega al teléfono una frase, qué curioso, de la madre Teresa de Calcuta:

No puedo dejar de trabajar. Tendré toda la eternidad para descansar.


yo, personalmente, me dedicaría al 3ple camino, a año por camino son 3, qué bueno que no requieren exclusividad, y me permiten hacer otras cosas, y me sobra uno, en el que todavía no sé qué hacer…

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

no esperes a que te toque el turno de hablar

escucha de veras y serás diferente.

Charles Chaplin

qué bueno.

  así lo vimos…

recibo esta frase que me manda Tomás en esta semana en la que un grupo de personas están trabajando 3 formas de estar en el mundo desde la atención, la observación y la escucha,

en este programa que sienta las bases de escuchar es amar, una aplicación que nos puede ayudar en un proceso de desarrollo personal y autoconciencia, qué bueno que la persona observadora se hace progresivamente presente,

con base en la escucha activa de nuestro rico mundo emocional, los procesos de mal trato en los que estamos inmersas, un mal trato que se muda al buen trato, y con la escucha de los 4 reinos,

4 formas de estar en este mundo, desde la piedra, reino mineral, pasando por el tomate y el  pepino, reino vegetal, por el caracol, reino animal, hasta llegar al monigote, reino del ser humano,

en una trayectoria a la que Tomás y Charles Chaplin, como tú y yo, no somos totalmente ajenas.

tienes información de los 4 reinos para el desarrollo de 4 tipos de atención, y de la aplicación escuchar es amar siguiendo estos rastros.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

espero que sigas mirando con pasión

estamos en el bloque 2 de este camino que podemos rebautizar como abrazar la plenitud, un bloque en el que conectamos con las emociones, la empatía, el corazón abierto, nuestras pasiones que surfean y profundizan en la vida,

el contacto con la energía y todo aquello que nos da vida, y contacto con un capítulo de el mundo amarillo, el descubrimiento 11, encuentra lo que te gusta mirar y míralo, un consejo que puedes extender a otros sentidos y a otros verbos.

   así lo vimos…

uauuuuuuuuuu

Exclamación pronunciada por el peloncete Marc, el más joven. Ojos como platos y un coche plateado aparcado a un milímetro de él.

Había un niño de cinco años que ingresó en el hospital con cáncer de tibia. A veces venía con nosotros al sol. El sol era un lugar que habían habilitado al lado del aparcamiento; allí había una canasta de baloncesto y siempre daba el sol.

Era complicado conseguir un pase de sol. Tenías que portarte muy bien. Normalmente nos dejaban estar en el sol de cinco a siete. Me encantaba salir del hospital e ir al sol, hacía que me sintiera bien, sentía como si fuera de viaje a Nueva York; el contraste era enorme. Nos quedábamos dos horas tomando el sol, bronceándonos.

El chavalín a veces nos acompañaba. Pero él no se echaba a tomar el sol con el resto. Se quedaba de pie, con los ojos fijos en los coches que aparcaban. Si aparcaban bien se volvía loco, se le ponían los ojos como platos, sonreía, reía y aplaudía escandalosamente. Si tardaban en aparcar o lo hacían con demasiadas maniobras, se ponía como una furia, se enfadaba y hasta había llegado a dar alguna patada a un coche.

No sé de dónde le venía esa pasión por los coches pero con el tiempo dejamos de tomar el sol y le mirábamos a él. Era un espectáculo digno de ver. Era pasional, inteligente, observador; era un enigma para nosotros.

Creo que no miraba coches, miraba movimientos, tiempos, giros, elegancia. Eso lo volvía loco: las formas, la energía del  giro, la dulzura de un buen aparcamiento.

A los pocos meses le detectaron metástasis en los dos pulmones. Aquel día bajamos al sol juntos. Él no tenía pase pero logramos colarlo con un pase falso que se había dejado un compañero.

Sabía que se lo pasaría bien mirando coches. Estuvimos casi las dos horas del sol mirando como aparcaban. Cuando volvíamos al hospital le pregunté: “¿Por qué te gusta tanto mirar coches, Marc?” Me miró y me contestó: “¿Por qué os gusta tanto mirar el sol?” Yo le dije que no mirábamos el sol sino que el sol era lo que nos proporcionaba… que nos bronceábamos … que era agradable.. que … La verdad es que no sabía por qué mirábamos el sol.

No juzgar; ésa fue la gran lección que aprendí ese día de aquel niño. Él miraba coches y yo miraba soles. Yo me quedaba muy quieto y él se volvía loco con lo que veía. Seguro que sus coches le daban tanto como a mí me daba el sol: color, salud y felicidad. Supongo que ver aparcar te da cosas también. Lo importante no es qué miras, sino qué te transmite mirar.

Aquel día me enfurecí mucho, lloré tanto aquella noche… No deseaba que aquel niño muriese en unos meses. Aquel chaval, su mirada de las cosas tenía que sobrevivir, llegar a dirigir países, a liderar hombres. No supe qué fue de él. Así que espero que esté donde esté siga mirando con pasión.

Ya no he vuelto a juzgar. Tan sólo a gozar con las pasiones ajenas. Tengo amigos que miran sonidos de pájaros, paredes y hasta ondas de móviles.

Encuentra lo que te gusta mirar y míralo.

curioso este texto en el que Albert nos anima a dejar de juzgar, e ingresar en un mundo en el que el respeto, las emociones y la pasión están presentes, en un juego que tú también puedes practicar.

por cierto, ¿te animas a hacer un listadito con las cosas que te apasionan y ponerlo en práctica?

 

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

como a ti misma

en esta semana que dedicamos a la empatía Silvia comparte conmigo una reflexión de Pilar de la Torre, que escucha en un taller de Comunicación no Violenta, por la cual, qué curioso,

no podemos ser empáticas con otras personas si no lo somos con nosotras mismas,

en clara alusión a este mundo que nos espeja, en el que las manifestaciones externas no son ajenas a la manifestación interior, antes al contrario, lo interno es la base de lo externo, en cualquier manifestación relacional,

ya estemos hablando de la escucha, de la atención o la observación, de la comunicación, el reconocimiento, la valoración, la estima (que empieza siempre en la auto-estima),

no es de extrañar que esta máxima de la construcción del mundo exterior que bien puede guiar nuestra vida se formule así, ama a tu prójimo como a ti misma, en un movimiento que todo parece indicar, sí, comienza en tu interior.

 

así lo vimos…

y conecto este regalo, y esta caracola, con una meditación que me llega desde la fundación Ananta, gracias Joaquín,

“Los humanos aspiran a la unidad, pero es evidente que no consiguen realizarla. ¿Por qué? Porque no saben que deben buscarla en el espíritu y en ninguna otra parte. Fuera del espíritu, se entra en el campo de la multiplicidad. La hostilidad, la posesividad, todas las tendencias a sentirse diferentes de los demás, extraños a ellos, tienen su origen en que el ser humano se alejó de este estado de perfección en donde todos los espíritus, identificados con el Espíritu divino, no hacen más que uno. En la unidad jamás aparece la más pequeña manifestación de hostilidad. 

Algunos seres han ido tan lejos en esta experiencia de la unidad que se sienten vibrar al unísono con todas las criaturas: ya no existe separación, todas las almas, todos los espíritus vibran al unísono y sienten lo que les sucede a los demás como si les sucediera a ellos mismos. Y éste es, precisamente, el objetivo de la Ciencia iniciática: reconducir a los seres hacia esta conciencia de unidad.”

Omraam Mikhaël Aïvanhov (1900-86), Pensamientos cotidianos, Editorial Prosveta.

en esta semana en la que hacemos un viaje por el azul claro del orgullo humilde y el azul índigo de la comprensión, antes de llegar al violeta y a la alegría de la acción conjunta,

me acuerdo de otra frase, la verdad os hará libres, creo que ahí podríamos asociar el azul índigo de la comprensión, que me permito reformular, en este ejercicio en el que miramos a la madre protectora, con su empatía, su respeto, su amor in-condicional,

¿por qué no nos hace libres el amor?

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

emociones exigentes y acusadoras

de camino al taller de 7 emociones le pido a Silvia que me pase un par de capturas de pantallas relacionadas con emociones y necesidades, en realidad dos listados de trabajo, relacionadas con la comunicación no violenta,

una forma de comunicar, yo pienso (estos son los hechos) – yo siento – yo necesito – yo te pido que seguramente voy a incluir hoy en la sesión, en este bloque en el que hablamos de empatía y comunicación caracol, de corazón a corazón,

qué curioso que cuando filtro el tema en la conversación Nuria saca un tríptico similar al de Silvia, en el que me quedo mirando el listado de las emociones exigentes, falsas emociones o emociones acusadoras,

que son en gran medida garantía de fracaso en la comunicación, ya que desplazan el foco de la neutralidad (esto es exactamente lo que ha sucedido, hechos) y del calorcito de mi foro interno (y me ha hecho sentir así),

a un terreno en el que se ha filtrado de forma maquiavélica el dedo acusador, porque tú has hecho que yo me sienta así de mal, tú eres por lo tanto responsable de mi desazón y malestar, desplazando la responsabilidad a la otra persona,

y cortando de cuajo el proceso que queríamos iniciar, es por eso que las podemos denominar emociones exigentes, ya que llevan una exigencia implícita de que tu cambies tu forma de comportarte conmigo,

o emociones acusadoras, porque rompen el principio de la no agresión, yo te acuso de todo lo que no funciona en nuestra relación, mal punto de partida para promover una comunicación en la que florecen el buen trato y el respeto,

yo me bien trato, yo te bien trato, para que también me puedas tratar bien a mí, tus necesidades y las mías presentes, buen trato en el foco, en el fondo y en la forma, de lo que queremos promover, desde el ejemplo, hoy y en adelante, en nuestra relación.

así lo vimos…

si te parece bien te dejo con una copia de estas falsas emociones, en las que seguramente encuentras un rastro de mal trato, juicio o violencia, ponlo como quieras, hacia tu interlocutor, porque algo habrá hecho cuando yo me siento…

abandonado acorralada acosado acusada agotado aislada alejado amenazada apartado aplastada atacado atrapada burlado censurada coaccionado culpable degradada desacreditado desamparada desatendido desdeñada

desfavorecido despreciada desvalorizado detestada engañado estafada estupido excluida explotado humillada ignorado incompetente incomprendida indigno infravalorada insultado intimidada invisible juzgado manipulada negado

obligado olvidada pisoteado presionada protegido rebajada rechazado ridiculizada robado sin importancia sin valor superflua timado tirada tonto traicionada ultrajado utilizada vencido víctima violado.

y me acuerdo de una reunión con Fernando y Eva en la que les cuento cómo me he sentido en nuestra última reunión, sí, me acuerdo que les comento que me he sentido juzgado y excluido, dos de esas falsas emociones del listado,

y entiendo por qué lo que, según yo, iba con la mejor intención, no dio, lo raro habría sido lo contrario, los frutos deseados, es lo que pasa cuando filtramos acusaciones y exigencias en nuestra comunicación.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

las emociones en los procesos de transformación de la organización

me reúno con Francisco Giménez, tras asistir a una presentación de su libro, Viento de Respuetas, del fracaso a la reinvención, para charlar un poco de procesos de coaching y mentoring, otro poco de emociones, organizaciones y personas,

y Francisco me propone escribir un post entre los dos, una entrada que bien puede tratar sobre las emociones en los procesos de transformación de las organizaciones, una propuesta que a buen seguro evolucionará,

a partir de la cual empiezo con unas notas personales que hablan de mi aproximación personal, de ese mundo material que se hace evidente en 4 reinos, el mundo mineral, el mundo vegetal, el mundo animal y el ser humano,

4 reinos que están presentes en todos nosotros, por medio del cuerpo físico, la mente, el corazón y el mundo espiritual,

4 reinos que están presentes en el mundo organizativo que desarrollamos las personas, agrupadas en grupos y equipos, para dar respuesta a desafíos comunes, que nos unen y nos convocan,

la estructura física de la organización (la piedra presente), los procesos que posibilitan el flujo de lo que está por venir (el mundo vegetal y la vida presente), el cuerpo emocional de la organización (las personas y las relaciones),

y el propósito común, un proceso evolutivo, el cuarto nivel, el cuarto reino, la cuarta capa presente, una cuarta capa que hasta hace bien poco se ha materializado en misiones y visiones corporativas, también en valores,

una cuarta capa que ahora se materizaliza en ese propósito común evolutivo que nos motiva, nos vincula, nos nutre, y que hacemos posible desde nuestras aportaciones grupales e individuales,

quién sabe por qué me acuerdo de la indagación apreciativa, de David Cooperrider, esa metodología que empieza a ver a la organización como un ente vivo, no como una máquina,

un movimiento que también se observa en las 7 fases de desarrollo de las personas y organizaciones, de Margarette van den Brink, en la teoría U, de Otto Scharmer, en reinventar de las organizaciones, de Frederik Laloux,

y me doy cuenta de que más allá de la visión del cuerpo emocional de la organización, y cómo se gestionan estas y otras emociones en diferentes estados de transformación y evolución de la organización (una fusión, un ere, una reestructuración interna),

me interesa esa visión de conjunto que entender los 4 reinos posibilita, estructura y procesos (reinos mineral y vegetal unidos), o la empresa como máquina, hasta ahí casi nos apañamos con la organización industrial del trabajo de Taylor,

que va a tener una evolución cuando integramos a las personas, el movimiento y las emociones, y hasta ahí sólo el animal está presente (el tercer reino),

que va a tener un sentido mayor cuando consideramos este propósito compartido, no me duelen prendas cuando integro la palabra espiritual en este cuarto reino, porque todo lo que realiza el ser humano, todo,

una pizza, un formulario o un cuadro, un lapicero o un lienzo, un coche o un satélite, un cohete o una bomba antipersonas, por mucho que nos cuesten aceptar ciertas realidades, todo lo que el ser humano desarrolla, tiene un componente espiritual

y las organizaciones somos personas, por lo que no es extraño entender la organización como un ser vivo, evolutivo, en el que podemos operar en cuatro niveles de realidad, desde lo más físico a lo más etéreo,

qué bueno que el encargo de hoy es para empezar desde este tercer nivel, el cuerpo emocional de las organizaciones, y de los grupos, equipos, y personas, no nos podemos olvidar las emociones de las personas,

personas que las integran, y que les dan vida.

   así lo vimos…

en las notas para preparar este post por venir, empiezo con mis preguntas, fiel reflejo de mis necesidades e intereses, de mis pequeñas o grandes aspiraciones, filias y fobias, también las podría denominar obsesiones,

¿cómo podemos desplegar una comprensión del mundo emocional en las organizaciones cuando venimos de entornos (educativos y familiares) en los que la expresión de las emociones están prohibidas o negadas?

cuando queremos desplegar procesos de gestión emocional los vinculamos con los procesos, con los productos, con los proyectos de cambio y transformación organizacional, con los despliegues (casi siempre de arriba hacia abajo),

y repartimos los recursos de forma des-igual (inversamente proporcional a la masa laboral, directamente proporcional al impacto de negocio esperado), mucho para los altos directivos, con procesos altamente especializados, poco para la chusma,

en procesos altamente condicionales, ligados a resultados, ¿será esa mi visión o estoy muy equivocado?, y más allá de esa creencia, una pregunta, ¿es posible un enfoque en el que la organización visualiza a la persona como persona y no como empleada?,

¿es posible un enfoque en el que entendemos las emociones (facilitando su comprensión, su gestión), en el ámbito personal, y en el ámbito de las relaciones, y facilitamos su expresión, independientemente de los resultados?,

¿es factible integrar este aspecto con procesos generadores de bien-estar en nuestras organizaciones, en los que el buen trato está presente, en los que yo me bien trato, para bien tratarte a ti, y juntas bien tratar nuestro entorno?

¿es factible un enfoque integrador en el que la organización saludable se integra como suma de personas, grupos y equipos saludables, más allá de la salud física pura y dura, y prácticas derivadas de la prevención de riesgos laborales?

¿es factible integrar el desarrollo personal con el de los grupos, los equipos y la organización, un desarrollo que nos vincula con el desarrollo de la innovación, de la salud, en su más amplio sentido, y de la excelencia, personal y organizacional?

y pienso en procesos de desarrollo del tercer nivel, del cuerpo emocional de la organización, en los que comprendemos que la seguridad y la confianza no es lo mismo, por

que fomentan el desarrollo de ecosistemas saludables (frente a ego-sistemas imperantes), y enfoques de gestión desarrollados por, con y para las personas, las de dentro y las de fuera, las cercanas y las remotas,

las que hoy nos acompañan y las que están por venir, porque este precioso planeta tierra no es sólo el legado de nuestros ancestros, también es el préstamo de nuestras hijas, y de las generaciones por venir.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

la vida difícil (registro de creencias y de frases míticas)

recibo esta frase para empezar el día, una frase que me va a animar a pensar, y que conecta con una de las dinámicas que hemos propuesto a un grupo que está en el proceso de abrazar la plenitud, con base en 7 emociones,

“Nada que valga la pena en esta vida es fácil”

Ruiz Zafón, el laberinto de los espíritus,

en esta primera fase en la que estamos revisando nuestras creencias, nuestros mapas mentales, en la que miramos con curiosidad el mundo que se despliega a nuestro alrededor, y me permito sentir esta frase,

que viene a decir que la vida es difícil, todo lo que “merece la pena”, como si penar fuera bueno, qué pequeña gran contradicción, va a ser arduo, complicado, horrible, casi imposible,y le ofrezco a Tomás, y al grupo, un contrapensamiento,

tal vez no valoramos nada lo que es fácil, por mucho que valga la pena,

y aquí me he dejado arrastrar por la pena original, tal vez podríamos reformular la frase,

tal vez no valoramos nada (en gran medida) lo que es fácil, natural, sencillo, bueno, bonito, verdadero, por mucho que sea merecedor de aprecio, si no hemos tenido que sufrir,

y me pregunto cómo sería la vida fácil, una vida en la que lo valoramos todo, cosas, personas y relaciones por lo que nos aportan, en su justa medida, y las valoramos más cuanto menos nos ha costado conseguirlas, tal vez aquí me he pasado, sí,

pero no importa pasarse de vez en cuando en sentido contrario, ¿qué te parece, te apuntas a un contrapensamiento absurdo y a una vida más fácil?, ¿te animas a desarrollar una mirada apreciativa de la vida?

   así lo vimos…

el ejercicio que proponemos al grupo es bien sencillo, se trata de capturar en el día a día esas creencias que subyacen en nuestra forma de hacer, y que a veces se manifiestan en nuestras conversaciones, en nuestras discusiones,

en nuestras frases lapidarias, frases míticas, de ayer, hoy y siempre, frases que en algún caso son propias, y en otros muchos casos son fruto de nuestra educación, de nuestro entorno,

frases que cuelgan de nuestra mochila de una vida anterior, creencias inculcadas a fuego, frases míticas de papá, de madre, del abuelo o la abuelita, de alguna persona que influyó en gran medida en lo que somos hoy.

en la foto aérea podemos disfrutar (sin fruto) de la TRANSformación del pequeño gran Bilbao, famoso por sus museos de arte moderno y su gran bacalao, antes y después de una ciudad otrora industrial,

en este bloque en el que relacionamos nuestra línea de la vida, el pasado, las creencias, con la teoría U, OPEN MIND, curiosidad, con nuestro niño natural, fuente de creatividad personal que se transforma en innovación del grupo y de la organización.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

lo primero eres tú… y al prójimo como a ti mismo

de fin de semana en esta primavera cálida que de pronto parece tomar calor, una pareja de amigos nos van a invitar a una barbacoa en su casa de campo, casa de sus abuelos antes que de sus padres, ahora suya,

en un pueblo en el que la mayor parte de las familias viven en casas, cosa común, que en otro día fueron cuevas, cosa no tan común, pero que también es parte de nuestra historia,

y visitamos esa cueva en casa de Amalia y de Julián, cueva encalada que utilizan como fresquera, cueva encalada que en su día tiene la utilidad de corral, sí, los animales atraviesan toda la casa para pernoctar ahí,

en un tiempo no tan lejano, en una práctica no tan anormal,

y disfrutamos esa historia en la que la casa crece, y lo que apenas era un patio y unas cuantas habitaciones, pequeñas y apiñadas, en la planta baja y en la primera, ahora acogen amplias estancias en sótano, planta baja, primera, buhardilla,

es la magia de la TRANSformación,

de la misma forma que disfrutamos del calor externo y de la sombra y fresquito del interior, de las 7 maravillas de este pueblo, que me van a hacer sonreír, 7 días de la semana, 7 colores del arco iris, 7 novias para 7 hermanos, 7 emociones,

en un paseo corto por este pueblo de menos de 2.000 habitantes que me hace pensar en las diferencias y semejanzas de los pueblos de interior y los de costa, siempre con el agua por ahí cerca, elemento tan necesario para la vida,

paseo que nos lleva a orillas del Tajo, sí, estamos en Fuentidueña, localidad en la que una extraña festividad se celebra el segundo sábado del mes de setiembre, no andará muy lejos de la fiesta del arrantzale de Bermeo, pueblo de mis padres,

extraña festividad en la que la virgen viaja sobre las aguas, rodeada de jóvenes bañándose, portadores de antorchas, en un paseo fluvial que llega hasta este pequeño desnivel que recoge la foto, en el que nos encontramos sentadas,

viendo pasar el agua, sintiendo el tiempo pasar, viendo cómo pasan los pensamientos, cómo viven las emociones, pensares y sentires que muchas veces parecen estar rayados en nuestro interior,

¿es éste un pensar nuevo o es un pensar de repetición?, ¿es esta una emoción nueva o es una emoción de repetición?, ¿es un pensar y un sentir fresco o es un mapa mental y emocional que me transita, y que me habita aquí y allá?,

no sé por qué creo que un día voy a seguir escribiendo de este 3ple mapa que nos habita, de mapas mentales seguro que has oído hablar, de mapas emocionales seguramente no, mapas que se conocen como temperamentos,

y de una tercera vía, la del hacer repetitivo, mapas inconscientes en muchos casos, conscientes y voluntarios en otras, repetitivo cuandos conseguimos la costumbre necesaria para repetir, hábitos que conforman carácter,

y viendo pasar el agua me pregunto sobre nuestra capacidad de revisar nuestros pensamientos (pienso y miento), nuestros sentimientos (siento y miento), nuestros movimientos (muevo y miento),

en un pensar – sentir – hacer involuntario, mecánico, inconsciente, muchas veces somos seres “pensados”, “sentidos”, “hechos”, quién sabe si consigamos reconectar con un pensar – sentir – hacer fresco.

   así lo vimos…

en este pequeño salto de agua, suficiente para marcar el fin de esta procesión de las antorchas, que va a tomar camino de vuelta al pueblo, de la virgen y nuestro, observo la placidez de las aguas altas, antes del salto, y la turbulencia de las aguas después,

con ese mochetón de cañas entre el arriba y el abajo, las aguas calmas y las aguas revueltas, la margen derecha y la margen derecha, en sentido de bajada o de subida, todo depende de tu dirección,

aguas arriba, a lo salmón, aguas abajo, en modo procesión,

y pienso en otro post que me gustaría escribir un día de estos, una entrada que habla de gestión emocional, y la relación que las emociones tienen con nuestra identidad, y con nuestro amor, la intención más allá de nuestras acciones,

una entrada que bien podría desarrollarse con base en esta conferencia de Jorge Carvajal, que es una de varias, tan interesante que merece la pena que evites las reducciones y las interpretaciones del intermediario,

¿qué te parece?,

¿tienes 100 minutos para ver pasar el tiempo?,

¿te animas a indagar cómo podemos auto-gestionar nuestro mundo emocional?,

¿tienes un rato para encontrar el origen del título del post de hoy?

… y si quieres seguir viendo pasar el tiempo, siempre se puede seguir, aguas arriba, aguas abajo, a favor de la gravedad o contracorriente, en esta inagotable biblioteca de internet

mientras ese por-venir llega, puedes utilizar tus próximos 100 minutos para plantearte un ejercicio raro, de intentar no pensar nada, de intentar no sentir nada, de intentar no hacer nada, ¿te animas a probar este ejercicio de no pensar – no sentir – no hacer?

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.

 

 

 

la máquina que te conecta con tu niño interior

iniciando como estamos un proceso de 7 emociones, en el que transitamos por los 3 movimientos de la teoría U, mente abierta, corazón abierto, voluntad abierta, proponemos una pregunta que se puede desarrollar, o no, en las próximas fechas,

qué capacidades, más allá de la curiosidad, relacionamos con nuestro niño interior, y cómo podemos desarrollarlas, si es que nos interesa, en este proceso en 3 pasos, tan solo estamos en el primero,

y me encuentro con este video, la máquina que nos conecta con nuestro niño interior, qué bueno que existen máquinas para todo, incluso para este ejercicio tan íntimo y tan personal.

así lo vimos…

y me sonrío al ver esta curiosa máquina, la primera que encuentro verdaderamente importante para la vida, que nos da un par de  consejos para conectar con nuestro niño interior, siempre podemos empezar conectando con nuestras hijas de carne y hueso,

no impongas jerarquía, siéntate a su altura, cuando juegues no des órdenes, simplemente juega, si te mancha… mánchalo tú también, conecta con tu hija, conecta con tu niña interior,

buenos consejos para empezar a conectar.

desde organizaciones con espíritu y corazón estamos comprometidas en el desarrollo del 3ple camino de las personas, los grupos y las organizaciones, con 3 conjuntos de capacidades que quedan representadas por 3 palabras,

curiosidad – empatía – coraje,

3 características que están relacionadas con 3 ámbitos de desarrollo organizacional, ya que

  1. la curiosidad es la llave de las organizaciones innovadoras,
  2. la empatía es la llave de las organizaciones saludables,
  3. el coraje es la llave de las organizaciones excelentes.
7 emociones es un modelo de responsabilidad emocional creative commons inspirado en la teoría U de Otto Scharmer y en la teoría del color de Goethe que compartimos desde este enlace.